Rosetta sobrevuela Lutetia

Hoy, a las 15:45 UTC, la sonda espacial europea Rosetta ha sobrevolado el asteroide Lutetia y por primera vez hemos podido contemplar el aspecto de este pequeño mundo. 21 Lutetia forma parte del cinturón principal de asteroides, situado entre Marte y Júpiter. Tiene unas dimensiones de 132 × 101 × 76 km y orbita el Sol a una distancia media de 2,435 UA, con una excentricidad de 0,16 y un periodo orbital de 3,8 años. Su periodo de rotación es de 8,17 horas y su densidad es de 3,98-5 g cm-3. Fue descubierto en 1852 por el pintor y astrónomo francés Hermann Goldschmitt cuando observaba desde París. Rosetta ha sobrevolado Lutetia a una distancia mínima de 3162 km y a una velocidad relativa de 54000 km/h (15 km/s). El encuentro se ha producido cuando la sonda y el asteroide se encontraban a unos 456 millones de km de la Tierra y 407 millones de km del Sol, por lo que los datos de la nave han tardado 25 minutos y 21 segundos en llegar hasta nosotros. Aún no está claro si Lutetia es un asteroide carbonáceo (Tipo-C, por lo que sería un cuerpo primigenio) o “metálico” (Tipo-M, asteroides que se han formado tras la fragmentación de cuerpos mayores). Los datos recogidos por Rosetta hoy ayudarán a resolver este misterio.


Lutetia, un nuevo asteroide conocido (ESA).


Un nuevo mundo: 21 Lutetia visto desde 80 000 km de distancia visto por la cámara OSIRIS de Rosetta (ESA).


Lutetia con…¡Saturno al fondo! (ESA).



Lutetia en detalle (ESA).


Posible avalancha y rocas en la superficie (ESA).


Surcos que recuerdan a los encontrados en Fobos, la luna de Marte (ESA).


Comparación entre la forma predicha de Lutetia y la observada (ESA).


Secuencia de imágenes de Lutetia (ESA).


Imagen de la aproximación al asteroide (ESA).


Posición relativa de 21 Lutetia en el Sistema Solar interior durante el sobrevuelo de hoy (ESA).


Hasta ahora, estas eran las mejores imágenes de 21 Lutetia, obtenidas con óptica adaptativa desde la TIerra por los telescopios VLT y Keck.


Animación del sobrevuelo (ESA).

Rosetta nació hace ya casi veinte años, cuando en noviembre de 1993 la misión fue aprobada dentro del programa Horizons 2000 de la ESA. El estudio de los cometas -cuerpos que son vestigios de la formación del Sistema Solar- ha sido desde hace décadas una prioridad para la comunidad astronómica en general y para la agencia espacial europea en particular. En 1986 la ESA logró un éxito rotundo cuando la sonda Giotto sobrevoló el cometa Halley a tan solo 600 kilómetros de su superficie. Desde entonces, la investigación de cometas pasó a figurar entre las prioridades de la agencia y, como resultado, a principios de los 90 surgió un ambicioso plan de colaboración con la NASA para explorar varias de estas “bolas de nieve sucia”. No en vano se piensa que estos cuerpos pueden ser la clave para comprender las condiciones del Sistema Solar primigenio, ya que serían verdaderas piedras de Rosetta cósmicas.

La NASA debía lanzar la sonda CRAF (Comet Rendezvous Asteroid Flyby) para estudiar el asteroide 449 Hamburga y el cometa Kopff a partir del año 2000, mientras que la ESA participaría en la misión CNSR (Comet Nucleus Sample Return) para traer a la Tierra una muestra de un núcleo cometario. Ambas nave debían emplear la nueva plataforma Mariner Mk. II, también elegida para la sonda Cassini. Lamentablemente, los increíbles sobrecostes de CRAF llevaron a su cancelación fulminante, por lo que la ESA decidió seguir adelante con una versión reducida del proyecto. La parte de recogida de muestras fue cancelada y en vez de generadores de radioisótopos (RTGs) se decidió emplear paneles solares tradicionales, más baratos, pero todo un desafío cuando uno viaja a más de 6 UA del Sol. A cambio, la sonda contaría con un pequeño aterrizador -denominado primero RoLand y Philae después- que estudiaría la superficie del núcleo. Rosetta no se limitaría a sobrevolar un cometa, sino que sería la primera sonda en orbitar un núcleo cometario. Seguiría la trayectoria de uno de estos astros a través del Sistema Solar interior, observando los cambios en el núcleo a medida que los hielos se subliman y toma forma la característica coma cometaria. Este requisito imponía unas condiciones mucho más exigentes para la misión, ya que desde el punto de vista energético es infinitamente más fácil sobrevolar un cometa que igualar velocidades con él y para seguirlo su órbita. Es por esto que los posibles cometas candidatos para la misión debían ser cometas periódicos con órbitas no demasiado excéntricas y con afelios relativamente cercanos.

En un principio, la sonda debía despegar en enero de 2003 para estudiar el cometa 46P/Wirtanen, pero un desafortunado fallo del cohete Ariane 5 en diciembre de 2002 obligó posponer el lanzamiento hasta el 2 de marzo de 2004. El encuentro con el 46P/Wirtanen ya no era posible, así que se escogió otro cometa periódico, el 67P/Churyumov-Gerasimenko. Rosetta deberá llegar a su objetivo el 1 de mayo de 2014, pero no sin antes navegar el Sistema Solar anterior para realizar un sobrevuelo de Marte (25 de febrero de 2007) y tres de la Tierra (4 de marzo de 2005, 13 de noviembre de 2007 y 12 de noviembre de 2009). Estos encuentros son necesarios para acelerar la sonda hasta la velocidad requerida para alcanzar la órbita de 67P/Churyumov-Gerasimenko. Otra ventaja de estos complejos juegos orbitales es que la nave ha podido sobrevolar dos asteroides: 2867 Šteins (de tipo E) el 5 de septiembre de 2008 el a una distancia de 800 km y 21 Lutetia.


La Tierra como un fino creciente en 2009 (ESA).


El asteroide 2867 Šteins tiene un tamaño de 5,9×4,0 km (ESA).

Rosetta es una nave de 3 toneladas (incluyendo 1670 kg de combustible y 100 kg de Philea) cuya estructura principal tiene unas dimensiones de 2,8 x 2,1 x 2,0 metros. Con los paneles solares desplegados, su envergadura llega a los 32 metros, lo que permite generar 395 W a 5,25 UA del Sol y 850 W a 3,4 UA. La nave incluye 24 pequeños propulsores de 10 N de empuje para control de actitud. La cámara principal de la sonda es OSIRIS (Optical, Spectroscopic, and Infrared Remote Imaging System), instrumento de 35 kg compuesto a su vez por dos cámaras, NAC (Narrow Angle Camera) y WAC (Wide Angle Camera). NAC trabaja en el rango 250-1000 nm (con doce filtros) y tiene una resolución de 18.6 μrad/pixel, mientras que WAC utiliza catorce filtros y tiene una resolución de 101 μrad/pixel.



Rosetta (ESA).



Desplegando el lander Philae sobre el cometa (ESA).

Cuando finalice el estudio del 67P/Churyumov-Gerasimenko, Rosetta nos habrá ayudado a comprender mejor nuestro Sistema Solar. Al igual que otros proyectos ambiciosos, como la Cassini de la NASA, Rosetta representa un tipo de misión casi multigeneracional, ya que entre su concepción y finalización habrán transcurrido más de veinticinco años. Quizás esta sea la tónica habitual en este siglo y a partir de ahora debamos acostumbrarnos a misiones concebidas por los abuelos de los ingenieros que lancen las sondas al espacio.



6 Comentarios

  1. Se canceló la recogida de muestras??? No sabía yo eso…! Precisamente la primera vez que oí hablar de esta sonda fue en un documental que se centraba en el desarrollo del taladro y los sensores en las patas, por dos compañías rivales… Se veía cómo cada una asumía una serie de características distintas (si la superficie sería muy dura, muy blanda, etc…), y diseñaba y construía el instrumento acorde con ello…

    Menuda decepción, ¿entonces Rosetta sólo traerá imágenes?

  2. Todo lo anterior sería válido… a no ser que con “recogida de muestras” te refieras a la parte “Sample Return” del nombre, que implica coger muestras y traerlas de vuelta a la Tierra… Supongo que se tratará de esto, ¿no? :S

    Saludos!

  3. En su día la sonda me pareció gafada. Se escogió estudiar el cometa Swachman-Wachman 3 y este se rompió, por lo que se decidió cambiar al Wirtanen. Después, el fallo del primer Ariane 5 ECA hizo que se pospusiera el despegue de la Rosetta y se tuvo que cambiar al cometa Churyumov-Gerasimenko (con un interesante problema de qué hacer con los depósitos de combustible de la sonda, que ya estaban cargados y no había procedimiento de descarga previsto). En fin, es una alegría ver que -de momento- las cosas salen bien.
    Saludos

Deja un comentario

Por Daniel Marín
Publicado el ⌚ 10 julio, 2010
Categoría(s): ✓ Astronáutica • Astronomía • ESA • Rosetta • Sistema Solar • sondasesp