Lanzamiento de la Dragon SpX-8 y primer aterrizaje de un Falcon 9 en la barcaza

Por Daniel Marín, el 9 abril, 2016. Categoría(s): Astronáutica • ISS • Lanzamientos • SpaceX ✎ 92

La empresa SpaceX lanzó el 8 de abril de 2016 a las 20:43 UTC un cohete Falcon 9 FT (F9-023) desde la rampa SLC-40 de la base aérea de Cabo Cañaveral en Florida. El cohete puso en órbita la nave de carga Dragon SpX-8 (CRS-8) con víveres y equipos para los astronautas de la estación espacial internacional, además del pequeño módulo experimental inflable BEAM (Bigelow Expandable Activity Module). Por otro lado, SpaceX ha logrado aterrizar por primera vez la primera etapa del Falcon 9 en la barcaza ASDS Of course I still love you situada a unos 300 kilómetros de Cabo Cañaveral (coordenadas 30,5º norte, 78,5º oeste). El aterrizaje tuvo lugar 8 minutos y 35 segundos después del despegue. Se trata de la segunda recuperación exitosa de una primera etapa del Falcon 9 después de la misión Orbcomm 2 del 22 de diciembre de 2015, pero es la primera en una barcaza tras cuatro fracasos previos bastante espectaculares. El último intento infructuoso había tenido lugar el pasado 6 de marzo durante el lanzamiento del satélite SES 9.

La primera etapa del Falcon 9 en la barcaza ASDS tras el aterrizaje (SpaceX).
La primera etapa del Falcon 9 en la barcaza ASDS tras el aterrizaje (SpaceX).

Para recuperar las primeras etapas durante misiones comerciales con cargas útiles muy pesadas o a la órbita geoestacionaria es necesario que aterricen sobre barcazas situadas en el océano. En este tipo de misiones la primera etapa no lleva suficiente combustible para poder regresar a la costa de Florida como ocurrió durante la misión Orbcomm 2, pero teniendo en cuenta que SpaceX quiere abaratar los costes de sus operaciones a través de la reutilización la única posibilidad que le queda es la recuperación de las etapas en altamar. El aterrizaje en barcazas es por lo tanto menos exigente desde el punto de vista energético, pero requiere de una precisión más elevada durante el descenso dado el pequeño tamaño de la barcaza. SpaceX tiene dos barcazas ASDS (Autonomous Spaceport Drone Ship) en servicio, Of course I still love you y Just read the instructions. La empresa ha intentado en cuatro ocasiones aterrizar una primera etapa en la barcaza sin éxito, a las que hay que sumar otros cinco aterrizajes suaves sobre el mar en los que no se intentó recuperarlas.

Este ha sido el tercer lanzamiento de un Falcon 9 en 2016 y el primero de una cápsula Dragon después del fallo que provocó la pérdida de la Dragon SpX-7 en junio de 2015. También ha sido el 23º vuelo de un Falcon 9 y el tercero de la nueva versión Falcon 9 FT. La órbita inicial fue de 209 x 353 kilómetros y 51,7º de inclinación. El 10 de abril a las 11:23 UTC la Dragon SpX-8 fue capturada por el brazo robot Canadarm 2 de la ISS operado por los astronautas Tim Peake y Jeff Williams. Posteriormente fue acoplada al puerto nadir del módulo Harmony. Por primera vez una Dragon y una Cygnus estarán acopladas al mismo tiempo a la estación. La Dragon SpX-8 permanecerá unida a la ISS hasta el 1 de mayo.

asas
Módulo BEAM con la Dragon CRS-8 detrás (SpaceX).
Secuencia de recuperación de la primera etapa (SpaceX).
Secuencia de recuperación de la primera etapa (SpaceX).

Dragon SpX-8/CRS-8

La nave Dragon SpX-8 o CRS-8 (Commercial Resupply Services 8)  es una cápsula espacial construida por la empresa SpaceX para misiones de carga a la ISS bajo contrato con la NASA. Transporta 3136 kg de carga para las Expediciones 47 y 48 de la ISS, incluyendo el módulo inflable BEAM de 1413 kg y 1723 kg de carga presurizada.

asa
Cápsula Dragon CRS-8 (SpaceX).

La Dragon tiene 5,9 metros de largo y 3,66 metros de ancho. Su masa precisa al lanzamiento se desconoce, pero se estima en unas 7,5 toneladas sin la carga útil. La masa en seco del vehículo parece ser de 4,2 toneladas, siendo la masa máxima de combustible de 1680 kg (en la versión lanzada por el Falcon 9 v1.0). La nave está dividida en una cápsula presurizada de 4,4 metros de altura y 3,66 metros de diámetro, además de contar con un ‘maletero’ (trunk) de 2,8 x 3,66 metros, con una envergadura de 16,5 metros una vez desplegados los paneles solares. La Dragon puede transportar 6000 kg de carga útil a la ISS repartidos entre la cápsula y el maletero. La cápsula puede traer un máximo de 2500 kg de carga a la Tierra, aproximadamente.

Una Dragon capturada por el brazo robot de la ISS (NASA).
Una Dragon capturada por el brazo robot de la ISS (NASA).

El volumen útil presurizado para la carga alcanza los 10 metros cúbicos, aunque también puede llevar hasta 14 metros cúbicos de carga no presurizada en la sección trasera. A diferencia de otras cápsulas tradicionales como la Soyuz o la Apolo, el sistema de propulsión está situado exclusivamente en la cápsula, por lo que la sección trasera no presurizada actúa como ‘portabultos’. Para el control de actitud y las maniobras orbitales, la cápsula está equipada con 18 propulsores Draco de 400 newton de empuje cada uno agrupados en cuatro conjuntos que usan tetróxido de nitrógeno y monometilhidrazina (MMH) almacenados en varios tanques con una capacidad total de 1290 kg. Los Draco funcionan con un sistema de presión mediante helio y también se usan para la maniobra de reentrada o cambio de órbita. Un par de paneles solares localizados en la sección no presurizada generan 5 kW de potencia. La Dragon usa el sistema CUCU para comunicarse directamente con la ISS, mientras que la tripulación puede controlar la nave usando el sistema CCP (Crew Command Panel). Además, la Dragon también puede usar el sistema de comunicaciones TDRSS de satélites de comunicaciones de la NASA.

C2 Dragon Chart
Cápsula Dragon (SpaceX).
IM 2012-05-31 a las 15.26.23
Dimensiones de la Dragon (SpaceX).

La cápsula incluye en su parte delantera un sistema de acoplamiento PCBM (Passive Common Berthing Mechanism) para unirse a los módulos del segmento norteamericano de la ISS. El sistema de acoplamiento está protegido durante el lanzamiento por un cono aerodinámico que se separa mediante pernos pirotécnicos (también usados para separar la nave del lanzador). La cápsula tiene en su base un escudo térmico primario de ablación construido usando el material PICA-X (Phenolic Impregnated Carbon Ablator) dispuesto en losetas, mientras que el resto de la cápsula está protegida por un material de ablación denominado SPAM (SpaceX Proprietary Ablative Material). Además del acceso frontal, la cápsula posee una escotilla lateral para las tareas de carga y descarga en tierra. Una vez en órbita, la Dragon abre otra escotilla que deja al descubierto las antenas y los sensores de navegación, así como el mecanismo de captura del brazo robot de la ISS. La cápsula dispone además de varios paracaídas piloto y tres paracaídas principales de 35,4 metros de diámetro para el aterrizaje. El contenedor del paracaídas está situado en la parte inferior de la cápsula, una configuración novedosa que permite mantener libre la parte frontal de la nave. La Dragon está diseñada para sobrevivir a un amerizaje en el océano Pacífico incluso en el caso de perder uno de los paracaídas. La velocidad de descenso final es de 5-5,5 m/s.

Las naves Dragon se montan en la planta de SpaceX de Hawthorne, California, donde también se encuentra el control de la misión de la empresa. El nombre de Dragon fue elegido en honor del personaje de dibujos animados Puff, el dragón mágico.

Captura de pantalla 2014-09-21 a la(s) 12.23.02
Secuencia de aproximación de la Dragon a la ISS (NASA).
Captura de pantalla 2014-09-21 a la(s) 12.23.11
Proceso de captura de la Dragon por el brazo robot de la ISS (NASA).

Módulo BEAM

BEAM (Bigelow Expandable Activity Module) es un módulo experimental inflable de 1413 kg fabricado por la empresa Bigelow que se acoplará al puerto trasero del módulo Tranquility del segmento norteamericano de la ISS. Viaja en el ‘maletero’, la sección no presurizada de la Dragon CRS-8. Tiene 2,16 metros de largo y 2,36 metros de diámetro al lanzamiento, pero una vez acoplado a la ISS —mediante el brazo robot Canadarm 2— e inflado tendrá una longitud de 4 metros y un diámetro de 3,2 metros.

Módulo BEAM antes del vuelo (NASA).
Módulo BEAM antes del vuelo (NASA).
asa
El módulo BEAM siendo instalado en la Dragon CRS-8 (NASA).

La estructura de BEAM es de aluminio y cuenta con numerosas capas de material para permitir el inflado. No posee ventanas, pero sí una escotilla de acceso de tipo CBM (Common Berthing Mechanism). BEAM es un módulo experimental y como tal no formará parte de la estación de forma permanente. Por motivos de seguridad, los astronautas solo abrirán la escotilla y pasarán al interior cuatro veces al año, y solo durante breves periodos de tiempo de unas horas. La misión primaria de BEAM será de dos años. Completada su misión, el módulo será desacoplado de la estación y reentrará en la atmósfera. El traslado del módulo BEAM de la Dragon al módulo Tranquility está previsto para el 16 de abril, mientras que el inflado debe tener lugar a finales de mayo o principios de junio.

Módulo experimental BEAM (NASA).
Módulo experimental BEAM una vez inflado (NASA).
asas (NASA).
Módulo BEAM una vez acoplado al módulo Tranquility de la ISS (NASA).

BEAM está basado en los módulos inflables Genesis de 1360 kg lanzados en 2006 y 2007 mediante cohetes Dnepr. La empresa Bigelow quiere emplear la tecnología de los módulos inflables para desarrollar desde estaciones espaciales privadas hasta módulos de espacio profundo para misiones tripuladas a la Luna, los asteroides cercanos o Marte.

asa
Módulo BEAM (NASA).

Vídeos sobre la instalación del módulo BEAM:

Manifiesto de carga de la Dragon CRS-8/SpX-8

Carga al lanzamiento: 3136 kg.

Carga presurizada en la cápsula: 1723 kg.

  • Carga científica: 640 kg.
  • Víveres para la tripulación: 547 kg.
  • Equipamiento vario: 306 kg.
  • Equipamiento informático: 108 kg.
  • Equipamiento para actividades extravehiculares: 12 kg.

Carga no presurizada (módulo BEAM): 1413 kg.

Emblema de la misión (NASA).
Emblema de la misión (NASA).

Falcon 9 FT

El Falcon 9 FT (Full Thrust) 0 Falcon 9 v1.2 es un lanzador de dos etapas que quema queroseno (RP-1) y oxígeno líquido. El nombre oficial del lanzador es Falcon 9 Full Thrust (F9 FT), aunque informalmente se le denomina a veces como Falcon 9 v1.2. Se trata de una mejora del Falcon 9 v1.1 (oficialmente Falcon 9 Upgraded) dotada de una primera etapa reutilizable con una capacidad superior en un 30% al v1.1 (las prestaciones precisas son secretas, pero se especula con que sería capaz de situar cerca de 20 toneladas en órbita baja en misiones en las que no se intente recuperar la primera fase). El lanzador tiene una masa al lanzamiento de 541,3 toneladas un diámetro de 3,66 metros y una altura de 69,799 metros, 1,524 metros superior al Falcon 9 v1.1. El Falcon 9 FT es capaz de situar 13,15 toneladas en órbita baja (LEO) o 4,85 toneladas en una órbita de transferencia geoestacionaria (GTO) lanzado desde Cabo Cañaveral, unas prestaciones comerciales similares a las del F9 v1.1. Como comparación, el F9 v1.1 tenía una masa al lanzamiento de 505,85 toneladas, una altura de 68,4 metros (63,3 metros de altura en caso de llevar la nave Dragon) y 3,66 metros de diámetro.

ass
Falcon 9 FT (SpaceX).

La primera etapa del Falcon 9 FT, de 42 metros de longitud, tiene motores Merlin 1D mejorados (M1D+) capaces de generar un empuje un 15% superior y además se ha densificado el combustible para aumentar la cantidad disponible. La primera etapa es reutilizable y puede aterrizar en la rampa LZ1 de Cabo Cañaveral o, si es necesario, en una barcaza ASDS situada en alta mar situada a 300 kilómetros de la costa. A diferencia del v1.1, la primera etapa del FT puede ser recuperada incluso en misiones a la órbita de transferencia geoestacionaria (GTO). Esta etapa dispone de nueve motores Merlin 1D avanzados (M1D+) de ciclo abierto que generan un empuje de 6804 kN al nivel del mar —es decir, 756 kN (77,1 toneladas) por cada motor— o  7425 kN en el vacío —825 kN (84,1 toneladas) por motor—. La primera etapa del F9 FT genera un empuje al lanzamiento de 694 toneladas, comparado con las 600 toneladas de la versión v1.1. La masa de propergoles que lleva la primera etapa es secreto, pero en el caso de la versión v1.1 se estima en 396 toneladas.

El Falcon 9 FT con la Dragon CRS-8 en la rampa (SpaceX).
El Falcon 9 FT con la Dragon CRS-8 en la rampa (SpaceX).

Los nueve motores están dispuestos en una configuración octogonal denominada Octaweb, con un motor adicional en el centro. Como comparación, en el Falcon 9 v1.0 los nueve Merlin 1C estaban situados en una matriz rectangular de 3 x 3. De esta forma se minimizan los riesgos en caso de explosión de un motor. De acuerdo con SpaceX, los Merlin 1D son más eficientes y baratos que los Merlin 1C de la versión v1.0. Al igual que éstos, los Merlin 1D tienen capacidad para soportar varios encendidos, lo que permite probarlos en la rampa antes de cada lanzamiento (una práctica única en el mundo) y permitir la recuperación de la primera etapa.

El Falcon 9 puede perder un motor durante el lanzamiento y aún así completar su misión, siendo el único cohete en servicio con esta capacidad. Los nueve motores Merlin funcionan durante 162 segundos. Para recuperar la primera etapa el Falcon 9 dispone de cuatro patas desplegables. Tras la separación de la segunda etapa, tres motores Merlin se encienden para frenar el descenso. En la etapa final del aterrizaje el motor central del Octaweb se enciende a un kilómetro de altura aproximadamente para garantizar un descenso seguro. Un sistema de propulsión a base de nitrógeno gaseoso controla la posición de la primera etapa, ayudado por debajo de los 70 kilómetros de altura por cuatro rejillas aerodinámicas.

Características del lanzador de esta misión (NASA TV).
Características del lanzador de esta misión (NASA TV).
Captura de pantalla 2013-09-29 a la(s) 20.26.13
Nueve motores Merlin 1D en configuración octaweb (SpaceX).

La segunda etapa dispone de un único motor Merlin 1D adaptado al vacío denominado Merlin 1D Vacuum (MVac+) con un empuje de 934 kN (801 kN en la versión v1.1). Funciona durante 397 segundos. Se estima que la segunda etapa del v1.1 transportaba 93 toneladas de combustible. La segunda etapa del F9 FT tiene un 10% más de capacidad en cuanto a combustible, por lo que debe llevar unas 102 toneladas de propergoles. La cofia mide 13,1 x 5,2 metros y está fabricada en fibra de vidrio. La sección de unión entre las dos etapas está hecha de fibra de carbono unidas a un núcleo de aluminio.

El fuselaje está fabricado en una aleación de aluminio-litio, mientras que la cofia y la estructura entre las dos fases están hechas de fibra de carbono. Todos los elementos importantes del cohete han sido fabricados en EEUU por SpaceX. El sistema de separación de etapas y la cofia es neumático y no usa dispositivos pirotécnicos, práctica habitual en la mayoría de lanzadores. De esta forma se minimizan las vibraciones en la estructura y, de acuerdo con SpaceX, se logra una mayor fiabilidad. El Falcon 9 puede ser lanzado desde la rampa SLC-40 de de Cabo Cañaveral (Florida), desde la SLC-4E de la Base de Vandenberg (California) o, en el futuro, desde Boca Chica (Texas). El nombre de Falcon viene de la famosa nave Halcón Milenario de las películas de Star Wars.

Captura de pantalla 2013-09-29 a la(s) 20.25.15
Motores Merlin 1D (SpaceX).
Captura de pantalla 2013-07-30 a la(s) 17.43.57
Prestaciones del Falcon 9 y Falcon Heavy (SpaceX).
222
Diferencias entre el Falcon 9 v1.0 y v1.1 (SpaceX).
Rampa de lanzamiento SLC-40 (SpaceX).
Rampa de lanzamiento SLC-40 (SpaceX).
Captura de pantalla 2014-07-15 a la(s) 23.56.29
Plano de la rampa SLC-40 (SpaceX).
Captura de pantalla 2014-07-15 a la(s) 23.56.46
Plano del edificio de montaje (SpaceX).
Falcon 9 con el transporte erector dentro del hangar (SpaceX).
Falcon 9 con el transporte erector dentro del hangar (SpaceX).

Fases del lanzamiento:

  • T-35 min: carga del queroseno (RP-1) y oxígeno líquido.
  • T-10 min: enfriado de los motores previo al lanzamiento.
  • T-7 min: el Falcon 9 pasa a potencia interna.
  • T-2 min: autorización de la USAF para el lanzamiento.
  • T-1 min 30 s: el director de lanzamiento autoriza el despegue.
  • T-1 min: el ordenador comprueba los sistemas y se presurizan los tanques de propelentes.
  • T-3 s: ignición de los 9 motores Merlin.
  • T-0 s: despegue.
  • T+1 min 11 s: el cohete pasa por la zona de máxima presión dinámica (Max Q).
  • T+2 min 30 s: apagado de la primera etapa (MECO).
  • T+2 min 34 s: separación de la primera etapa.
  • T+2 min 41 s: encendido de la segunda etapa.
  • T+4 min: encendido para dar la vuelta a la primera etapa.
  • T+7 min: primer encendido de frenado de la primera etapa.
  • T+8 min: primer encendido de aterrizaje de la primera etapa.
  • T+10 min: apagado de la segunda etapa (SECO).
  • T+10 min 30 s: separación de la Dragon.
  • T+12 min: despliegue de los paneles solares de la Dragon.

Intentos de recuperación de la primera etapa del Falcon 9

  • 29 de septiembre de 2013: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Vandenberg con el satélite canadiense Cassiope. El intento de aterrizaje suave fue un fracaso y la etapa, que no llevaba patas, resultó destruida.
  • 18 de abril de 2014: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con la Dragon SpX-3. La primera etapa aterrizó suavemente sobre el océano antes de hundirse.
  • 14 de julio de 2014: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con seis satélites Orbcomm OG2. La primera etapa aterrizó suavemente sobre el océano antes de hundirse.
  • 21 de septiembre de 2014: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con la Dragon SpX-4. La primera etapa, en esta ocasión sin patas, aterrizó suavemente sobre el océano antes de hundirse.
  • 10 de enero de 2015: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con la Dragon SpX-5. La primera etapa resultó destruida al intentar aterrizar sobre la barcaza Just read the instructions por un fallo del sistema hidráulico que controla las aletas superiores.
B7c73oaCQAA7V-j
La primera etapa del Falcon 9 golpea la barcaza durante el lanzamiento de la Dragon SpX-5 (SpaceX).
  • 11 de febrero de 2015: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con el satélite de la NASA DSCOVR. La primera etapa amerizó suavemente en el océano.
B9nSrs4CEAA4mbo
Imagen del encendido de frenado de la primera etapa del Falcon 9 durante el lanzamiento del DSCOVR (SpaceX).
  • 14 de abril de 2015: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con la Dragon SpX-6. La primera etapa resultó destruida tras caer de lado sobre la barcaza Just read the instructions.
CClJZmqWIAAsLB-
La primera etapa se acerca a la barcaza antes de estrellarse el 14 de abril de 2015 (SpaceX).
  • 28 de junio de 2015: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Cabo Cañaveral con la Dragon SpX-7. El lanzador resultó destruido durante el lanzamiento y no se pudo intentar la recuperación en la barcaza Of course I still Love You.
  • 21 de diciembre de 2015: lanzamiento de un Falcon 9 FT desde Cabo Cañaveral con once satélites Orbcomm OG-2. Primera recuperación exitosa de una primera etapa. El aterrizaje se produjo en tierra firme sobre la rampa LZ1 de Cabo Cañaveral.
La primera etapa tras el aterrizaje (SpaceX).
Primer aterrizaje exitoso de una primera etapa en la rampa LZ1 de Cabo Cañaveral (SpaceX).
  • 17 de enero de 2016: lanzamiento de un Falcon 9 v1.1 desde Vandenberg con el satélite Jason 3. La etapa se destruyó al caer de lado sobre la barcaza Just read the instructions.
Aterrizaje de la primera etapa en la barcaza ASDS (SpaceX).
Aterrizaje de la primera etapa en la barcaza ASDS durante el lanzamiento del Jason 3 (SpaceX).
  • 4 de marzo de 2016: lanzamiento de un Falcon 9 FT desde Cabo Cañaveral con el satélite SES 9. La primera etapa se estrelló contra la barcaza Of course I still Love You.

El cohete de la misión:

12900957_10157273404930131_2231301441136461817_o CfenJmJWEAEuHsX

El Falcon 9 en la rampa:

12936598_10153519364683091_3456576001766010786_n 26309783565_eed523ea07_o 1212121

Vídeo de la prueba de encendido de los motores del F9 el 5 de abril:

Lanzamiento:

SpaceX/CRS-8 Liftoff SpaceX/CRS-8 Liftoff

Captura de pantalla 2016-04-08 a las 21.45.36

Recuperación de la primera etapa:

Captura de pantalla 2016-04-08 a las 21.55.13

2323232ewwdsd

 



92 Comentarios

  1. El principio del fin del programa espacial ruso. Cuando se afianzen estos cohetes, para lo unico que serviran el Angará, Soyuz y demás, será para subir a cosmonautas rusos y satelites rusos, nadie querrá pagar un solo dólar por los caros cohetes rusos deshechables.

  2. Debo decir que no me lo esperaba… me esperaba otro fallo más. A ver si esto da un empujón a los rusos y continuan desarrollando sus cohete con alitas… Veo una pista de aterrizaje en Vostochni al caer.

  3. Gran noticia para SpaceX y para la exploración espacial. Y si el modulo inflable funciona como esperan … veremos una nueva época en la exploración espacial. Ahora a por el refueling, apropiarse de algún asteroide y que tenga volátiles … soñar es gratis.

  4. Occidente siempre ha sido especialista en vender ilusión (ilusion-delusion), eso no lo vamos a negar, pero luego la Santa Realidad con las rebajas es muy dura xD

    Lamento ser el aguafiestas de la ídem, pero yo mi dinero lo metería en un Larga Marcha o uno indio, esto es que no sé, si le quitamos la subvención sigue siendo lo más caro de todo. Cohetes reusables los boosters de la lanzadera, anda que no dieron disgustos, esto hay que usarlo otra vez y a ver cuánto aguanta, que esa es la cosa. Los militares tienen cada idea peregrina… Pues mira que no tienen ICBMs disponibles.

    Está claro que para ruído mediático esto pita que te cagas (para eso cuesta una pasta), el problema será cuando venga la resaca. Es que uno es muy de ciencias duras, durísimas, no veo los coches voladores (los drones sí hubo algunos que los vieron venir), no veo los robots por la calle (en China hasta los “despiden” de camareros), y no veo las naves de Star Wars. Es que… No.

    ¡Perdón!

      1. Me recordo los comentarios de los que odian a EEUU por alguna razon unao de los comentarios que mas se hizo reir fue el de “¿cual es la emocion de este lanzamientom, si este cohet o tiene la capacidad de carga de un cohete soyuz?)

          1. Me recordó los comentarios de los que odian a EEUU por alguna razon, uno de los comentarios que mas se hizo reir fue el de “¿cual es la emocion de este lanzamientom, si este cohete no tiene la capacidad de carga de un cohete soyuz?)

            ¿Listo? ¿Tienes nombre?

    1. Los boosters del Shuttle eran petardos, esto son cohetes de combustible líquido. Tu comentario parece más de ciencias políticas que de ciencias puras “durísimas” y eso que argumentos, haberlos haylos. Los cohetes indios son pequeños los chinos, tan baratos son?

    2. Stewie, creo que no sólo estas haciendo el papel de aguafiestas, sino también el de opinologo desinformado.
      Para cuando termine el año SpaceX va a tener el lanzador más pesado en servicio, al menos 5 etapas recuperadas y me arriesgo a decir que al menos una rehusada.
      Ya veo q para ese momento te va a agarrar la amnesia y vas a felicitar a Elon Musk como el resto.

  5. Con subvenciones públicas de EEUU o sin ellas, lo cierto es que tanto SpaceX como Blue Origin están consiguiendo que la gente y los jóvenes vuelvan a sentir interés por los lanzamientos espaciales. Casi todos los “espaciotrastornados” estamos encantados. Y digo “casi todos” porque ahí tenemos a Stewie, el forofo de los cohetes de la ISRO india (cuyos proyectos espaciales también me interesan mucho, pero de ahí a convertirlos en el referente del futuro pues…).

    Pero no solo Stewie está en el lado del aguafiestismo. Aquí, en España, los de siempre (ecologístas e izquierdistas desnortados) ya están dando la tabarra desde Canarias a cuenta de los planes de PLD Space. Hoy, en el diario EL MUNDO, y a propósito de la noticia de la ayuda pública a esta empresa para seguir desarrollando los motores cohete de los ARION podemos leer esto:

    “Hace una semana la compañía se vio envuelta en una inesperada polémica, al protestar organizaciones ecologistas canarias por la sugerencia de que se pudieran lanzar sus cohetes desde El Hierro o Gran Canaria, lo que consideran “una agresión medioambiental”. Izquierda Unida aseguró que trasladará esa protesta al Parlamento Europeo”.

    Está visto que los hay que prefieren seguir teniendo un desempleo del 40% y una economía basada en el monocultivo del turismo (que solo genera contratos temporales de baja cualificación y de más bajos sueldos y que en el caso canario carga además con el handicap de que muchas compañías hoteleras prefieren traerse a su propio personal extranjero para atender a los turistas) a dejarse de soñar con la feliz Arcadia ecológica, poner los pies en el suelo y tratar de llevar inversiones productivas y con valor añadido a su tierra. Ya lo hicieron con los planes de Defensa para lanzar desde allí los Capricornio, pusieron el grito en el cielo con lo de las prospecciones de petróleo y ahora le toca a PDL Space.

    Menos mal que los de PDL Space me hicieron caso (modo irónico) y tienen previsto lanzar sus primeros cohetes desde el polígono experimental de El Arenosillo (Huelva), desde el que durante veinte años se lanzaron los cohetes sonda del INTA.

    Hay gente que no aprende.

    1. Vaya mezcolanza de argumentos antiecologistas, sr. Hilario Gómez.
      Puedo entender sus alusiones críticas respecto de grupos ecologistas en relación con la industria espacial -ya que la hemeroteca no recoge grandes catástrofes medioambientales en ese campo-, pero mezclar lo espacial con la extracción de crudo mediante plataformas petrolíferas, me parece un despropósito.
      Pienso que no ha aplicado el sentido común al criticar el veto del gobierno canario a la extracción de crudo en sus aguas: dudo mucho que nadie en su sano juicio quiera poner en riesgo el soporte de su economía (guste mas o menos que el turismo sea ese soporte) jugándoselo todo a la ruleta rusa con una plataforma petrolífera, que aportará en el mejor de los casos un porcentaje mínimo a la economía del archipiélago canario y a su tejido productivo.
      ¿Ha olvidado usted lo que sucedió el 20/04/2010 en el golfo de México con una plataforma petrolífera de BP?
      Supongo que ignora ud. que se han producido mas de un centenar de desastres medioambientales por vertidos de petróleo desde 1960 en todo el globo, con mas de 100.000 tm de crudo vertidos en mas de una docena de esos siniestros.
      Y que a la empresa REPSOL, sin ir mas lejos, en seis años ha causado ocho vertidos en el mar Mediterráneo.
      Lo dicho: su alegato antiecologista, máxime mezclando churras con merinas, es reprobable.

      1. Puede reprobarme todo lo que le venga en gana, Xerman, que eso no va a quitarme el sueño.

        Hablar del tema del hidrocarburo canario no nos va a llevar a ningún sitio porque las prospecciones de REPSOL fueron detenidas según la versión oficial porque se concluyó que si bien había gas (desde metano hasta hexano), no lo había en el volumen ni la calidad suficientes para valorar una posible extracción.

        El problema es que las prospecciones también las ha hecho Marruecos en aguas limítrofes. Si se hubiera dado que se hubiese encontrado gas o petroleo en abundancia, podríamos habernos encontrado en la absurda circunstancia de que Marruecos se hubiera puesto a explotar unos yacimientos al lado de Canarias mientras en la parte española, de dejarse llevar por determinadas posturas, no se habría hecho nada…

        Pero eso no ocurrió y el asunto está de momento cerrado. MIre, el problema de Canarias es que son unas islas pequeñas, superpobladas, con un bajo índice de desarrollo comparado con el resto de España, sin industria, con una agricultura pobre y que tiene como única fuente de riqueza un turismo masivo de sol y playa. Ese turismo está controlado por turoperadores extranjeros y por compañias hoteleras foráneas y españolas que en muchas ocasiones prefieren traer trabajadores extranjeros para atender a sus clientes alemanes, noruegos o británicos antes que contratar a trabajadores locales que no dominan esos idiomas. Y esos empresarios extranjeros y locales consideran una amenaza cualquier opción INDUSTRIAL que pueda establecerse en las islas, ya sean sistemas de mantenimiento de plataformas petrolíferas, ampliaciones portuarias, etc. Y claro, el dinero corre alegremente entre dirigentes políticos locales y grupos ecologistas para “defender” la “especificidad” canaria.
        Es ABSURDO oponerse con argumentos ecologistas a una base de lanzamiento de cohetes sonda y pequeños lanzadores orbitales ya que su impacto es MÍNIMO, como lo habría sido una plataforma petrolífera a 80 km de la costa. Cualquiera de los aeropuertos canarios supone una amenaza mayor para el medio ambiente, y no digamos los cruceros llenos de turistas que limpian las sentinas cerca de las costas. Pero claro, las élites empresariales y locales que viven muy bien del turismo no están dispuestas a aceptar la más mínima amenaza a su negocio.
        Mientras tanto, las Canarias seguirán distinguiéndose por estar en la cola nacional de los niveles educativos de su población activa.
        Eso sí, no todo va a ser malo: por fortuna los prebostes canarios no se opusieron a la instalación de los telescopios que aprovechan sus estupendos cielos (claro, están en la montaña, no en la playa) y con un poco de suerte hasta el TMT (Telescopio de Treinta Metros) norteamericano acabará en Canarias ahora que los hawaianos y sus ridículas obsesiones religiosas sobre montañas sagradas han paralizado el proyecto (http://elpais.com/elpais/2016/04/04/ciencia/1459789969_775353.html). Pero claro, eso sólo si no perjudica al “sol y playa”. Si lo hiciera, ya se encargarán las “fuerzas vivas” canarias de achuchar a ecologistas y otros “concienciaos” contra el proyecto.

        1. Bueno, la comparación entre las plataformas petroleras y una base de lanzamiento espacial es arriesgada. Es cierto que el riesgo de accidente petrolero es mínimo pero, de haberlo, arruinaría durante años el negocio turístico. Sin embargo, una base de lanzamiento no creo que supusiera ningún problema al negocio turístico. Es más, a lo mejor hasta atraería a más turistas. Todavía recuerdo con tristeza las manifestaciones que se hicieron en el Hierro contra la “lanzadera” (entiéndase el Capricornio, se ve que entre los manifestantes había nivel). Así nos va…

        2. Nada mas lejos de mi intención que perturbar su descanso, sr. Gómez.
          Ahora bien, permítame que manifieste mi humilde discrepancia ante su arsenal de ataques a los movimientos ecologistas, a los que acusa de venderse a los grupos hosteleros, entre otras lindezas, amén de sacar a colación determinadas circunstancias socioeconómicas relativas al archipiélago canario que nada tiene que ver con lo que le reproché en mi anterior comentario (que si relee con un poco mas de atención, llegará a la conclusión de que no pretendo dar razón a los que argumentaban en contra de los lanzamientos de cohetes desde esa zona estratégica, pues no comparto esa idea).
          No entiendo a cuenta de qué vienen esos ataques por su parte a personas que -en su mayor parte- defienden el medio ambiente de los ataques de gente sin escrúpulos que solo piensa en su propio beneficio, aún a cuenta de la salud del resto del mundo, en aras de un mayor margen de beneficio. Quizá ud. trabajaba en cierta empresa próxima a Aznalcollar, y sin pretenderlo he herido su susceptibilidad… o quizá se trata simplemente de un problema de ira mal enfocada hacia gente que no coincide con su ideología política conservadora (y con su religión -ya puestos-, sea cual sea ésta).
          Quien sabe. Tampoco es que me importe, pero sería de agradecer que trate de ser mas comedido en sus comentarios respecto de asociaciones que no reciben el mérito por parte de la sociedad del que realmente son acreedoras.
          Un saludo.

          1. Pues no, no trabajo para empresa aznalcollana alguna.

            Sólo permítame que le recuerde la inmortal cita de un profesor universitario:

            “Ecólogo es a ecologista lo que cartero a carterista”.

            Que pase un buen día.

  6. Hola, no entiendo mucho de cohetes,pero el falcon 9 podrá enviar la capsula dragon v2 con personas? o se necesita el falcon heavy? graciass

  7. sinceramente yo creo que esas estapas que vuelven enteras no se pueden aprovechar por los esfuerzos sufridos y bruscas variaciones térmicas. A fin de cuentas si se quisiera reutilizar habría que hacerles cincuenta mil pruebas y mantenimientos, como el shuttle que fué lo que lo mató….el mantenimiento

    1. pero esto no es están complejo como el trasbordador,aparte que con los trasbordadores tenían que comprar nuevos motores pero el de spaceX no, aparte es mas barato mantenerlo que comprar uno todo nuevo

  8. Y hablando de barcazas y reutilización, entiendo que en la inminente versión reutilizable del Falcon Heavy los dos cores laterales que actuan como aceleradores aterrizarían en tierra mientras que el core central haría lo propio en una barcaza ¿no? Porque tres barcazas no tienen, sólo disponen de una para el pacífico (lanzamientos desde Vandenberg) y otra para el Atlántico (Cabo Cañaveral y Boca Chica).

    1. Los boosters laterales se separan en primer lugar, por lo que es mas facil hacerlos volver al lugar de lanzamiento. El segmento central lleva mas velocidad y altura cuando se separa, por lo que hay que amerizarlo en una barcaza en alta mar.

  9. Un acontecimiento memorable, tal vez no sea el comienzo de una nueva era espacial donde los lanzadores se reutilizarán múltiples veces y el precio de los lanzamientos caiga en picado, pero lo cierto es que SpaceX ha sabido captar la atención y jugar con la imaginación de la gente, cosa que otras agencias llevan mucho tiempo sin hacer.

    Chinos, Rusos, Europeos… todos se basan en fondos públicos para mantener el chiringuito a flote ¿y que ofrecen a cambio? Lanzadores convencionales sin ninguna innovación reseñable, una imagen de agencias casposas (lo de la ESA y su política de divulgación es de traca) o mafiosas (China es una dictadura (una dictadura muy eficaz, todo sea dicho) y Rusia como si lo fuera), quien se puede sentir atraído por estos programas espaciales que no sea físico, ingeniero, etc. ¿Como justificar a la mayoría de la gente que no es capaz de comprender lo complejo y por lo tanto caro que es el sector aeroespacial, la ingente cantidad de dinero que se invierte en el espacio?.

    Musk y su legión de geeks van pregonando que van a poner un hombre en Marte e incluso montar una colonia y la gente se vuelve loca cada que logran un hito como aterrizar un cohete en una barca en el atlántico, así es muy fácil para el gobierno sacar el talonario… En Europa mientras tanto nos quedamos mirando, criticando la viabilidad de la ideas de reutilización de cohetes de los Americanos, ahora bien ¿quien esta esperando que despegue del próximo Ariane? ¿quien seguiría el webcast del lanzamiento?

    Puede que sólo nos vendan humo y que tarde o temprano se descubra que reutilizar un cohete es un callejón sin salida o que los lanzadores pesados no tienen justificación porque las misiones tripuladas interplanetarias no son más que ciencia ficción, no obstante al menos lo habrán intentando (lucrándose como cerdas eso sí) dando un espectáculo que hoy en día es de agradecer.

  10. Daniel publicó hace un tiempo un post sobre un proyecto europeo para recuperar solo los motores de la primera fase desacoplandolos del tanque y haciendolos aterrizar como un avion de radio control. ¿Sigue adelante?

  11. Felicidades a SpaceX por fin lo lograron, pero estaba viendo los vídeos… Vieron que cuando el F9 toca la barcaza se desplaza hacia un costado y se detiene a centímetros del borde… Imagínate lo cerca que estuvo de caer color la borda

  12. Ahora hay que ver cuanto cuesta volver a a ponerlo en marcha. A ver si les sale rentable por favor… y conseguimos abaratar el acceso al espacio.

  13. Una cosa que se me ha ocurrido y que no se si es viable, ¿podría el cohete dejarse llevar un poco más en su trayectoria para que aterrizase en las Bermudas? Así se evitaría la problemática de aterrizar en el mar.

  14. Tengo una duda con el significado de este pie de fotografía “Módulo experimental BEAM una vez inflable”.

    Significa que solo se puede inflar una vez (un único uso), o que el pie de la fotografía deberia finalizar “… una vez inflado”.

  15. Impresionante! Me alegra que lo hayan conseguido aunque no me parezca una solución muy segura lo de aterrizar en el mar estando a merced de los elementos, eso no hace más que maravillarme más el que lo haya conseguido, vamos que estoy mas feliz que un enano en un barril de cerveza 😀
    Espero, que sea de la forma que sea, todo esto siga en el rumbo planeado y se puedan lanzar cohetes como churros a precio de saldo y así sigamos con nuestra aventura espacial hasta donde podamos llegar.
    Ojalá los años que nos queden de vida sean tan prometedores e interesantes como aparentan, saludos y felicidades como siempre a Daniel por traernos nuestras pastillas de la felicidad para espacio-trastornados.

Deja un comentario