Gagarin: una semana para la eternidad

Hace cincuenta y cinco años tres jóvenes pilotos militares soviéticos charlan animadamente en la Plaza Roja de Moscú. Son unos perfectos desconocidos para el gran público y no tienen ningún problema en pasar totalmente desapercibidos. Una semana más tarde el mundo entero conocerá el nombre de uno de ellos cuando se convierta en el primer ser humano en alcanzar el espacio.

Gagarin, Titov y Nelyubov en la Plaza Roja en una foto tomada antes del día 5 de abril.
Gagarin, Titov y Nelyubov en la Plaza Roja en una foto tomada antes del día 5 de abril de 1961.

Pero ese día Yuri Gagarin, Guerman Titov y Grigori Nelyubov son simplemente tres militares que intentan pasar lo mejor posible las que serán sus últimas horas de descanso en la capital antes de partir hacia uno de los lugares más misteriosos y vigilados del planeta Tierra en esos momentos: el cosmódromo de Tyura-Tam (posteriormente conocido como Baikonur), situado en medio de la inhóspita estepa kazaja. Sin que sus compatriotas lo sepan, el trío se ha entrenado en secreto durante los últimos meses a las afueras de Moscú con el fin de llevar a cabo una aventura casi imposible de creer. Seguro que la mayoría de viandantes de la Plaza Roja que paseaban junto a ellos habrían sonreído con incredulidad si les hubiesen contado qué planeaban hacer en el plazo de apenas una semana.

Casi igual de sorprendente es que ninguno de los tres sabe en esos momentos cuál será el elegido para pilotar la nave Vostok (3KA) que la oficina de diseño OKB-1 del Ingeniero Jefe Serguéi Koroliov ha estado diseñando estos últimos años. Hacía apenas tres meses, el 18 de enero, una comisión dirigida por Nikolái Kamanin había seleccionado seis candidatos de los veinte existentes de cara a la primera misión tripulada de la historia. Los seis eran Yuri Gagarin, Guerman Titov, Grigori Nelyubov, Andrián Nikoláyev, Valeri Bykovski y Pável Popóvich. El 20 de febrero el número se redujo a solo tres después de numerosas pruebas y exámenes.

Gagarin, Titov y Nelyubov tenían un historial intachable. Los tres destacaban por su inteligencia, fortaleza física y baja estatura, este último un requisito necesario impuesto por los ingenieros que habían diseñado la nave Vostok. Titov destacaba en las pruebas físicas, mientras que Nelyubov era un líder natural. Pero Gagarin era el favorito de todos, tanto del cuerpo de cosmonautas como de Kamanin y Koroliov. Pese a todo, todos sabían sin decirlo en voz alta que el duelo sería entre Gagarin y Titov. Nelyubov no tenía ninguna posibilidad. En marzo de 1961 los vuelos exitosos de las cápsulas 3KA-1 y 3KA-2 con las perras Chernushka (‘negrita’) y Zviózdochka (‘estrellita’) a bordo habían permitido confirmar que el diseño de la nave era correcto. Koroliov dispuso el primer vuelo tripulado, con la nave 3KA-3 para el mes de abril. El tiempo corría en contra del Ingeniero Jefe, quien temía que los estadounidenses se pudiesen adelantar con la misión suborbital de Alan Shepard a bordo de una cápsula Mercury.

No sería la primera vez que los tres viajaban al cosmódromo. Durante el lanzamiento de la nave 3KA-2 con Zviózdochka a finales de marzo Gagarin y Titov habían ensayado los procedimientos para ponerse las escafandras Sokol SK-1 y cómo acceder a la rampa. La leyenda cuenta que sería el propio Gagarin el que decidió cambiar el nombre de la perra Zviózdochka a última hora cuando el animal ya estaba dentro de la cápsula junto con el maniquí Iván Ivánovich (originalmente se llamaba Udacha —’suerte’—, pero Gagarin, tan supersticioso o más que el resto de cosmonautas, consideraba que este nombre podía, paradójicamente, traer mala suerte a la primera misión tripulada).

El miércoles 5 de abril de 1961 Gagarin, Titov y Nelyubov volaron a Tyura-Tam en dos aviones distintos, pero no sería hasta el 8 de abril cuando la Comisión Estatal con Kamanin y Koroliov a la cabeza decidió seleccionar a Gagarin como tripulante principal de la misión Vostok 1, con Titov como suplente y Nelyubov como segundo suplente. Siete días después de llegar al cosmódromo Gagarin abandonaría el anonimato para convertirse en leyenda.

511959_original



21 Comentarios

  1. Saludos Daniel.

    Una pregunta me a rondado desde hace mucho, ¿Que pasó con la segunda parte del post dedicado a la Vostok?, el artículo inicial solo se quedó en I Parte, 😛

  2. Esta foto me recuerda a la escena de «Gagarin, el primero en el espacio» (de hecho lo vi para asegurarme y es identica, 1:12:39) donde Titov y Nelyubov empiezan a discutir.

  3. Gran post, que emoción recordad al gigante de las estrellas Gagarin…

    Por cierto por fin la compañía de Paul G. Allen ya tiene página oficial y parece que pronto veremos el avión gigante…

    http://aerospace.vulcan.com/#intro

    Y ahora que parece que Sea Launch, esta en un riesgo de seguir, parece que en Noruega tiene la intención de crear una compañía espacial que lance desde el mar…

    http://www.ripple-aerospace.no/

    Muchas cosas por ver, sin duda los próximos años, serán increíbles…

    1. Lo de Ripple Aerospace es un calco casi exacto del Sea Dragon aquí mencionado….

      https://danielmarin.naukas.com/2010/12/20/sea-dragon-un-cohete-realmente-grande/

      Ya estaban tardando en fijarse de este gran trabajo de proyección sin aprovechar durante tanto tiempo……a ver si no acaba como el anterior intento o el Energía soviético. ¿Sigue sin existir tanta demanda para tanta capacidad? O como el Ariane 5 que aparte de ese problema, no puede adaptarse para las variopintas cargas que lleva, lo cual tampoco seria ajeno para este lanzador……

  4. Ola, siempre impresiona esa progresión de la carrera espacial soviética despues de haber expulsado de su territorio y exterminado, como un bien para nuestra especie, la peste de los innombrables sólo 20 años antes con el coste humano y económico que supuso…Ser los primeros en poner un hombre en el espacio es uno de los grandes hitos de la historia, de ahí vino lo demás….

    Es curiosa, pero explicable, la necesidad de candidatos de baja estatura, se supone cuestión de espacio y peso.

  5. «El tiempo corría en contra del Ingeniero Jefe, quien temía que los estadounidenses se pudiesen adelantar con la misión suborbital de Alan Shepard a bordo de una cápsula Mercury.»

    ¿Como sabían que Shepard sería el primero en volar el Mercury? Habían tres finalistas, igual que los soviéticos, para ser el primero, Shepard, Glenn, y Grissom, pero se mantuvo en secreto hasta último momento quien entre ellos mismo sería el elegido, esto para que el elegido no sintiera toda la presión mediática. ¿Acaso agentes rusos le pasaron el dato a Koroliov que sería Shepard?
    🙂

    Tengo entendido que Gagarin y Titov iban cabeza a cabeza, pero se decidieron por Gagarin por su origen proletariado en comparación al origen «burgués» de Titov: el papa de Titov fue maestro de escuela, mientras el de Gagarin era un carpintero.

    Espero Daniel que estes preparando una entrada para el Gemini 8: primer acomplamiento de dos naves espaciales en la historia hace 50 años. Un hito importante en la exploración del Espacio. También se cumpliero 90 años de otro hito de la astronautica: los 90 años en que Robert H Goddard lanzo el primer cohete de combustible liquido.

    1. Como German era superior físicamente a los otros dos, se prefirió usar a Gagarin para la primera misión y reservar a German para la segunda donde se requeriría más esfuerzo físico para aguantar un día entero en la órbita.

      1. Gracias Carlos!!! Lo voy a postear en un grupo de Facebook de astronomía al cual soy miembro. No creo que Koroliov y compañía sabía que Shepard había sido elegido para ser el primero. Solo sabría que los estadounidenses iban a intentar lanzar al primer humano en el Espacio, así que ellos debían ser los primeros.

    2. Francisco, no creo que Dani esté dando a entender que Koroliov sabía «quién» iba a ser el astronauta, solo estaba añadiendo contexto.

    3. Yo creo que eligieron a Gagarin por lo lindo que era. Sabian que la cara de esa persona iba a ser mundialmente conocida y no querian un tipo feo considerando lo aficionados a la propaganda que eran en la URSS. Creo que lo mismo pudo haber pasado con Neil Armstrong y, a propósito, alguien notó el parecido de los dos?

  6. Ah, que buenos recuerdos me trae el 50 aniversario que celebramos en 2011 con la Yuriesfera!
    Fue un placer colaborar con mi blog en un esfuerzo conjunto tan bonito.
    Comentas que los tres elegidos volaron en dos aviones (igual que se ha hecho siempre desde entonces), pero ¿sabes como se repartieron los tres cosmonautas en los aviones? Es simple curiosidad.

    Un abrazo Daniel.

    Carlos.

  7. Noticia de hoy. Los diseñadores del Ariane 6 dicen que podrá competir con el Falcon 9 por el precio kg puesto en órbita : http://spacenews.com/ariane-6-rocket-designers-say-theyll-match-or-beat-todays-spacex-prices-on-per-kilogram-basis

    ¿Cómo pueden competir contra un lanzador que está continuamente evolucionando? Si consiguen hacerlo volar en 2020 (siendo optimistas) estoy seguro que el Falcon 9 que tendrán por rival será mejor que el que hay ahora. Y además es que lo dicen con todo el morro: «o advertise per-kilogram prices below today’s Space X Falcon 9″.

    1. ¿Porque lo saben? xD

      Joder, aquí llega un payaso que en su puta vida ha hecho otra cosa que dar pelotazos y que es un tío guay y cool (99% del I+D: imagen del Líder Telepredicador, que se asocie la marca con el Dios en la Tierra), y ya la peña se cree que es el genio del mundo mundial. Yo diría que en la ESA hay como 10 veces más ingenieros y con bastante más experiencia que los infrapagados subcontratados del amigo Elon que vive de no pagar patontas de la NASA y comer subvenciones a nivel el día que se entere el consumidor/contriubyente USA Trump directamente lo fusila y lo devuelve en lonchas a Australia.

      Es lo que tiene el whisky de garrafón fabricado como licor polivalente en un reactor por ahí abajo, que lo de competir con el Pure Malt lo lleva jodido (ni siquiera a la hora de dar retorno que hay funds sólo para invertir a 25 años en barricas, qué barricas, de whisky). Pero claro, nicho tiene, no va a tener, el del consumidor que a partir de las 3 de la mañana bebe directamente orina del camarero y le sabe a néctar de los Dioses (y no veas qué margen le deja al empresaurio dueño del local, que por supuesto no repercute en sus camareros ni de coña).

      Es que les tengo mal querencia a los parásitos… y eso que tienen su papel darwinista, como todo hijo de vecino.

  8. Interesante todo lo referente a Gagarin.

    Una duda que tengo sobre este tema. ¿Que opinión hay en el mundo científico sobre las escuchas de los hermanos Cordiglia, donde se supone que captaron transmisiones de radio de misiones tripuladas anteriores a Gagarin, pero que no salieron bien ? (Y sabemos que los rusos informaban de las misiones a posteriori). Un día escuché sobre ellos en Cuarto Milenio, pero le doy la credibilidad que merece a un programa donde un día aseguran que el hombre no llegó a la Luna y al siguiente aseguran que sí que llegó, pero había construcciones. Y me quedé con la duda sobre que se opina de ellos en medios serios como este.

    ¿Alguna opinión? ¿Pueden ser ciertas pero nunca lo sabremos o son chaladurías de los hermanos italianos con ganas de fama?

    1. Chaladurías.
      Obviamente, es imposible demostrar un negativo, pero se puede poner un poco de sentido común. A finales de los 50 y principios de los 60, los Estados Unidos y la Unión Soviética se espiaban mútuamente con entusiasmo. Si los soviéticos hubiesen lanzado un hombre al espacio, los norteamericanos lo hubiesen sabido. Y si la misión hubiese fracasado, la propaganda antisoviética que hubiese salido de ahí sería impagable. No existe ninguna posibilidad de que unos aficionados italianos pudieran oir algo que pasara desapercibido al espionaje norteamericano. Ergo, no hubo misiones tripuladas antes de Gagarin.

      1. No estoy de acuerdo con tu opinión. Si me interesa seguir espiando a un enemigo, lo más lógico es permanecer en silencio. Si los servicios de inteligencia de EEUU hubieran hecho públicas las pruebas fracasadas de la antigua Unión Soviética los hubiera obligado a cambiar de estrategias y replantear todo lo Top Secret, no crees?

Deja un comentario

Por Daniel Marín
Publicado el ⌚ 5 abril, 2016
Categoría(s): ✓ Astronáutica • Historias de la Cosmonáutica • Rusia