Primer lanzamiento exitoso del cohete Alpha de Firefly

Por Daniel Marín, el 3 octubre, 2022. Categoría(s): Astronáutica • Cohetes • Comercial • Lanzamientos ✎ 81

La empresa Firefly Aerospace lo ha logrado al segundo intento y, por fin, el cohete Alpha alcanzó la órbita. El 1 de octubre de 2022 a las 07:01 UTC, el segundo cohete Alpha despegaba desde la rampa SLC-2W (Space Launch Complex 2 West) de la Base Aérea de Vandenberg (California) en la misión de prueba FLTA002, apodada To the Black. La carga eran ocho pequeños satélites, incluyendo el español FossaSat 1b-2, de la empresa Fossa Systems, el cubesat 3U TechEdSat 15 (TES 15) del centro Ames de la NASA, los PocketQube GENESIS L y N —dos pequeños satélites de radioaficionados— o los picosatélites griegos Qubik 3 y 4. La órbita inicial era retrógrada, con una inclinación de 136,9º y una altitud de 300 kilómetros.

Segundo lanzamiento del Firefly Alpha (Brian Sandoval / @sandovalphotos).

Con este éxito, Firefly se consolida como una de las pocas empresas estadounidenses del panorama New Space de pequeños lanzadores que ha logrado alcanzar la órbita, tras SpaceX —con su Falcon 1—, Rocket Lab —fundada en Nueva Zelanda, pero estadounidense a todos los efectos—, Virgin Orbit y Astra. A pesar del gran número de compañías de EE.UU. que han intentado desarrollar un microlanzador propio, solo este selecto club lo ha logrado por el momento (obviamente, SpaceX ya no forma parte del mismo después de renunciar al Falcon 1 para jugar en ligas mucho mayores). Firefly, basada en Cedar Park (Texas) intentó alcanzar la órbita en el primer lanzamiento del Alpha en septiembre del año pasado, pero un apagado prematuro de uno de los motores Reaver de la primera etapa provocó la pérdida de control del vehículo y su posterior destrucción.

Cohete Firefly Alpha (Firefly Aerospace).
Partes del cohete Alpha (Firefly Aerospace).

El cohete Firefly Alpha, o Firefly-α, o simplemente Alpha, es un lanzador de dos etapas de queroseno y oxígeno líquido de 29,48 metros de longitud, un diámetro de 1,8 metros y una masa al lanzamiento de 54,12 toneladas. Es capaz de colocar 1170 kg en órbita baja o 630 kg en una órbita polar heliosíncrona (SSO) de 500 kilómetros. Estas prestaciones hacen del Alpha el microlanzador New Space estadounidense más potente en servicio, pues el siguiente en capacidad de carga es el LauncherOne de Virgin Orbit, que apenas puede situar la mitad de la carga del Alpha (unos 500 kg en LEO). Firefly espera ofertar cada lanzamiento del Alpha por unos 15 millones de dólares, solo el doble que el Electron de Rocket Lab —a pesar de que su capacidad de carga es casi cinco veces mayor— y poco más que el Launcher One (12 millones). En la primera etapa lleva cuatro motores Reaver de 736 kN de empuje en total, mientras que la segunda etapa incorpora un motor Lightning de 70 kN. Según Firefly, el Reaver es el motor de kerolox más simple del mundo. La cofia tiene un diámetro de 2 metros. Alpha hace uso extensivo de materiales compuestos para los tanques de propelentes, una característica que comparte con el Electron de Rocket Lab. De hecho, es el cohete de fibra de carbono más grande del mercado.

El segundo Alpha antes del lanzamiento (Firefly Aerospace).
Traslado a la rampa (Firefly Aerospace).
Los cuatro motores Reaver de la primera etapa del primer Alpha (Firefly Aerospace).

Firefly nació en 2014 en Texas bajo el nombre de Firefly Space Systems. Después de entrar en bancarrota en 2017 a raíz de las acusaciones de espionaje industrial por parte de Virgin Galactic, fue adquirida por EOS Launcher y renombrada Firefly Aerospace. Hasta hace poco era propiedad de Noosphere Ventures, pero a principios de año fue adquirida por AE Industrial Partners. Estas maniobras de compraventa provocaron que Firefly no pudiese utilizar temporalmente las instalaciones de Vandenberg, de ahí el retraso en el lanzamiento de esta segunda misión.

Emblema de la misión To the Black (Firefly Aerospace).
El cohete en la rampa de Vandenberg (Brian Sandoval / @sandovalphotos).

El CEO de la compañía es Bill Weber. Firefly también construye motores para vehículos espaciales y ha diseñado el remolcador orbial SUV (Space Utility Vehicle) para desplegar pequeños satélites, además de desarrollar el módulo lunar denominado Blue Ghost, que ha sido seleccionado por la NASA para el programa lunar privado CLPS (Commercial Lunar Payload Services). Está previsto que el Blue Ghost despegue en 2024 rumbo a la Luna mediante un Falcon 9 en la misión CLPS 7. Más recientemente, Firefly saltó a los titulares al alcanzar un acuerdo con Northrop Grumman para construir nuevos motores para el cohete Antares que sustituyan a los motores rusos RD-181. Como resultado, el nuevo cohete Antares 330 tendrá una primera etapa diseñada por Firefly y dispondrá de siete motores Miranda —antes denominados Reaver 2— de 1023 kN de empuje cada uno.

Recreación del Antares 330 con una primera etapa de Firefly (Firefly Aerospace).
Lanzador MLV de Firefly (Firefly Aerospace).
Remolcador orbital SUV (Firefly Aerospace).
Módulo lunar Blue Ghost (Firefly Aerospace).

Además, Firefly quiere desarrollar el cohete MLV —antes Beta—, que será capaz de colocar 13 toneladas en órbita baja y 11,6 toneladas en SSO (el proyecto de vehículo alado reutilizable Gamma parece haber sido abandonado por el momento). El MLV/Beta usará la misma primera etapa que el Antares 330 y, por lo tanto, dispondrá de siete motores Miranda en la primera fase y un motor Viranda en la segunda (una versión del Miranda para el vacío, con un empuje de 1097 kN). El MLV tendrá una longitud de 55,66 metros y un diámetro de 4,32 metros, con una cofia de 5 metros. Por el momento, los cohetes Alpha despegan únicamente de la rampa de lanzamiento SLC-2W de Vandenberg, empleada por el mítico cohete Delta 2 hasta 2018, pero planea emplear la rampa SLC-20 de Cabo Cañaveral (Florida) en un futuro. Está claro que Firefly ya no es aquella pequeña empresa que solo quería desarrollar microlanzadores y ha diversificado enormemente sus negocios de forma muy ambiciosa.

Actualización 7-10: la órbita alcanzada durante la misión fue más baja de lo planeada (apenas 200 km), lo que redundará en una menor vida útil de los satélites, por lo que la misión se puede considerar un fracaso parcial.

Fases del lanzamiento del Alpha (Firefly Aerospace).
Órbita de los satélites de esta segunda misión (Firefly Aerospace).
El segundo Alpha en la rampa (Brian Sandoval / @sandovalphotos).
Despegue del segundo Alpha (Brian Sandoval / @sandovalphotos).
Vistas de la misión en órbita (Firefly Aerospace).


81 Comentarios

  1. En definitiva Firefly apuesta por la que funciona, el Alpha es básicamente el resurgir del Falcon 1…y el MLV-Beta es una básicamente un Falcon 9 un poco más grande que la primera versión de este lanzador…y con mejor díametro para escalar más fácil a futuro…

    El SUV es el futuro para sondas interplanetarias, y yo sigo soñando con el Gamma, que me parece la mejor convinación para un cohete reutilizable…especialmente tripulado…

    1. El pedigree de Max Polyakov:
      El padre de Polyakov, Valeriy, escribió el software del sistema operativo de los cohetes espaciales soviéticos.
      Su madre desarrolló sistemas de hardware para que los cohetes fueran reutilizables.
      (wiki)

  2. PD2: Opinión impopular esta mía, sin duda…pero cada nuevo lanzador de USA operativo, es para mí un clavo en el ataud, de PLD, Miura V…

    NO solo Firefly, están a punto de debutar Relativity y ABL Space ambas con cohete de clase 1 tonelada en LEO…y mucho dinero detrás…y luego vienen compañías como Stoke Space con Bill Gates dentro o Launcher Space también con un billonario detrás…

    Y en Europa, Alemania tiene a RFA con OHB detrás y Isar Space con la familia Porsche dentro de sus inversores, además de Airbus…y ambas esperan debutar su cohete orbital en 2023…

    O alguién mete mucho dinero en PLD o me parece no llegará a tiempo el Miura V…

    Y no cuento el Eris de Gilmour Space u otras que también esperan debutar con cohete clase 1 tonelada en 2023…

      1. El problema Policarpo, es que para eso debe existir el Miura V y eso costará decenas de millones…y dos la ESA apenas lanza cargas, es el sector privado y estas eligirán los cohetes disponibles más económicos…

        1. El sector público también. Alguna universidad importante que quiera hacer experimentos con cubesats o una startup para ofrecer imágenes o algo así.

          1. No soy una persona de negocios y nunca veo las oportunidades de negocio. Pero deseo creer en el futuro de PLD space, por el aprecio que provoca que sean españoles.

            No hace mucho un F9 lanzó un cube sat de una universidad de Madrid, si no recuerdo mal.

          2. Miura no aporta absolutamente nada nuevo. Ni abre nuevo nicho de negocio, ni explora nuevas tecnologías, ni nuevos métodos de fabricación, ni nada.

            Fracasará.

          3. @AgenteCapitalista: el único que le augura el fracaso del Miura es usted.
            El cohete Miura1, suborbital, y el Miura 5, orbital son desarrollados por la empresa española PLD, nacida hace diez años; y el desarrollo del cohete se ha hecho desde cero.
            Que sean lanzados estos cohetes y logren el objetivo suborbital y orbital de por si ya se podría calificar eso como un éxito. Y por lo menos España dispondría de un lanzador propio para sus intereses (independencia/autosuficiencia).
            ¿y si después se desarrolla un Miura mas potente, eso seria un fracaso?

          4. Lo dicho. «Miura» es «nuestra versión» de algo que ya existe. No innova, no lo mejora, no lo abarata. Quizás al ser «el nuestro» sea usado «por los nuestros», para lanzar «nuestras cosas». ¿Y que lanza España al espacio? Pues poca cosa. No será rentable (Si llega a órbita, que ya veremos).

          5. Y aprenda a leer (O desaprenda a mentir, lo mismo me da, aunque espero que lo haya hecho sin intención). No, no soy EL ÚNICO que cree que PLD tiene un futuro cuestionable.

            Precisamente éste hilo se ha abierto por un comentario del sr. Berger diciendo precisamente eso.

          6. El 99.99% de las empresas se lanzan al mercado sin innovar un comino y si quiebran no es por no innovar, y a su vez, innovar no es garantia de exito.

          7. Miuras, Tronadores y muchos otros lanzadores (tanto públicos como privados) están destinados al mas profundo fracaso, primeramente porque no tienen demanda real interna (caso starlink/kuiper) o externa (clientes), 4 o 5 lanzamientos no es demanda, es quiebra y posterior compra por otra empresa mas grande, como sucedió en el sector Automotriz e Industrial durante todo el siglo pasado, que las grandes fagocitaron a todas las pequeñas que tenían algo de propiedad intelectual o mercado regional.

            En todos caso, servirán para generar profesionales de áreas avanzadas en los respectivos países/empresas, que luego se irán a trabajar a otro país/empresa con una economía espacial real que les pueda contratar.

            Dicho de otro modo, se irían a trabajar a EEUU/China en un futuro no muy lejano.

            Si yo estuviese a cargo de un capital/ministerio de algún estado para dedicarlo a estos menesteres, invertiría en algo como SPX/BO, tanto en capital como en permisos para operar dentro de frontera, formaría personal nacional y velaría por un desarrollo sostenible vía cooperación.

            Dudo mucho que las pequeñas logren algo a futuro contra leviatanes privados o públicos, tanto China como EEUU le dan en la madre al resto de potencias espaciales, lo de estas startups es una guerra perdida, a menos que realmente ocurra una revolución (mínimo un orden de magnitud versus el F9R de reducción de costos por Kilo a LEO/Luna) en costos de fabricación/lanzamiento en los próximos años… cosa que (para meterle el ultimo clavo al ataúd) es mas probable que logren SPX/CASC/BO que cualquier otra corporación.

          8. Ala, a criticar desde la butaca a los que hacen y arriesgan. Tu si que no aportas.
            Europa necesita lanzadores, PLD ha innovado mucho de acuerdo a sus posibilidades, desde este punto de vista el F9 inicial no aportaba nada nuevo, el de Firefly o Astra tampoco. Si no imprimes el cohete en 3d pues nada, a morir.
            Llevo oyendo criticas y vudú a PLD desde hace años, por ahora ahí siguen y han sobrevivido al COVID. Lo que necesitamos es más como ellos.

          9. @Jimmy

            Estoy aportando lo mismo que todos, lo mismo que usted, un comentario en un blog, muchachón.

            Tanto mi opinión como la suya son solo eso y no mas que eso, y mi opinión es que la mayoría de estas empresas tendrán cierto éxito en sus metas (que no en su economía), forjaran profesionales y luego a futuro serán fagocitadas por otras mas grandes.

            Si esa opinión no aporta, entonces por lógica la suya tampoco 😉

    1. Lo de PLD es dificil.. pero no imposible.

      La historia está llena de triunfos de “productos” que no eran el mejor en su nicho.

      Oportunidad, publicidad, una regulación que le favorezca, un socio que la potencie o sencillamente la suerte de estar en el sitio adecuado en el momento adecuado.

      Que lo tienen cuesta arriba? Claro. Pero imposible? Yo no tiraría la toalla tan pronto. Claro está, yo no arriesgo mi dinero.

      Saludos

  3. A la segunda (no esta mal)

    El alfa y el «beta» se lanzan desde la rampa del Delta ! (Griegos !)ç

    He visto que el FossaSat 1b-2, es muy muy pequeñito. (Le sobra cohete)

      1. (… tambien lanzó dos minisat griegos (picosatélites griegos Qubik 3 y 4) e integro en Atenas los PocketQube GENESIS — según he leido en la página de AMSAT (abajo referida )

        y segun comenta abajo HG «dos demostradores tecnológicos del propulsor iónico «Athena»….»

        !Vamos, lanzados todos en trirreme !

    1. Argentina…
      Tanto creatividad, tanta iniciativa, tanta capacidad, tanto proyecto privado y estatal, que si no fuera por la inoperancia política y económica, con un poco de ayuda y algo mínimamente coherente de presupuesto, ya tendría que tener cohetes propios (Tronador y etc. privados), reactor nuclear modular de potencia (Carem), fábricas de baterías de litio, biodiésel, etc., etc.

      1. Argentina tiene el problema de la abundancia. Abundan los recursos naturales, abunda en territorio, abunda en gente capaz, abunda en todo. Lamentablemente, lo que más abundan son los políticos ladrones populistas y los sindicalistas corporativos. Abundan los narcos y otros delincuentes, socios y protegidos de los políticos, Abunda también entre la gente una religión zurdoprogre autoritaria, amiga de Cuba y de Maduro.
        Y lo más increíble: la gente vota ladrones, a sabiendas de que son ladrones, a cambio de planes sociales, puestos en el estado, choripanes o directamente promesas que jamás se cumplen. No hay ninguna esperanza para ese país, que supo ser rico, hace 100 años y vive del recuerdo de viejas glorias. Acá en España vamos por el mismo camino, solo que más despacio.

    2. De Argentina lo más interesante respecto a lanzadores orbitales, es que han decidido luego de varios prototipos y unos 8 años de parate, retomar el desarrollo de los lanzadores TRONADOR.

      En este sentido hace unos meses el Congreso lo introdujo en el presupuesto, y ayer 3 de octubre de 2022, el Presidente, la Agencia Espacial nacional y la Principal Empresa Contratista VENG (qué lidera unas 50 empresas y centros de investigación nacionales); HAN FIRMADO EL CONTRATO para la construcción del siguiente prototipo suborbital y su infraestructura asociada: el T II-70 (probar el motor de 2°etapa). Luego otro suborbital T II-150 (probar el motor de 1°etapa y 30 Tnf, con 150cm diámetro) y por fin los orbitales de producción: Tronador II-250 (3 motores en 1°etapa y 250cm; sin reencendido de la 2°etapa) y Tronador III-250 (4 motores y 250cm, con reencendido de la 2°etapa)… esté último con capacidad de lanzar hasta 1 Tn a LEO.

      Espero que esta vez no se detenga el desarrollo con los cambios de gobierno, ej como mínimo hasta el Tronador 3-250…

      E incluso quiero visualizar más allá: el Tronador 4-290 (6 motores y 290 cm) para 1 Tn a GTO… y por cooperación con otros países, su versión 4-Heavy de 3 cuerpos (categoría Angará-3) y capacidad para llevar una cápsula tipo Soyuz, Ganganyaan, o Shenzhou a diversas estaciones espaciales en LEO; con lanzamietos ecuatoriales desde la base Brasileña de Alcántara…

      https://www.argentina.gob.ar/noticias/un-nuevo-contrato-firmado-hoy-impulsa-el-desarrollo-del-lanzador-argentino-tronador-ii

  4. Madre mía, Daniel… qué ritmo!
    Bueno, pues han logrado debutar, pero todavía tienen que lanzar con regularidad y con fiabilidad. Y luego ganar pasta, que no es fácil.
    Les deseo buena suerte 🙂

  5. Comienzo a estar convencido de que Marín se ha hartado de nuestras tontunas de conentarios y ha decidido zanjarlas a base de inundarnos a entradas, para que no podamos seguirle el ritmo. Que barbaridad.

  6. Hola Daniel y contertulios.
    Sobre los satélites Genesis dar una puntualización. Son los G y J. Han sido construidos y diseñados por AMSAT-EA, que es la Vocalia de Satélites de la URE (Unión de Radioaficionados Españoles). Amsat son un grupo de radioaficionados voluntarios que de forma altruista y gastando de su tiempo y esfuerzo permiten a la comunidad internacional de radioaficionados tener satélites en marcha y poder usarlos para comunicarnos entre nosotros y hacer pruebas y experimentos.

    Gracias a Firefly por el lanzamiento

  7. Me parece que ya hay demasiados cohetes y que en esto «se reinventa la rueda» con mucha frecuencia, y se hacen demasiados experimentos sobre nuestras cabezas.

    ¿Para lanzar pequeños satélites no se podrían aprovechar los viajes a las estaciones espaciales, que se hacen con los cohetes más fiables y probados?
    Creo recordar que incluso se ha lanzado a mano algún satélite por un astronauta.

    En vez de competir por ver quien tira más cohetes, se podría colaborar en usar las estaciones espaciales como tales, como centro de transporte, no sólo como laboratorios. Podrían ser la base de remolcadores con propulsión solar, que llevasen los satélites a su órbita final y volvieran a repostar y cargar a la estación.

    1. Se hace así también, sí.
      Los rusos los lanzan a mano; los japoneses tienen una esclusa en el módulo Kibo y ahora Nanoracks también tiene una esclusa en el segmento NASA.
      Y también se lanzan desde los cargueros, como la Cygnus.
      Pero vivimos en una sociedad capitalista no planificada. Es lo que hay. El mercado se autoregula, a la larga. O eso dicen.

      1. Y si no se autoregula, como hasta ahora, siempre nos quedará la paciencia. Como diría Job:
        El mercado me lo ha dado, el mercado me lo ha quitado, bendito sea el nombre del mercado.😁

  8. así que hay que felicitar a un debutante …

    más ..

    ¡Hoy tocan felicitaciones para los protagonistas del mayor logro de la humanidad, el inicio de la conquista espacial, del que se cumplen 65 años! ¡Felicidades Ucrania! Y eso obviando sus conquistas aunque esta vez militares de los últimos días. Sin olvidar, claro está, los otros pueblos que también contribuyeron, a saber, los países Bálticos, los del Caucáso, Moldavia y Kazajistán y el resto de Stans.
    Por eso, gracias Ingeniero Jefe Korolev y gracias Ucrania

  9. Buenas. Sólo paso por aquí para señalar que, además del picosatélite FossaSat 1b-2 de la empresa madrileña Fossa, este vuelo del lanzador Alpha SLC-2 ha llevado también otra carga útil española: dos demostradores tecnológicos del propulsor iónico «Athena» de la compañía IEANI SPACE, también con sede en Madrid.

    https://www.infoespacial.com/texto-diario/mostrar/3909305/firefly-suspende-lanzamiento-primer-propulsor-espacial-espanol-justo-ignicion

    Me vuelvo a la cueva.

  10. Me intriga siempre en este tipo de lanzamientos el tema del dispensador de la carga. Supongo que ha de fabricarlo la empresa lanzadora. ¿Pero tienen un modelo genérico configurado para lanzar un número determinado de cada formato o al tener que fabricarlo para cada lanzamiento lo hacen a la medida de las cargas?

  11. Felicidades a Firefly. Bienvenido al club!
    El club orbital va creciendo a razón de un par de nuevos minicohetes por año; el Terran de Relativity podría ser el próximo en debutar.

    Una curiosidad: el motor Reaver funciona mediante un ciclo tap-off, que utiliza una pequeña parte del flujo de gas a presión de la cámara de combustión para impulsar una turbina (que a su vez impulsa las bombas de combustible). Así se ahorra construir un Gas Generator o un Preburner para impulsar la turbina. Es una arquitectura sencilla y ligera.

    https://en.m.wikipedia.org/wiki/Combustion_tap-off_cycle

      1. No, simplemente no necesita un Gas Generator para generar el flujo gaseoso que mueve la turbina. Pero después de pasar por la turbina el flujo de gas se vierte al exterior, por lo que es de ciclo abierto. Para ser de ciclo cerrado ese flujo tendría que volver a la cámara de combustión (lo cual me parece imposible en el ciclo tap-off, porque tras pasar por la turbina el flujo ha perdido presión y no puede regresar a la cámara de combustión cuya presión es mayor. Por eso en los motores de ciclo cerrado los preburners tienen que funcionar a presiones mayores que la cámara de combustión principal.)

        1. Y en los de ciclo abierto el gas generator tiene que funcionar a presiones mayores que la cámara de combustión principal, obviamente.
          Pero en el ciclo tap-off no hay ningún mecanismo (un gas generator o un preburner) que aumente la presión del flujo gaseoso por encima de la de la cámara de combustión principal de modo que pueda volver a ella tras pasar por la turbina. El único recurso es verter el flujo al exterior (a la atmósfera o al vacío). Por eso creo que no puede haber un motor tap-off de ciclo cerrado.

  12. Otro cohetito más para lanzar a la orbita satélites. Para cuando los cohetes de verdad como por ejemplo el ARTEMIS ONE.
    Que estamos a finales del 2002!, y seguimos dando vueltas a la tierra pero no damos el salto de verdad.

  13. Ya no basta con desarrollar un minicohete, el futuro está en diversificar y ofrecer servicios espaciales. Creo que Rocket Lab gana más en el sector de satélites que con los lanzamientos.
    Firefly ofrece un space-tug (un remolcador espacial) y un lander lunar. Además suministrará motores a Northrop. Creo que también ha suministrado tecnología de motores a Astra.
    Desarrollar una primera etapa para el Antares y usarla también para un cohete propio parece buena idea. Nótese que al Old Space le resulta más barato o fácil comprar tecnología a una start-up (o comprar la start-up) que desarrollarla ellos.

      1. En mi colegio hubo una vez, una amenaza de bomba que afortunadamente resultó una broma pesada.

        La desesperación por hacer novillos cuando uno es chaval, supongo. Me acuerdo de que por aquel entonces no me sentía tan a gusto en el centro educativo. Posteriormente en bachiller, en ocasiones, me resultaba más entretenido aprender en el instituto que estar en casa.

    1. Es increíble lo de la cola, al recientemente convertido ‘cometa’. 10.000km!!!
      Hay alguna predicción ya de cuánto ha sido el cambio de trayectoria?

    1. No quiero leerlo y desalentarme por el pesimismo de HG, solo comparable al de Pochimax, ah, y ese otro forista (AKA el fisico (o el matematico?)) que de vez en cuando se descuelga con alguna lapidaria prediccion de que JAMAS en este siglo… etc.

  14. De nada, Cosmos Rafael.
    (respecto del comentario que hice más arriba en:
    https://danielmarin.naukas.com/2022/10/03/primer-lanzamiento-exitoso-del-cohete-alpha-de-firefly/#comment-567683)

    Pero debo aclarar que los planes oficiales llegan hasta el Tronador 3-250 (de capacidades parecidas al Firefly Alpha de este artículo: 1 Tn a LEO, 750Kg a SSO).

    Lo demás que propuse, son solo aspiraciones y Brainstormings de un grupo de espaciotrastornados locales, que no se si las autoridades locales tomarán en cuenta, al menos algo:

    1) El Tronador 4-290 nacional, Angará-URM Compatible (URM: Universal Rocket Module), para llevar aprox 1 Tn a GTO…

    3) Las versiones de cooperación Latinoamericana: Tronador 3 y 4-PLUS, con varios boosters sólidos laterales Brasileños S50 (al estilo Delta 2 Norteamericano), con lanzamientos polares desde la base Argentina Manuel Belgrano en Bahía Blanca; y lanzamietos ecuatoriales en Alcántara-Brasil, desde plataformas Tronador/Angará compatibles.

    4) Y las de cooperación Extra-Regional como: el Tronador 4-HEAVY (de 3 cuerpos ó URM, similar al Angará-3), con capacidad de hasta 10 Tn a LEO, suficiente para llevar cápsulas tripuladas livianas (tipo Soyuz, Ganganyaan o Shenzhou) a diversas estaciones espaciales…

    Esto lo habíamos perjeñado a fines del año pasado y principios de este, con el avance de la ALCE (Agencia Latinoamericana y Caribeña del Espacio) y acuerdos de cooperación aeroespacial de Argentina con Rusia…

    Luego vino la guerra, que además del desastre in-situ, desaceleró muchas cosas y aceleró otras en la economía mundial y la espacial en particular…

    Ej. Rusia ya no puede lanzar sus beneméritos Soyuz desde la base ecuatorial de la ESA en las Guayanas (los cohetes Soyuz no tripulados, las cápsulas no las podía lanzar de allí auque le convendría para llegar a la estación China que no puede desde Rusia)… Lo cual da otro color a la propuesta de cooperar/alquilar para lanzamientos ecuatoriales (ej. cuando termine esta guerra), y «revivir» la «vecina» base de Alcántara en Brasil (hoy casi inactiva), para los nuevos Angará y Tronador… incluso en versiones tripuladas como el Tronador-4Heavy/Angará-3M… ej con el cuerpo central Ruso y los URM laterales provistos por Argentina…

    3 proyectos desconectados y «en borrador/pausa»: la base Alcántara, el Tronador-4Heavy/Angará-3 y los lanzamientos ecuatoriales tripulados para llegar a cualquiera de las estaciones espaciales actuales o futuras; que podrían de pronto resucitar sinérgicamente, en esta oportunidad…

    (Es todo casi ciencia ficción, pero de la posible, sobre todo si la visualizamos y proponemos… alguna parte quizás resuene con otros y se materialice).

    1. Gracias Sostenible.
      Suena verdaderamente muy bueno y hasta posible si se hiciera un proyecto realmente serio. Pero como un comentarista dijo cuando se comentaba la lentitud de la cohetería europea/española hace poco, que decía que el problema eran los políticos, en nuestro amado país pasa lo mismo.

      Igual, si se alinearan algunos planetas y se dieran algunas circunstancias muy extraordinarias podría llegar a hacerse realidad.
      No conocía semejante progresión del Tronador. Gracias por compartirla.

Deja un comentario