Segundo lanzamiento del Vega (Proba-V, VNREDSat 1A y ESTCube 1)

El lunes 6 de mayo a las 02:06 UTC la empresa europea Arianespace lanzó el segundo cohete Vega en la misión VV02 (Vol Vega 002). La carga era el satélite de la agencia espacial europea Proba-V, que fue lanzado junto con el satélite vietnamita VNREDSat 1A y el primer satélite de Estonia, el ESTCube 1. Ha sido el primero de los cinco lanzamientos previstos dentro del programa VERTA (Vega Research and Technology Accompaniment) para certificar el nuevo sistema de lanzamiento Vega.

Lanzamiento del VV002 (Arianespace).

Proba-V

El Proba-V (Project for On-Board Autonomy and Vegetation) es un satélite de observación de la Tierra de 138,2 kg construido por la empresa QinetiQ Space Belgium para la ESA. Tiene forma cúbica y unas dimensiones de 0,84 x 0,76 x 0,73 metros. Su objetivo es medir la extensión de la cobertura vegetal entre 75° N y 35° N, así como entre -35° S y -56° S cada dos días, para lo cual transporta el Vegetation Instrument (VI) desarrollado por OIP Sensor Systems, un instrumento similar al que llevan los satélites franceses Spot-4 y Spot-5. Este instrumento tiene un peso de 40 kg y una resolución de 350-100 metros con un campo de visión de 102º, lo que permite cubrir franjas de 2250 km de ancho. Para poder cartografiar la cobertura vegetal mundial, el VI observa en varias longitudes de onda: azul (438-486 nm), rojo (615-696 nm), infrarrojo (772-914 nm) e infrarrojo de onda corta o SWIR (1564-1634 nm). Además del instrumento VI, el Proba-V incorpora cinco cargas útiles para demostración tecnológica entre las que se encuentran un transmisor en banda X de nitruro de galio y un detector de partículas energéticas de 50º de campo, un monitor de radiación SATRAM, un detector de señales de avión ADS-B y un experimento de fibra óptica. El Proba-V es el tercer satélite del programa de minisatélites científicos de la agencia espacial europea y sus observaciones estarán supervisadas por el Programa de Observación de la Tierra de la ESA. El satélite incluye un ordenador LEON con una memoria flash de 160 Gbits, tiene una vida útil estimada de 2,5 años y estará situado en una órbita polar heliosíncrona de 780 km de altura y 98,73º de inclinación.

Proba-V (ESA).

El VNREDSat-1 es un satélite de observación de la Tierra construido por Astrium para la Academia Vietnamita de Ciencia y Tecnología. Se trata de la primera carga comercial del cohete Vega. Su masa es de 115,3 kg y estará situado en una órbita heliosíncrona de 665 km de altura. Sus dimensiones son de 0,60 x 0,60 x 1,20 metros. El satélite estaba situado bajo el Proba-V durante el lanzamiento dentro del adaptador VESPA.

VNREDSat-1

El ESTCube-1 es el primer satélite de Estonia. Es un cubesat de 1,3 kg y de 10 x 10 x 10 cm diseñado y construido por los estudiantes de la Universidad de Tartu en colaboración con la Oficina del Espacio de Estonia, la Academia de Aviación de Estonia, la Universidad de Tallinn, el Instituto Meteorológico de Finlandia y la agencia espacial alemana DLR. Su objetivo es medir las tensiones que se pueden aplicar a las velas solares eléctricas, para lo que desplegará un cable de 10 metros con el fin de demostrar la capacidad de maniobra a través del flujo de plasma en órbita baja. Durante el lanzamiento estaba situado dentro de VESPA.

ESTCube 1 (Arianespace).
Disposición de los satélites dentro de la cofia y el VESPA (Arianespace).
Lanzador Vega
El Vega es un cohete de tres etapas de combustible sólido y una etapa superior de combustible líquido. Tiene una longitud de 30 metros y un diámetro máximo de 3 metros, mientras que su masa al lanzamiento es de 139 toneladas. Es capaz de poner hasta 1500 kg en una órbita polar heliosíncrona de 700 km de altura, 2500 kg en una órbita baja ecuatorial de 200 km o mandar 2000 kg a la ISS.
La primera etapa P80-FW o P80 tiene 87.732 kg de combustible sólido HTPB 1912 y funciona durante 110 segundos antes de desprenderse a una altura de 55 km. Tiene unas dimensiones de 11,20 x 3,00 metros y una masa de 95,796 toneladas. Desarrolla un empuje al vacío de 3015 kN y de 2261 kN a novel del mar, con un impulso específico (Isp) de 279,5 segundos. Está construida en fibra de carbono monolítica CFRP y su diámetro es similar a los impulsores sólidos del Ariane 5.
Primera etapa P80 (Arianespace).
La segunda etapa Z23-FW o Z23 (Zefiro 23) incluye 23.820 kg de combustible sólido HTPB 1912 y funciona durante 77 segundos. Sus dimensiones son de 1,90 x 8,39 metros y su masa es de 25,751 toneladas. Tiene un empuje de 1120 kN y un Isp de 289 segundos. La tobera de la segunda etapa, al igual que la de la primera, puede moverse hasta 6,5º para el control de guiñada y cabeceo.
Segunda etapa Z23 (Arianespace).
La tercera etapa Z9 (Zefiro 9) posee 10.570 kg de combustible y funciona durante 119 segundos. Sus dimensiones son de 1,90 x 4,12 metros y su masa es de 10,948 toneladas. Tiene un empuje de 317 kN y un Isp de 294 segundos. La tobera de la tercera etapa puede moverse 6º. Las tres primeras etapas usan el combustible sólido HTPB 1912 como combustible y se derivan del motor Zefiro 16, probado con éxito a finales de los años 90. El control de la trayectoria se logra mediante el giro de la tobera en dos ejes empleando un sistema de actuadores eléctricos.
Tercera etapa Z9 (Arianespace).
La etapa superior AVUM (Altitude and Vernier Upper Module) incluye el sistema de control de vuelo y puede funcionar hasta 317 segundos. Emplea 577 kg de combustibles hipergólicos (UDMH y tetróxido de nitrógeno) distribuidos en cuatro tanques y su masa en seco es de 418 kg. Sus dimensiones son de 2,18 x 2,04 metros. Emplea un motor RD-869 diseñado por KB Yuzhnoe (Ucrania), con un empuje de 2,45 kN y un Isp de 315,2 segundos. El control de actitud se logra mediante dos conjuntos de propulsores de hidrazina de 50 N de empuje. La aviónica del cohete Vega se encuentra en la etapa AVUM. El motor RD-869 es capaz de encenderse un máximo de cinco veces. La cofia tiene un tamaño de 2,60 x 7,88 metros y una masa de 490 kg. EADS CASA de España fabrica el adaptador de la carga útil.
Etapa superior AVUM (Arianespace).
Italia ha participado con un 65% en el desarrollo del Vega, mientras que Francia aporta un 15%, España un 6% y Bélgica un 5,63%. El resto de países contribuyentes son: Holanda (2,75-3,5%), Suecia (0,80%) y Suiza (1,34%). La primera etapa P80 ha sido construida por Francia (66%), Bélgica (19%), Italia (9,3%) y Holanda (4,5%). 
Empresas y países participantes en el programa Vega (Arianespace).
Complejo de lanzamiento ZLV de vega (ESA).
El programa Vega (Vettore Europeo di Generazione Avanzata) nació a finales de los años 80 como un proyecto de la Agencia Espacial Italiana (ASI) destinado a suceder al cohete Scout norteamericano. En 1998 pasó a ser un programa de la ESA y fue aprobado en noviembre de 2000, dando comienzo de manera oficial el 15 de diciembre de 2001. Al igual que ocurre con los lanzamientos del Ariane 5 o el Soyuz-ST, la empresa Arianespace es la encargada de gestionar los lanzamientos comerciales de este cohete.
El Vega usa la rampa de lanzamiento SLV (Site de Lancement Vega) del centro espacial de Kourou, construida originalmente para los Ariane 1 y 3, y denominada anteriormente como ELA1. Está situada a 1 km de distancia de la rampa ELA-3 del Ariane 5 e incluye una torre de servicio móvil de 50 metros de altura que se desplaza mediante unos railes que poseen una longitud de 80 metros. El cohete se integra en vertical en la misma rampa y la carga útil se une una semana antes del lanzamiento aproximadamente. La torre se retira varias horas antes del despegue. El Centro de Control de Lanzamiento (CDL) se encuentra en el mismo edificio que el control del Ariane 5, a 1,3 km de la rampa.
Órbita polar y estaciones de seguimiento en un lanzamiento típico del Vega (ESA).
Fases en el lanzamiento
Fases del lanzamiento (Arianespace).
Ensamblaje del cohete (Arianespace).
Instalación de los satélites en el VESPA y en la cofia (Arianespace).
Integración con el cohete (Arianespace).
El cohete en la rampa (Arianespace).
Lanzamiento (Arianespace).
Vídeo sobre la misión VV02:


16 Comentarios

    1. 2000 kg son muy pocos, eso cualquier cohete decente es capaz de enviarlo, excepto el pegasus XL y esos que tienen menos fuerza que el ejercito del vaticano, por no decir otra cosa

  1. A mi también me ha llamado la atención esa referencia sobre la capacidad de llevar 2000 kg a la ISS. Imagino que es un ejemplo de la capacidad del cohete, no que se haya pensado para ese uso concreto en algún momento del futuro.

  2. Alguien sabría decirme cual puede ser el coste de poner un cubesat en órbita? Es decir el precio final para el que contrata el servicio.

    Lo he mirado mas de una vez en websites de varias empresas pero jamas consigo encontrar la cifra.

    Cuando dicen que el coste de subir 1Kg al espacio con tal o cual lanzador es de $10,000 supongo que eso sera “el coste en bruto”, vamos que por ese dinero no puedo poner mi propio cubesat de 1Kg, verdad?

    Muchas gracias de antemano a quien me pueda/sepa responder!!!

    1. Como tengas que comprar un cohete para lanzar tu satelite de 1Kg no te saldrá a 10.000 dolares. Sin embargo mucha gente pagaria 10.000 dólares por poner su cubesat en orbita, y si un cohete capaz de lanzar 5 toneladas a orbita como el soyuz (y que sea barato el lanzador) se podrian lanzar un centenar de cubesats a lo largo de una misma orbita pero en un RAAN ligeramente diferente, en una orbita de unos 400×400 km, para que duren sobre 1 año en orbita antes de reentrar en la atmosfera. yo si tuviera pasta me lo pensaría. Es como el antiguo proyecto de sealaunch de enviar humanos en un viaje suborbital con su primera etapa del zenith, pero en vez de eso poniendo tu propio satelite en orbita. Claro que ahora que lo pienso las frecuencias de radio no son infinitas y no es que sobran precisamente, por lo que todos los satelites deberian estar separados por una distancia de mas de 20º en RAAN para poder utilizar la misma frecuencia sin pisarse unos a otros. se necesitaria organizacion entre los 100 posibles satelites.

    2. Muchas gracias por la respuesta! Aunque esperaba algo mas concreto. Ninguna de las empresas que ofertan estos servicios explican los precios de subir un cubesat. Ademas mirando en websites de grupos de trabajo que han construido cubesats tampoco nombran cual fue el costo de ponerlo en órbita.

      En fin seguiré buscando, muchas gracias igualmente!

    3. Estos microsatélites, por lo general, se suelen acomodar junto a satélites grandes en un mismo lanzamiento. De lo que no tengo ni idea es de cómo se reparten los costes. Es más o menos lo que se ha hecho en este lanzamiento del Vega.

      También hay una variante, que es mandar el satélite en una nave de carga a la ISS, y hacer que sea lanzada desde ahí. Creo que a finales de año se mandará un cubesat de esta forma.

  3. Esses Cubesats no futuro não aumentarão consideravelmente a quantidade de lixo espacial? São pequenos, baratos e possível de enviar vários em um só lançamento. De quanto tempo é a vida útil deles? Eles reentram na atmosfera no fim da vida útil deles?

    1. Hola Jerson,

      No, no aumentarán la basura espacial, pus su vida útil es corta del orden de meses o como mucho 1 año y poco. Al contrarío, la reducen pues permiten hacer experimentos sin necesidad de enviar grandes estructuras que habrían de permanecer más tiempo. Y sí al final de su vida útil, caen a la atmósfera.

  4. ¿No deberiamos ser un poco mas ambiciosos e intentar mandar “sondas baratas” con tal de poner algo mas de carga en sus primeros vuelos y de paso contribuir a la comision del cohete?

  5. En el diagrama de la carga dentro de la cofia veo mucha cofia para tan poco volumen de carga, ¿No se podría hacer una cofia mas pequeña y por tanto, barata y ligera? ¿O eso afectaría mucho a la aerodinámica?

Deja un comentario

Por Daniel Marín
Publicado el ⌚ 7 mayo, 2013
Categoría(s): ✓ Astronáutica • ESA • Lanzamientos • sondasesp