El grandioso plan de SpaceX para colonizar Marte

Por Daniel Marín, el 27 septiembre, 2016. Categoría(s): Astronáutica • Marte • NASA • Sistema Solar • SpaceX ✎ 282

Ya está aquí al fin. Después de muchos años de secretos y todo tipo de rumores, Elon Musk acaba de revelar los planes de la empresa SpaceX para viajar a Marte. Como se esperaba, el plan de Musk es superlativo, grandilocuente e impresionante. Cualquier calificativo se queda corto para describir lo que hemos podido contemplar hoy. Hasta la fecha solo habíamos visto algo semejante en relatos de ciencia ficción o en proyectos que se remontan a los optimistas orígenes de la era espacial. Si Musk se sale con la suya, el primer viaje tripulado a Marte tendrá lugar a mediados de la próxima década. ¿Una locura? No, el Interplanetary Transport System (ITS).

ass
La nave marciana de SpaceX se aproxima a Marte (SpaceX).

Antes de nada veamos los detalles del tan esperado plan marciano de SpaceX. Siguiendo la tradición de la empresa el proyecto es aparentemente simple en su concepción y reduce el número de elementos independientes al máximo. La arquitectura marciana gira alrededor de dos elementos, el lanzador gigante —antes denominado BFR (Big Fucking Rocket)— y la nave marciana. En los últimos años ha existido mucha confusión entre los dos elementos a raíz de los rumores que se han filtrado a los medios y ahora entendemos por qué. La nave marciana forma parte del propio cohete y de hecho funcionará como la segunda etapa del lanzador.

El cohete marciano es simplemente bestial y hace honor a su apodo de BFR. Tendrá una capacidad en órbita baja de 550 toneladas, superando ampliamente cualquier otro lanzador jamás construido. Sus dimensiones serán de 122 metros de alto y 12 metros de diámetro, mientras que el Saturno V tenía 111 metros de altura y 10 metros de ancho. El tamaño no es muy diferente, pero mientras el cohete del programa Apolo tenía una masa al lanzamiento de 3.040 toneladas, el cohete marciano de SpaceX alcanzaría las 13.033 toneladas (!).

asas
El gran cohete gigante de SpaceX (SpaceX).
as
El cohete comparado con el Saturno V (SpaceX).
as
Capacidad de carga del cohete marciano comparado con otros lanzadores (SpaceX).

La primera etapa tendrá nada más y nada menos que 42 motores Raptor a base de metano y oxígeno líquido que generarán 128 meganewtons de empuje. Este número supera ampliamente las previsiones más salvajes y está relacionado con la relativa escasa potencia de este motor. Aquellos que pensaban que el cohete soviético N1 y sus 30 motores NK-15 eran una pesadilla logística ahora tendrán que replantearse sus prejuicios. Pero eso no es todo. Como ya sabíamos la monstruosa primera etapa será reutilizable y, además, deberá aterrizar con total precisión sobre la rampa de lanzamiento 39A del Centro Espacial Kennedy de la NASA, donde volverá a despegar con otra nave tras ser cargada de combustible. El núcleo interno de siete motores será capaz de girar para controlar el vehículo, especialmente durante el aterrizaje. Según Musk, la etapa tolerará el fallo de varios motores, aunque no ha especificado cuántos —la sombra del N1 es muy larga— y podrá ser reutilizada hasta mil veces (!). Recordemos que el Raptor ha efectuado su primer encendido de prueba precisamente hace pocos días, justo a tiempo para la conferencia de Musk en el IAC 2016.

asa
La primera etapa del cohete marciano (SpaceX).
ass
Los 42 (!!) motores Raptor de la primera etapa (SpaceX).
as
El motor Raptor de metano y oxígeno líquido (SpaceX).
captura-de-pantalla-2016-09-27-a-las-20-29-23
Detalle de la disposición de los 42 motores en la primera etapa (SpaceX).
ass
La primera etapa regresando para ser reutilizada (SpaceX).
ctqymi4viaajy2n-1
El primer encendido de un motor Raptor (SpaceX).

En cuanto a la nave marciana, que parece sacada directamente de una novela de ciencia ficción pulp de los años 50, tendrá una longitud de 49,5 metros y un diámetro de 17 metros, y será capaz de mandar una carga de 450 toneladas a Marte o bien podrá llevar hasta cien personas (!!). También usará motores Raptor, pero en vez de 42 ‘solo’ llevará 9: 6 optimizados para el vacío y 3 para el nivel del mar. La nave marciana vendrá en dos variedades, una tripulada y otra no tripulada o carguero. Cada nave es capaz de ser reutilizada hasta doce veces (es de suponer que la principal limitación es el escudo térmico).

asss
Nave marciana de SpaceX (SpaceX).
Capacidad de la nave marciana y ventanas de lanzamiento (SpaceX).
Capacidad de la nave marciana y ventanas de lanzamiento (SpaceX).

Para viajar al planeta rojo primero se situará la nave marciana tripulada en órbita baja. Tras usar el combustible de sus tanques para alcanzar el espacio, la nave no podrá poner rumbo a Marte por si sola, por lo que necesitará ser cargada de combustible mediante la versión de carga. Y este es un detalle fundamental de la misión. Musk ha dicho que serán necesarias entre tres y cinco cargas de combustible para mandar la nave a Marte, así que eso significa que un viaje tripulado requerirá entre cuatro y seis lanzamientos del cohete gigante. Un número relativamente bajo comparado con las arquitecturas de la NASA que hacen uso del cohete SLS, pero no olvidemos que el SLS es un cohete de feria comparado con el monstruo de SpaceX. Los cargueros aterrizarán y serán reutilizados en cada misión, al igual que las primeras etapas. Es decir, estamos ante un sistema de lanzamiento gigante totalmente reutilizable.

as
Plan de SpaceX para una misión tripulada a Marte (SpaceX).
ctykwl5ukaabkwo
El cohete en la rampa 39A de Florida (SpaceX).
ctyk6sxuaaawkfo
Un carguero llena de combustible la nave marciana en órbita (SpaceX).

La nave usará paneles solares para generar hasta 20 kW de electricidad durante el trayecto a Marte y no dispondrá de sistemas especiales contra la radiación (rayos cósmicos y viento solar). SpaceX espera que, de media, la duración del viaje sea de 115 días, lo que permitirá reducir la masa de víveres y los requisitos de los sistemas de soporte vital. La nave marciana usará su forma de cuerpo sustentador para entrar y maniobrar en la atmósfera marciana a velocidades muy elevadas, de hasta 8,5 km/s en Marte y 12,5 km/s en la Tierra (su escudo térmico tendrá que ser muy robusto). Esta capacidad permite aprovechar una mayor cantidad de ventanas de lanzamiento.

captura-de-pantalla-2016-09-27-a-las-20-14-19
¿La nave de Flash Gordon? (SpaceX).
captura-de-pantalla-2016-09-27-a-las-20-14-39
La nave marciana con los paneles solares (SpaceX).

El vehículo usará retropropulsión supersónica para frenar y aterrizar en Marte sin necesidad de paracaídas u otros sistemas de frenado. Sorprendentemente aterrizará en posición vertical como si fuera una primera etapa de un cohete de SpaceX, un requisito que generará importantes problemas de estabilidad y control en la fase final, aunque evidentemente esta es la especialidad de SpaceX. Mientras los astronautas exploran y/o colonizan Marte, la nave comenzaría a generar metano mediante tecnologías ISRU (In-Situ Resource Utilization) con el fin de volver a casa. En este punto el plan de Musk es sorprendentemente simple al no hacer uso de módulos en órbita u otros hábitats de superficie como la inmensa mayoría de proyectos anteriores (claro que ninguno de ellos empleaba una nave tan rematadamente grande).

as
Aterrizando en Marte (SpaceX).
La nave marciana (SpaceX).
La nave marciana (SpaceX).

Si todavía no te has desmayado con semejantes intenciones, agárrate, porque Musk pretende comenzar a probar los sistemas de la nave marciana en 2018 y el cohete gigante en 2019. El primer lanzamiento de prueba a la órbita baja tendría lugar en 2020 y los primeros vuelos marcianos —suponemos que no tripulados— empezarían en 2022. Musk ha sorprendido a todos al presentar una maqueta de uno de los tanques de combustible a base de materiales compuestos que se usarán en la nave marciana. ¿Aún estás sentado? Pues atención, que Musk ha anunciado que el sistema ITS es capaz de aterrizar en cualquier cuerpo con superficie sólida del sistema solar. ¿Cómo te quedas?

xchxcsm
Tanque de oxígeno líquido de materiales compuestos para el proyecto de viaje a Marte (SpaceX).
fd0mqzh
Viajando a Júpiter (SpaceX).
opuu00x
Aterrizando en Encélado (SpaceX).
jldegac
Aterrizando en Europa (SpaceX).
asa
Estimación de los costes de esta locura (SpaceX).
sas
Calendario del programa (!!) (SpaceX).

Y ahora, la gran pregunta: ¿estamos ante una simple locura o realmente el plan de Musk tiene probabilidades de salir adelante? Me gustaría con todo mi alma apostar por lo segundo, pero hay demasiados puntos negros en este plan que hacen peligrar la visión del millonario propietario de SpaceX. Todo el plan es tan excesivo que es difícil saber por dónde empezar a analizarlo. Por otro lado, es importante subrayar que no se trata de un sinsentido ni una estafa tipo Mars One. Tecnológicamente el plan de SpaceX es plausible, pero presenta muchos puntos críticos que, en caso de fallo, pondrían en peligro toda la misión. Por citar algunos, ¿qué pasaría si una de las etapas se estrella o explota en la rampa de lanzamiento?¿Cuáles serían las consecuencias medioambientales si un cohete gigante revienta en la rampa cargado de combustible?¿Cuáles son los detalles de los sistemas ISRU, de soporte vital y de protección contra la radiación?¿Cómo podría evacuar la nave la tripulación en caso de accidente durante el despegue? Una cosa es que mueran siete astronautas a bordo del Challenger o el Columbia y otra muy distinta es que fallezcan cien de golpe y porrazo.

Pero la principal incógnita es la económica. ¿Quién va a pagar la fiesta? Aunque es muy famosa, SpaceX es una simple compañía aerospacial y, por mucho dinero que dé el situar satélites en órbita geoestacionaria, está claro que no es suficiente para sufragar un proyecto de este tipo. Solo el gobierno estadounidense a través de la NASA podría aportar una cantidad de dinero suficiente para empezar a hacer creíble esta aventura. Pero mucho tienen que cambiar las cosas en la Casa Blanca para que la NASA invierta seriamente en el plan de Musk. Por último hay multitud de detalles técnicos que depurar. El plan marciano es un salto cuántico con respecto al Falcon 9, el Falcon Heavy o las naves Dragon. El que SpaceX domine estas tecnologías —dejando a un lado ciertas explosiones en la rampa— no significa ni mucho menos que la empresa sea capaz de sacar adelante este ambicioso y grandioso programa, y menos aún por su cuenta y riesgo. En este sentido, SpaceX se mueve aquí en un territorio totalmente desconocido. Cualquier complicación técnica podría desbaratar el proyecto fácilmente, y eso suponiendo que cuente con la financiación adecuada, que es mucho suponer.

Por lo menos ya sabemos qué es lo que planea SpaceX. Atrás quedan años de interminables rumores y especulaciones. Por fin Musk ha enseñado sus cartas y ahora nos toca juzgar si realmente va de farol.



282 Comentarios

  1. Sin haberme leído el artículo y de la conferencia solo leí un par de cosas por ahí y he visto el video de la animación del hombre viajando a Marte…

    ¡¡¡PUTA PASADA!!!

    Ahora sí, soy consciente de que ni de coña llegará a 2024 y no tiene el dinero para hacerlo.

    1. Hoy estuve presente en la charla de Musk…. Y en ningún momento le oí decir que este plan es para 2024… Claramente dejó abierta para la confusión el tema, ya que he visto varios medios que lo tratan, aunque habló de un timeline claro que ahí lo copia Daniel, de objetivos propuestos por año

    1. Las ofertas de trabajo no hilan tan fino. Piden ingenieros de distintas áreas pero por lo general no especifican en qué sistemas o desarrollos concretos se van a emplear.

      1. Los puestos son bastante descriptivos.
        Para ese tipo de puestos necesitas personal, al menos una parte de el, muy diferente a lo del resto de sistemas de la nave (médicos, biólogos, etc) y no veo ni he visto nunca. Lo miro a menudo con la esperanza de que algún día parezca que si estén desarrollando algún sistema de soporte vital en serio, y me pueda tomar en serio sus intenciones.
        Este tipo de técnicas se usan mucho en la industria para ver lo que hace la competencia y funcionan mejor de lo que la gente cree. Esa y mirar el linkedin de los empleados

        1. Ya, pero te aseguro y por experiencia que se piden especialidades y se da detalles en algunas áreas, en otras no. No se trata de dar con todo lujo de detalles pistas a la competencia sobre las actividades que se están realizando.

    1. Creo recordar que el Venture Star usaba hidrógeno, y sus tanques no eran cilindricos, eran troncocónicos.
      Y los problemas eran porque el hidrógeno se almacena a más presión, menos temperatura y al no tener una sección igual de arriba a abajo, las presiones eran distintas.

  2. Impresionante la velocidad con la que sacaste el post. No pude escuchar la conferencia ya que estoy en el trabajo, por lo que estaba esperando ansioso esto. Gracias!

    Hay algo que no es claro: los Raptor de la primera etapa son 42 (como figura en los gráficos) o 47?

    Saludos!

  3. He tenido sensaciones encontradas. Es un plan pasado de rosca en muchos aspectos. Apuntan más alto que todos los espaciotrastornados. Hace unas semanas en NSF decoré un concepto de escudo térmico de nave con 9 raptores y todos se echaron encima con que no íban a ser más de 5. Todas las apuestas apuntaban a 20-25 motores para la primera etapa…
    Además el último fallo está muy caliente y sin solucionar.

    Eso sí, me ha gustado el tanque, ver un Raptor funcionando y el reconocimiento de que el plan tiene números de no funcionar.

    Para mí la prioridad que vuelvan a lanzar F9, Dragon tripulada, el heavy y la red Dragon. Este bicho lo tengo que digerir mejor.

      1. Bueno, yo pensé lo mismo que tú durante unos minutos hasta que recordé muchas de las entrevistas que ha concedido y se suele expresarse de esa forma. Cuando Musk trata de explicar algo complejo “para que lo entienda mi abuela” suele tartamudear más de lo habitual y hace pausas que pueden parecer algo largas.

        En cualquier caso tenía aspecto de no haber dormido mucho los últimos días.

      2. También el público estaba frío, yo creo que hubiera sido mejor retrasarlo unos meses. Como dice Enrique se le veía bastante cansado, a ver si logran dar con una salida al mierdero de la segunda etapa.

  4. Una auténtica locura. Lo que vimos es un suicidio empresarial y de reputación. Además es una ofensa a los científicos y técnicos espaciales realmente serios de todo el mundo. Quiso hacer ver que viajar a Marte es un juego de niños, un acto vanal y sencillo que solo esperaba que el (Musk) llegará para que lo hiciera. Por muchos sueños que tenga este hombre de ver despegar esa locura y con ello salvar a la humanidad no va a suceder.

    SpaceX siempre tuvo mi confianza pero con esto pierde credibilidad en este aspecto.

    1. ¿No te parecen suficientemente “serios” técnicos e ingenieros capaces de aterrizar de pie en baras cilindros enormes cayendo desde literalmente el espacio?

    2. ¿No te parecen suficientemente “serios” técnicos e ingenieros capaces de aterrizar de pie en baras cilindros enormes cayendo desde literalmente el espacio?

  5. Musk es… un genio, con esta presentación para mi lo que quiere es dar un golpe encima de la mesa, dar un toque de atención a rusos y chinos. Sabe perfectamente que sus palabras se veran en mil sitios y mañana mil telediarios de todo el mundo abrirán con “El plan de Musk para ir a Marte” “El super cohete gigante” y nadie revisara todos esos aspectos técnicos (gracias Daniel por hacerlo). Con ello está forzando una carrera por MArte y sabe que si se pone en marcha a la Nasa y al Gobierno de USA no les va a quedar otra que meter pasta si no quiere que otros se les adelanten.

    Por otro lado como decía el anuncio de Apple Think Different:
    Esto es para los locos. Los inadaptados. Los rebeldes. Los problemáticos. Los que no encajan en ningún sitio. Los que ven las cosas de otra manera. No siguen las reglas. Y no tienen ningún respeto por lo establecido. Puedes alabarlos, puedes no estar de acuerdo con ellos, puedes citarlos, puedes no creer en ellos, glorificarlos o vilipendiarlos. Pero la única cosa que no puedes hacer es ignorarlos. Porque ellos cambian las cosas. Ellos empujan a la humanidad hacia delante. Y mientras algunos ven locos, nosotros vemos genios.

    Porque…la gente que está lo suficientemente loca como para pensar que pueden cambiar el mundo, son los que logran hacerlo.

    Musk es uno de esos “LOCOS”

  6. Antes de que cierto pseudo-gurú del foro aterrice aquí y nos desborde a todos con su incontenible verborrea paranoica permitidme que diga tan solo una palabra:

    ¡¡¡A-co-jo-nan-te!!!

  7. Mi corazón ha dado un vuelco. Um, sí, me imaginaba que sería grande, pero no tan inmensamente grande. Ya me gustaría ver a alguien pisando Marte. No digamos ya Europa.

    Mi cabeza dice que 47 motores son muchos motores a controlar, que hay mucha tecnología inmadura a desarrollar y, sobre todo, que no hay pasta para sacar adelante todo eso.

    Mi corazón insiste y le dice a mi cabeza que se calle.

      1. Ja ja Daniel. La verdad es que siempre me ha sorprendido lo rápido (y bien) que escribes. Yo tardaría horas y horas en preparar un post así.

        Bueno, ahora, con la cabeza más fría, opino lo siguiente:

        1 – ARQUITECTURA : Es sencilla, lo que es bueno. Pocos lanzamientos, todos con el mismo cohete y una única nave orbital que puede hacer de todo. Personalmente hubiera preferido una nave interplanetaria equipada con motores iónicos y una nave de descenso aparte pero debo reconocer que la sencillez es un plus. BIEN.
        2 – COHETE : Vale, es grande, mucho más de lo que me imaginaba (https://i.imgflip.com/ii3o8.jpg). Resulta arriesgado hacer un cohete tan grande ya que no tiene ninguna otra utilidad (¿de momento?). Un cohete tan grande es un tremendo riesgo para la credibilidad y la estabilidad financiera de SpaceX. Además, poner 42 motores en la primera etapa me trae malos recuerdos del N-1 aunque supongo, como menciona Enrique Moreno, que hoy en día no debería ser “excesivo problema”. En resumen, TÉCNICAMENTE FACTIBLE, ECONÓMICAMENTE ARRIESGADO.
        3 – MOTORES : Los tienen en desarrollo. Y desde luego han demostrado que saben hacer motores. BIEN.
        4 – REUTILIZACIÓN : Prevén que la primera etapa se pueda reutilizar 1000 veces. No está nada mal cuando todavía no han reutilizado ninguna. Súmale 42 motores en la primera etapa (¿todos los van a reutilizar 1000 veces? ¿No va a fallar ninguno?). Los cargueros los prevén reutilizar 100 veces y las naves marcianas 12. Eso lo veo difícil pero más factible. En resumen, MUY DIFÍCIL.
        5 – SOPORTE VITAL : Una cosa es la Dragon V2, donde lo “único” que hay que hacer es asegurar la estanqueidad, controlar la temperatura y los gases (unos depósitos de O2 e hidróxido de litio para retirar el CO2 y a correr). Ahora, para una nave interplanetaria un ciclo abierto de gases, agua y comida va justo. Y una colonia marciana requiere un ciclo cerrado de gases, agua y comida, cosa que no se ha probado nunca. Luego tenemos el espinoso asunto de la radiación, sobre el que pasa de puntillas. En resumen ESTÁN VERDES pero el desarrollo de un ciclo cerrado no es un tema urgente ya que la colonia no se montaría hasta más adelante.
        6 – ISRU : De nuevo, los veo verdes. El principal problema es que, si quieres usar metano como combustible, o lo capturas directamente de la atmósfera (y la concentración de metano no pasa de unas partes por miliardo) o te pones a buscar una fuente alternativa de hidrógeno (¿agua? ¿En Marte?) y te embarcas en un complejo proceso químico para fabricar CH4. En resumen, ESTÁN VERDES y esto sí que corre cierta prisa. Las Red Dragon tendrán que investigar esto.
        6 – COSTE : Aquí es donde me chirrían más las cosas. Veamos, prevé 230M$ para la primera etapa, 130M$ para el carguero y 200M$ para la nave. Todo me parece muy optimista (si no me equivoco, la Dragon V2, que es mucho más pequeña, la venden a 140M$). Pero el colmo de mi estupefacción viene al ver los costes de mantenimiento. La primera etapa necesita sólo 200.000$. ¿¡Cómo!? Eso es una barbaridad, da para darle una mano de pintura al cohete y poco más (42 motores funcionando a la vez ¿y nunca se va estropear ninguno? ¿No hay que revisar casi nada?). En total (combustible incluido, ahí es nada) prevén lanzar 6 veces semejante bicharraco por 62M$. O sea, 6 lanzamientos de un cohete de 10.000 toneladas (60.000 toneladas en total) por 62M$. Una reducción de un factor 100 respecto a los costes/masa del Proton, que es uno de los cohetes más baratos que hay. Vale que SpaceX ha demostrado ser capaz de reducir costes y poner en aprietos a “dinosaurios” como Arianespace pero ¿¡reducir los costes en un factor 100?! ¿En serio? No sé si a Elon Musk se le ha olvidado tomarse la pastilla o soy yo quien la necesita. Y, si el coste final es, como parece, bastante más elevado ¿quién paga por todo esto? SpaceX no, no tiene tanto dinero. ¿El gobierno de EE.UU.? No sé qué opinará el dúo Clinton-Trump pero dudo mucho que estén por la labor. Más aún cuando la NASA intenta salvar su conservadora Orion y su SLS. Me da que el lobby de la “oldspace” va a tener mucho trabajo presionando en Washington para que hagan caso omiso de los planes de SpaceX.
        Y, si finalmente es Washington quien pone el dinero, al final tendrán razón quienes criticaban que Musk es un cazasubvenciones (http://www.latimes.com/business/la-fi-hy-musk-subsidies-20150531-story.html). En conclusión, INVEROSÍMIL (al menos durante la próxima década).

        Mi corazón me dice que el plan MOOOOLA. Aunque debo reconocer que soy un fanboy de SpaceX y que han logrado muchas cosas (reducir costes, avanzar hacia la reutilización…) esta vez se les ha ido la pinza. Con los plazos establecidos no pueden cumplir el plan, vamos, ni de coña. Y, aunque les demos más tiempo, no disponen del dinero necesario para lograrlo y arriesgan el futuro de la propia compañía. ¿Acudirá el gobierno de EE.UU. al rescate? No sé. Desde luego, el plan mola pero si Washington lo hace molestará a mucha, mucha gente en la propia NASA, Boeing, Lockeed… Espero que, al menos, estimule la innovación en cohetes gigantes y reutilización.

        Saludos

  8. Con todo respeto me parece una estrategia para tapar el último fallo con un Powerpoint bastante verde para lo que nos tienen acostumbrados, ni hablar de los “huecos”:

    42 motores: compensa el numero el peso extra del distribuidor de combustible, oxidante y la mayor complejidad ?

    Entre 3 y 5 cargas: cuantos días en órbita tiene q estar la etapa? la carga/personal se manda en al primera o la última? q pasa si falla alguna recarga o no puede lanzarse antes q se cierre la ventana?

    1000 reutilizaciones: haaaa…. si… claro… cuando todavía no volvió a volar ninguna etapa reutilizada…

    Eso por nombrar algunos y no ponerse a hilar fino, no digo q la empresa no pueda llegar a Marte, pero el plan tiene q madurar bastante y ni siendo optimistas con tecnologías clave como la efectiva reutilización ni la retropropulsión supersonica marciana creo que demoren una década y media o dos.

    Salu2

  9. Esto es irrealizable y una locura, técnicamente y económicamente imposible, es una hipérbole en todo los sentidos. Es como querer pasar de fabricar aviones de principios del siglo 20 a utilizar nanotecnologia y sobre todo en tan poco tiempo, si fuera a 30 o 40 años quizás se podría hacer. Es una locura y mas le valdría hacer mas rampas por si explota la LC-39 A, ya por exagerar yo haría varias mas (LC- 39 C, D, E y F)
    Que se ocupe de solucionar los problemas que tiene con el falcon 9 y el heavy y luego ya veremos.

    jorge m. g.

    1. Los problemas que tiene con el F9 estan relacionados con el.helio. En el nuevo cohete no es necesario. Los problemas que esta teniendo con el FH parece que esta relacionado en juntar los tres nucleos. Esto tambien.lo elimina con el nuevo. Ir a un cohete mas grande eliminaria bastantes problemas

    2. En realidad es como cuando se hizo el Saturno V. Es estirar la tecnología actual que ya existe y hacer algo gigantesco.
      Es viable técnicamente pero hace falta una cantidad inmensa de dinero que no tienen.

      ¿Qué es en el plan de Musk la nanotecnología de tu simil?

        1. Teniendo en cuenta que ha enseñado un tanque compuesto con un diámetro de 12 metros y el Raptor está en pruebas… de hecho, lo dijiste bien al principio, la capacidad técnica ya existe. De hecho, casi ni estirarla, pues en construir el Saturn sí que se tuvo que desarrollar maquinaria nueva para llegar a los diez metros de diámetro en los tanques.

          Nono, el gran agujero en el plan es la financiación. Técnicamente es brillantemente simple, y una aplicación directa de las tecnologías que o han desarrollado ya, o va a probar la Red Dragon.

  10. Ojalá salga adelante. Yo, echando una cana al aire, creo que es un plan factible, pero no con estos plazos.

    Es decir… me ha sorprendido enormemente que hayan tenido lista ya una maqueta de un depósito de combustible hecho de materiales composite, como decís, y me ha parecido entender que ya se habían hecho algunas pruebas con este tanque. Ahora bien, para mí el conejo de la chistera es el tener probado y funcionando un motor raptor. Que sí, que es una prueba de pocos segundos, pero es que estamos hablando de un motor de ciclo cerrado de metano, y este salto me parece brutal.

    Evidentemente soy consciente de que ha obviado demasiadas dificultades técnicas que habrá que solventar por el camino, y que nunca nada es tan fácil cuando se trata de ir al espacio , pero me encantaría creer que la Humanidad pueda viajar a Marte y yo pueda verlo.

  11. Bueno tiempo al tiempo. Nadie al principio se creyó que este tipo pudiera reutilizar cohetes, y de momento lo esta haciendo. El problema no es la arquitectura, es como siempre el dinero. ¿Pondrá la NASA dinero en este proyecto? Si lo hace quizás lo veamos en los tiempos que maneja, si solo ha de salir de su bolsillo, creo que tardara un poco…pero por Dios, espero equivocarme.

      1. Vale tienes razón, solo ha recuperado la 1ª fase, no ha reutilizado ninguna….pero esperemos , estoy seguro de que lo hara.

        Y ya que estoy al teclado diré que este plan es una bestialidad, una machada, pero que si le sale bien será mas recordado que Colon.

  12. Yo lo siento mucho, pero a este señor se le ha ido la olla. Tanto por el proyecto en sí como por los plazos.
    .
    Pero además, incluso suponiendo que pudiera construir todo eso y que funcionase bien todo (que es mucho suponer)… ¿para qué va a enviar a 100 personas a Marte exactamente? ¿Cuales son los objetivos científicos de esta misión? ¿De veras se plantea crear una suerte de colonia permanente en Marte?
    .
    No sé, es todo tan absolutamente descabellado y absurdo que igual hasta consigue construir el cohete y la nave (ojo, construirlos, lanzarlos ya es otro costal, y más con 100 personas dentro 🙂 )
    Eso sí, para un peli da.

      1. La primera, de hecho, tendría que llevar la planta de producción de metano y un campo de paneles solares para alimentarla.La segunda, probablemente también lleve equipo de superficie.

        Para la cuarta o quinta, igual ya meten unos cuantos astronautas dentro para plantar banderitas y hacer fotos y tal, cuando la ITS ya haya demostrado que puede volver a casa. Y si todo va como Musk quiere, unos años más tarde, cuando en Marte ya se esté en plena construcción de una ciudad, entonces sí que se metería a la gente en la nave de cien en cien, probablemente porque cada ventana de lanzamiento saldrían varias naves en dirección a Marte.

        La gente se confunde mucho con los plazos: Musk describió el sistema cuando ya lleve operacional varios años y las misiones sean rutinarias, hablando de cientos o de miles de vuelos en cada ventana. ¿El primer vuelo? El primer vuelo será muy distinto, si es que lo hay algún día.

  13. Yo creo que se pasan de rosca, se han pasado más de tres pueblos… se han pasado tres paises mínimo.

    El plan puede hacerse, pero a qué ritmo? Hay muchos elementos de ese plan que deben testearse primero a conciencia, hay que probar todos esos sistemas: reentradas, reutilización de primeras y segundas etapas monstruosas, transporte de decenas de personas, soportes vitales… demasiados retos y novedades de golpe.

    El hombre ha llegado muy lejos, y muchas veces fué gracias a visionarios que fueron tachados de locos. Pero también es cierto que algunos visionarios acabaron en realidad siendo locos megalómanos de verdad, y fueron apeados de su pedestal, y sus visiones enterradas en el cementerio de los imposibles. Veremos qué le depara el futuro a Musk y su plan.

Deja un comentario