Jielong 1: un nuevo microlanzador orbital chino

El número de microlanzadores chinos no para de aumentar. El 17 de agosto de 2019 a las 04:11 UTC despegó un nuevo cohete orbital chino de pequeño tamaño desde el centro espacial de Jiuquan. Esta vez el lanzador era el Jielong 1, un cohete de combustible sólido de cuatro etapas que puso en órbita tres pequeños satélites (Qiancheng 01, Tianqi 2 y Xingshidai 5). El pasado 25 de julio la empresa iSpace se convirtió en la primera compañía privada china en alcanzar la órbita mediante un microlanzador, el Hyperbola 1, El éxito de iSpace tuvo lugar tras los fallos de los microlanzadores OS-M1 y Zhuque 1, fabricados por las empresas OneSpace y LandSpace, respectivamente. Sin embargo, el Jielong 1 (捷龙一号, «dragón ágil» en mandarín, pero traducido de forma un tanto imprecisa como Smart Dragon 1 o SD-1 en inglés) no ha sido desarrollado por una de estas nuevas empresas espaciales chinas, sino por China Rocket una compañía hija de la poderosa corporación estatal CALT (China Academy of Launch Vehicle Technology), a cargo del desarrollo de los grandes lanzadores chinos Larga Marcha.

Cohete Jielong 1 (Weibo: @航天见闻).

El Jielong 1 es un lanzador de cuatro etapas de combustible sólido de 19,5 metros de longitud, 1,2 metros de diámetro y que tiene una masa al lanzamiento de 23,1 toneladas. Es capaz de situar 200 kg de carga útil en una órbita heliosíncrona de 500 kilómetros de altura. Esta capacidad lo convierte en una especie de hermano menor del pequeño Larga Marcha CZ-11 o el Kuaizhou 11 (KZ-11), otros lanzadores de tres o cuatro etapas de combustible sólido desarrollados por CALT a partir del misil DF-31. Al igual que el CZ-11, el Jielong 1 se lanza desde un transporte móvil (TEL, Transporter-Erector-Launcher) que lleva el lanzador en posición horizontal y lo coloca en vertical antes del lanzamiento, como si fuera un misil balístico. CALT quiere lograr que el precio de cada kg puesto en órbita por el Jielong 1 sea de unos treinta mil dólares o menos.

Partes del SD-1 (CALT).
El lanzador en su TEL (Xinhua).

La novedad del Jielong 1 es que la cuarta etapa está colocada dentro de la cofia sobre la carga útil. Es decir, el conjunto carga útil-cuarta etapa está situado al revés, una disposición singular para un lanzador espacial, pero que es común en algunos misiles balísticos, en los cuales las cabezas nucleares se colocan ‘hacia abajo’ (por ejemplo, el lanzador ruso Volná, basado en un misil balístico lanzado desde submarinos, empleaba esta configuración). El Jielong 1 es el último de una larga serie de microlanzadores que China está desarrollando a un ritmo imparable. Pekín ha usado todo tipo de técnicas para cumplir este objetivo. Algunos lanzadores, como los CZ-11, KT-2, KZ-1A y KZ-11, han sido creados por empresas estatales directamente. Otros, como los Hyperbola 1, Zhuque 1, OS-M1 han sido desarrollados por empresas privadas a las que se les ha dado acceso a la tecnología de misiles de combustible sólido, mientras que otros, como el New Line 1, están siendo construidos por empresas privadas desde cero sin transferencia directa de tecnología. Por último, el gobierno chino ha incentivado la creación de compañías privadas por parte de empresas estatales para comercializar en el mercado internacional algunos lanzadores, como el KZ-1A (Feitian 1) o el Jielong 1.

Colocación de la carga útil en la cofia (CALT).
Lanzamiento del SD-1 (Xinhua).

El objetivo de China es disponer de una flota competitiva de lanzadores de pequeño tamaño que sirva, por un lado, para reponer y desplegar las megaconstelaciones de satélites que se prevé poner a punto en los próximos años y, por otro lado, para disponer de un sistema de lanzamiento de pequeños satélites de respuesta rápida en caso de conflicto. Estas empresas chinas no tienen acceso directo al mercado occidental por culpa de la legislación estadounidense que impide la transferencia de tecnología (ITAR) al país asiático, así que su objetivo es el mercado interno chino —en plena explosión— y el de países aliados o amigos. Pese a todo, es difícil que todos estos lanzadores consigan sobrevivir a esta etapa inicial y lo más probable es que solo queden unos pocos que sean rentables económicamente (por supuesto, además de aquellos de propiedad pública para los cuales la rentabilidad no es un objetivo fundamental).

Otra vista del lanzador (Weibo: @航天见闻).
Microlanzadores chinos.



34 Comentarios

  1. No comprendo por qué China está opsecionada con tener tantos de estos cohetes de combustible sólido si con uno basta y sobra al menos que lo que realmente busquen es desarrollar un ICBM con capacidad orbital lo cual sería gravísimo
    PD : gracias Daniel por mantenernos bien informado 😀👍

      1. No no no el df5 no tiene capacidad orbital pasa lo mismo que con el mítico R7 soviético es un ICBM sud ovital pero puede poner pequeñas cargas en órbita pero no una cabeza nuclear de hecho los primeros satélite Chinos eran microsatélites y además china firmó el tratado de no poner armas nucleares en el espacio🤓

        1. Mal ejemplo de Martinez, pero tienen capacidad sobradísima… El DF 41 puede poner el órbita sobradamente una cabeza nuclear, lleva de normal entre 3 y 12… así que sí, puede hacerlo.

  2. El artículo dice «Las empresas chinas no tienen acceso directo al mercado occidental por culpa de la legislación estadounidense que impide la transferencia de tecnología (ITAR) al país asiático». Si EEUU no vetase a las empresas chinas el acceso a la tecnología espacial americana, ¿Las empresas occidentales tendrían acceso la tecnología de misiles de combustible sólido que el gobierno chino ha puesto a disposición de empresas privadas chinas?. No sé, pero no veo a los chinos compartiendo tecnologías sensibles que además les ha costado sus dineros desarrollar.

    Sin embargo,desde el buenismo europeo se urge a empresas y agencias espaciales a colaborar con todos, compartir todo, exponer todo, publicar todo. Pero que güenos semos¡¡

    1. Supongo que en cualquier otro contexto podría interesarnos el tema. Pero concretamente en este caso NO es para nada interesante que las empresas europeas de aquí y de allá adquiriesen la tecnología de misiles de combustible sólido chino. Vamos, es que ni regalada la quiero.
      ¿estamos locos o qué? ¿Sabes lo autodestructivos que somos los europeos? A veces es mejor no secar el Pantano de Camarina, como ya dijo Carl Sagan.

      1. Según Martínez, los cohetes de combustible sólido son dentro del ámbito de los ingenieros aeroespaciales, pirotecnia. Lo interesante son los cohetes de combustible como Meta/LOX, H/O o cosas parecidas. El futuro son combustibles líquidos. Además de que son menos contaminantes (gases tóxicos, contaminación de la buena y no CO2 o H20), se pueden recargar usando ISRO en Marte o la luna.

        1. Es un dicho mordaz, para meterse con los ingenieros de sólidos:

          «Los sólidos son pirotecnia, no cohetería»

          En la práctica sí que son cohetería, claro. Pero en mi opinión, son el primer paso de la cohetería: los cohetes de «pólvora».
          Los cohetes de propelente líquido, más sofisticados, serían el segundo paso.
          ¿El tercer paso? Ahora mismo parecen ser los cohetes nucleares. En la práctica, ya veremos.

          1. Hace ya mucho tiempo, en mi etapa de estudiante y espoleado por un compañero de clase, nos dedicamos a fabricar cohetes de combustible solido. Eso si, lo hacíamos todo, la pólvora, el cuerpo y el lanzamiento. Llegamos a hacerlos hasta de 2 etapas. Fue muy divertido (bueno a mis padres no le parecía tan divertido, ¿por que seria?).

            En aquellos años no había internet, así que toda la info la sacábamos de la Biblioteca. Una vez después de haber hecho muchas fotocopias el bibliotecario nos dijo si íbamos a construir una bomba o que (toda la info era sobre diferentes tipos de pólvoras y o explosivos, su composición y como fabricarlos). Así que para tranquilizarlo le dijimos que éramos estudiantes de FP química (era cierto) y que construíamos cohetes en plan afición…Y ya no se volvió a preocupar (o eso nos pareció)

            Al final, ese compañero se mudo y perdí el contacto con él (Si estas leyendo este blog «hola Angel») y de los cohetes no he vuelto a hacer. Quien sabe donde estaría ahora si hubiese seguido (je, je)

  3. Me pregunto si desde esta multitud de iniciativas chinas no llegará un momento en que decidan abrir algún centro de lanzamiento fuera de China, en zona ecuatorial, por ejemplo Kenia. O algún otro país más favorable para lanzamientos pero que a su vez tenga una relación estable con China.

    1. Kenia, podría ser perfecta, también podrían colaborar con Yibuti, donde ya tienen bases Militares…

      Y sino quizás Brasil, con la cual ya tienen acuerdos espaciales, y les ayudaría a darle vidilla a la base Alcántara…

  4. Por favor, dejemos el término «buenismo» que ni existe ni creo que pueda justificarse su uso.
    Si China tiene la tecnología para poner satélites en órbita de forma barata y eficaz Europa debería aprovechar cualquier oportunidad que se le ofrezca para ir aprendiendo del que lo hace tan bien o mejor.
    Pirotecnia tenemos en España por un tubo pero no hemos conseguido aun poner un satélite en órbita utilizando lanzadores de combustible «pirotécnico».
    Ojalá más empresas y centros de investigación españolas metieran proyectos en lanzadores, sondas y satélites orientales.

    1. Europa ante todo está obligado a cumplir los acuerdos ITAR, por desgracia, con el fin de seguir poder usando la tecnología de EEUU. Muy a pesar mío.

      No te confundas:
      spacenews.com/chinese-commercial-rocket-smart-dragon-1-reaches-orbit-with-first-launch/
      La semana pasada también apareció una noticia de que China otra empresa, lanzó un cohete con propelente líquido y en 2-3 años además tendrán aterrizaje de la primera etapa, al estilo F9.

      Defiendo a capa y espada el desarrollo espacial en China, aunque me parece injusto compararla con la española. Ellos tienen una economía boyante, son 1.300 millones de personas (versus 50) y además un PIB 15 veces superior al español.

      En serio que siento admiración e ilusión por el programa espacial chino. Y echo de menos que pongan más noticias sobre ello. Los encuentro muy interesantes.

      1. Rafa2, yo me refería al comentario de Pochimax de que no quería la tecnología china de misiles ni regalá. Yo lo que ni quiero es gente poniendo fronteras a todo y a todos, excepto a lo que cree que le conviene… España es capaz de desarrollar tecnología propia en cualquier campo pero NO debería rechazar la ayuda de nadie.

        1. No me gusta que España tenga tecnología de cohetes de combustible sólido. Ni propia ni ajena, incluso regalada.
          No me gusta que esa tecnología se expanda con facilidad entre los países europeos.

    1. Dado que se encuentran ambos en la cofia apuntaría a maniobra orbital sobre todo para circular la orbita. Hablo desde la mayor de las ignorancias por cierto.

  5. iSpace no parece para nada lo que entendemos en europea como una empresa privada, si el lanzador es un ICBM.
    Propaganda e intento de lavado de cara para la dictadura china, mirad occidentales yo también tengo libre mercado!

    PD: Ksp2 anunciado!!!!

    1. Mira, que China es una dictadura oligárquica, vale, pero si vas a China, verás que sí hay libre mercado, a lo que tienen no pueden llamarle comunismo ni por el forro.

      1. No dudes que el estado chino tiene mas que influencia en todas las empresas grandes o estratégicas del país, se ve cuando huawei tiene puertas traseras, se ve en casos de espionaje industrial y por supuesto se ve en estos emprendedores con un ICBM.

        1. Hombre, nos han jodido mayo con las flores, claro que sí y es una influencia más directa (que no importante) que la que pueda tener el gobierno federal en Boeing por ejemplo… pero vamos, que en todas partes cuecen habas.

    1. Esto pasa por considerar vacas esféricas de radio R en los cálculos.

      Hablando de inventar nuevos términos, ¿has leído los comentarios de Twitter?

      «Cowllateral damage»

      Ha ha, ¡qué bueno!

      1. youtu.be/_wE7aT71CKg

        Aquella solitaaaaaaria… vaca cubana 🙂
        by Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota

        .

        Referencias :

        Nordin Yusof (1999) Space Warfare: High-tech War of the Future Generation
        «There are also many cases of space debris falling back to Earth […] The first known ground fatality occurred in 1960 when parts of a crashing American rocket killed a cow in Cuba…»

        bigpictureone.wordpress.com/tag/list-of-rocket-launch-disasters/
        «In November of 1960, the second stage of a U.S. Thor rocket fell back to Earth and killed a cow grazing in Eastern Cuba…»

        en.wikipedia.org/wiki/Thor-Ablestar
        «On 30 November [1960], another launch […] failed […] This episode nearly created an international incident as parts of the Thor landed in Cuba […] Fidel Castro subsequently sold off the Thor’s engine to the Soviets and the Chinese received its thrust vectors…» 😉

        1. Joder… pues un cohete Norteamericano cayendo en Cuba en los 60, poca broma. Seguro que los malditos yankies no han pagado por esa pobre vaca socialista.

  6. Si se miniaturizan chinos a un uno % del tamaño y peso que tienen actualmente en promedio, se podrían enviar astronautas con este lanzador hasta la luna, según mis calculos.

Deja un comentario

Por Daniel Marín
Publicado el ⌚ 19 agosto, 2019
Categoría(s): ✓ Astronáutica • China • Cohetes • Comercial