Lanzamiento fallido de la nave Dragon SpX-7 (Falcon 9R)

Ya tenemos aquí el primer revés serio al que se enfrenta la empresa SpaceX en su corta y exitosa historia. El 28 de junio de 2015 a las 14:21 UTC despegó un cohete Falcon 9 v1.1/R con la nave Dragon SpX-7 (CRS-7) desde la rampa SLC-40 de la Base Aérea de Cabo Cañaveral de Florida. Dos minutos y 19 segundos después la segunda etapa explotó, causando la pérdida del lanzador y de la nave Dragon. Se trata del primer fallo catastrófico de un cohete Falcon 9 en cualquiera de sus versiones desde que este lanzador debutara en 2010. El 8 de octubre de 2012 un Falcon 9 v1.0 sufrió la explosión de uno de los nueve motores Merlin-1C de la primera etapa durante el despegue, provocando la pérdida del satélite Orbcomm FM101. No obstante, en aquella ocasión la nave Dragon CRS-1 logró alcanzar la órbita y completar su misión. SpaceX no había sufrido una pérdida total de un cohete desde el tercer lanzamiento del Falcon 1 que tuvo lugar en 2008. Este ha sido el 19º lanzamiento de un cohete Falcon 9, el 14º de un Falcon 9 v1.1 y el 6º de un Falcon 9 v1.1 en su versión reutilizable (Falcon 9R).

Momento del fallo en la segunda etapa del Falcon 9 (SpaceX).
Momento del fallo en la segunda etapa del Falcon 9 (SpaceX).

Desde el punto de vista de la logística de la estación espacial internacional (ISS), este fracaso llega en el peor momento después del fallo en el lanzamiento de la nave de carga rusa Progress M-27M el pasado 28 de abril debido a un problema de la tercera etapa del cohete Soyuz y la pérdida de la Cygnus Orb-3 el 28 de octubre de 2014 por un fallo del cohete Antares. Es la primera vez que dos naves de carga con destino a la ISS fallan de forma consecutiva. Afortunadamente, la tripulación de la ISS dispone de víveres hasta octubre y su misión no corre peligro, aunque si el lanzamiento de la siguiente nave de carga (la Progress M-28M, programada para el 3 de julio) también falla, entonces sí que se podría considerar la reducción del número de tripulantes de la ISS. Además de las Dragon y Progress, a mediados de agosto despegará la nave de carga japonesa HTV-5 y en diciembre la Cygnus Orb-4, aunque el lanzamiento de esta última podría adelantarse si es necesario.

El Falcon 9 se desintegró después de que el lanzador superase la velocidad del sonido y justo después de pasar la zona de máxima presión dinámica (Max-Q), cuando quedaban 24 segundos para que se apagasen los nueve motores de la primera etapa. De acuerdo con el CEO de SpaceX, Elon Musk, la causa del accidente se debió a una presión excesiva de helio en el tanque de oxígeno líquido de la segunda etapa. SpaceX ya había tenido anteriormente algunos problemas con la presurización de la segunda etapa, pero nunca habían terminado de forma catastrófica.

Vídeo del accidente a cámara lenta:

Junto a la Dragon CRS-7 se perdió la carga útil que transportaba la nave, que incluía material para unos 65 experimentos científicos. En el ‘maletero’ de la nave viajaba el sistema de acoplamiento IDA-1 (International Docking Adapter-1) que debía colocarse sobre el puerto de acoplamiento PMA-2 situado en la parte frontal del módulo Harmony. El PMA-2 con el IDA-1 hubiese permitido que se acoplen las futuras naves tripuladas Dragon V2 de SpaceX y CST-100 de Boeing. La NASA ya ha anunciado que ensamblará un IDA-3 con partes sobrantes para sustituir al IDA-1. El IDA-2 será lanzado por la misión CRS-9 y se instalará sobre el PMA-3. En el accidente también se perdieron ocho minisatélites Flock-1f de la empresa Planet Labs que debían haber sido puestos en órbita desde el módulo japonés Kibo.

Sistema de acoplamiento andrógino IDA-1 que iba a bordo de la Dragon CRS-7 (NASA).
Sistema de acoplamiento andrógino IDA-1 que iba a bordo de la Dragon CRS-7 (NASA).

Para esta misión estaba previsto otro intento para recuperar la primera etapa del Falcon 9. En esta ocasión se iba a usar una segunda barcaza ASDS (Autonomous Spaceport Drone Ship) como plataforma de aterrizaje bautizada como ‘Of course I still love you’.

La nueva barcaza ASDS (SpaceX).
La nueva barcaza ASDS (SpaceX).

Vídeo completo del descenso de la primera etapa del Falcon 9 de la misión CRS-6 sobre la barcaza ASDS:

La misión SpX-7/CRS-7 era la séptima de las doce que SpaceX debe llevar a cabo de acuerdo con el contrato CRS (Commercial Resupply Services) que la empresa firmó con la NASA en 2008 por un valor de 1600 millones de dólares. El contrato CRS fue posteriormente modificado para llevar a cabo quince misiones. Estaba previsto que SpaceX lanzase otras dos naves Dragon durante este año.

Emblema de la misión (SpaceX).
Emblema de la misión (SpaceX).

Manifiesto de carga de la Dragon CRS-7/SpX-7

Carga al lanzamiento: 1867 kg (1952 kg con empaquetado).

Carga presurizada en la cápsula: 1898 kg

  • Carga científica: 529 kg.
  • Víveres para la tripulación: 676 kg.
  • Equipamiento vario: 461 kg.
  • Equipamiento informático: 35 kg.
  • Equipamiento para actividades extravehiculares: 166 kg.

Carga no presurizada (sistema de acoplamiento IDA-1): 526 kg.

Carga prevista al regreso: 675 kg (620 kg sin empaquetado).

  • Carga científica: 303 kg.
  • Carga de la tripulación: 32 kg.
  • Carga varia: 20 kg.
  • Equipamiento informático: 1 kg.
  • Equipamiento para EVAs: 164 kg.
  • Basura: 100 kg.

Dragon SpX-7

La nave Dragon SpX-7/CRS-7 es una cápsula espacial construida por la empresa SpaceX para misiones de carga a la ISS. Tiene 5,9 metros de largo y 3,66 metros de ancho. Su masa precisa al lanzamiento sigue siendo secreta. La estimación más popular para las primeras Dragon -lanzadas por un Falcon 9 v1.0- era de unos 6650 kg, aunque las Dragon actuales lanzadas por los v1.1 deben rondar las 8 o 10 toneladas. La masa en seco del vehículo parece ser de 4,2 toneladas, siendo la masa máxima de combustible de 1680 kg (en la versión lanzada por el Falcon 9 v1.0). La nave está dividida en una cápsula presurizada de 4,4 metros de altura y 3,66 metros de diámetro, además de contar con un ‘maletero’ de 2,8 x 3,66 metros, con una envergadura de 16,5 metros una vez desplegados los paneles solares. La Dragon puede transportar 6000 kg de carga útil a la ISS repartidos entre la cápsula y el maletero. La cápsula puede traer un máximo de 2500 kg de carga a la Tierra, aproximadamente.

Nave Dragon de SpaceX antes de acoplarse a la ISS (NASA).
Nave Dragon de SpaceX antes de acoplarse a la ISS (NASA).

El volumen útil presurizado para la carga alcanza los 10 metros cúbicos, aunque también puede llevar hasta 14 metros cúbicos de carga no presurizada en la sección trasera. A diferencia de otras cápsulas tradicionales como la Soyuz o la Apolo, el sistema de propulsión está situado exclusivamente en la cápsula, por lo que la sección trasera no presurizada actúa como ‘portabultos’. Para el control de actitud y las maniobras orbitales, la cápsula está equipada con 18 propulsores Draco de 400 newton de empuje cada uno agrupados en cuatro conjuntos que usan tetróxido de nitrógeno y monometilhidrazina (MMH) almacenados en varios tanques con una capacidad total de 1290 kg. Los Draco funcionan con un sistema de presión mediante helio y también se usan para la maniobra de reentrada o cambio de órbita. Un par de paneles solares localizados en la sección no presurizada generan 5 kW de potencia. La Dragon usa el sistema CUCU para comunicarse directamente con la ISS, mientras que la tripulación puede controlar la nave usando el sistema CCP (Crew Command Panel). Además, la Dragon también puede usar el sistema de comunicaciones TDRSS de satélites de comunicaciones de la NASA.

C2 Dragon Chart
Cápsula Dragon (SpaceX).
IM 2012-05-31 a las 15.26.23
Dimensiones de la Dragon (SpaceX).
Cápsula Dragon CRS-6/SpX-6 (SpaceX).
Cápsula Dragon CRS-6/SpX-6 (SpaceX).

La cápsula incluye en su parte delantera un sistema de acoplamiento PCBM (Passive Common Berthing Mechanism) para unirse a los módulos del segmento norteamericano de la ISS. El sistema de acoplamiento está protegido durante el lanzamiento por un cono aerodinámico que se separa mediante pernos pirotécnicos (también usados para separar la nave del lanzador). La cápsula tiene en su base un escudo térmico primario de ablación construido usando el material PICA-X (Phenolic Impregnated Carbon Ablator) dispuesto en losetas, mientras que el resto de la cápsula está protegida por un material de ablación denominado SPAM (SpaceX Proprietary Ablative Material). Además del acceso frontal, la cápsula posee una escotilla lateral para las tareas de carga y descarga en tierra. Una vez en órbita, la Dragon abre otra escotilla que deja al descubierto las antenas y los sensores de navegación, así como el mecanismo de captura del brazo robot de la ISS. La cápsula dispone además de varios paracaídas piloto y tres paracaídas principales de 35,4 metros de diámetro para el aterrizaje. El contenedor del paracaídas está situado en la parte inferior de la cápsula, una configuración novedosa que permite mantener libre la parte frontal de la nave. La Dragon está diseñada para sobrevivir a un amerizaje en el océano Pacífico incluso en el caso de perder uno de los paracaídas. La velocidad de descenso final es de 5-5,5 m/s.

Las naves Dragon se montan en la planta de SpaceX de Hawthorne, California, donde también se encuentra el control de la misión de la empresa. El nombre de Dragon fue elegido en honor del personaje de dibujos animados Puff, el dragón mágico.

Nave Dragon CRS-6/SpX-6 (SpaceX).
Nave Dragon CRS-6/SpX-6 (SpaceX).
SpaceXDragon1
Detalle de una cápsula Dragon y su escudo térmico (SpaceX).
Captura de pantalla 2014-09-21 a la(s) 12.23.02
Secuencia de aproximación de la Dragon a la ISS (NASA).
Captura de pantalla 2014-09-21 a la(s) 12.23.11
Proceso de captura de la Dragon por el brazo robot de la ISS (NASA).
iss-web4
Configuración de la ISS (Paco Arnau).

Falcon 9R (v1.1)

El Falcon 9R es una versión modificada del Falcon 9 v1.1 dotada de un tren de aterrizaje en la primera etapa para poder ser reutilizada (además de otros sistemas asociados con la fase de retorno). El Falcon v1.1 es un lanzador de dos etapas capaz de situar 13,15 toneladas en órbita baja (LEO), que se reducen a 10,45 toneladas en misiones donde se recupera la primera etapa, y 4850 kg en una órbita de transferencia geoestacionaria (GTO) lanzado desde Cabo Cañaveral. Tiene una masa al lanzamiento de 505,85 toneladas, una altura de 63,3 metros de altura (con la nave Dragon) y 3,7 metros de diámetro. Quema queroseno (RP-1) y oxígeno líquido en sus dos etapas. El fuselaje está fabricado en una aleación de aluminio-litio, mientras que la cofia y la estructura entre las dos fases está hecha de fibra de carbono. Todos los elementos importantes del cohete han sido fabricados en EEUU por SpaceX. El sistema de separación de etapas y la cofia (en misiones de carga) es neumático y no usa dispositivos pirotécnicos, práctica habitual en la mayoría de lanzadores. De esta forma se minimizan las vibraciones en la estructura y, de acuerdo con SpaceX, se logra una mayor fiabilidad. El Falcon 9 puede ser lanzado desde la rampa SLC-40 de de Cabo Cañaveral (Florida) y desde la SLC-4E de la Base de Vandenberg (California), aunque en el futuro también despegará desde un nuevo centro de lanzamiento situado en Boca Chica (Texas). El precio de cada lanzamiento del Falcon 9 es de 56,5 millones de dólares de acuerdo con los datos suministrados por SpaceX.

3m3mm21
El Falcon 9R con la Dragon CRS-7 en la rampa (SpaceX).
Tren de aterrizaje de la primera etapa del Falcon 9 de la CRS-6/SpX-6 (SpaceX).
Tren de aterrizaje de la primera etapa del Falcon 9 de la CRS-6/SpX-6 (SpaceX).

El nombre de Falcon viene de la famosa nave Halcón Milenario de las películas de Star Wars. La existencia de la versión Falcon 9 v1.1 fue hecha pública el 14 de mayo de 2012 cuando la NASA anunció que había modificado el contrato con SpaceX en vista de la intención de la compañía de introducir un nuevo diseño mejorado del Falcon 9 distinto al presentado en el contrato original. Oficialmente, la denominación de este lanzador no es Falcon 9 v1.1, sino simplemente ‘Falcon 9 mejorado’ (upgraded Falcon 9), aunque en realidad se trata de un vector completamente distinto.

222
Diferencias entre el Falcon 9 v1.0 y v1.1 (SpaceX).

La primera etapa dispone de nueve motores Merlin 1D de ciclo abierto que generan un empuje de 5885 kN al nivel del mar o 6672 kN en el vacío. Los nueve motores están dispuestos en una configuración octogonal denominada octaweb, con un motor adicional en el centro. Como comparación, en el Falcon 9 v1.0 los nueve Merlin 1C estaban situados en una matriz rectangular de 3 x 3. Con el octaweb se minimizan los riesgos en caso de explosión de un motor. De acuerdo con SpaceX, los Merlin 1D son más eficientes y baratos que los Merlin 1C. Al igual que éstos, los Merlin 1D tienen capacidad para soportar varios encendidos, lo que permite probarlos en la rampa antes de cada lanzamiento (una práctica única en el mundo) y, eventualmente, permitir la recuperación de la primera etapa. El Falcon 9 puede perder un motor durante el lanzamiento y aún así completar su misión, siendo el único cohete en servicio con esta capacidad. Los nueve motores Merlin funcionan durante 180 segundos.

Captura de pantalla 2013-09-29 a la(s) 20.26.13
Nueve motores Merlin 1D en configuración octaweb (SpaceX).

La segunda etapa dispone de un único motor Merlin 1D adaptado al vacío (Merlin 1D Vacuum) con un empuje de 801 kN. Funciona durante 375 segundos. La cofia mide 13,1 x 5,2 metros y está fabricada en fibra de vidrio. La sección de unión entre las dos etapas está hecha de fibra de carbono unidas a un núcleo de aluminio.

Captura de pantalla 2013-09-29 a la(s) 20.25.15
Motores Merlin 1D (SpaceX).
Captura de pantalla 2013-07-30 a la(s) 17.43.57
Prestaciones del Falcon 9 y Falcon Heavy (SpaceX).
Captura de pantalla 2014-07-15 a la(s) 23.56.29
Plano de la rampa SLC-40 (SpaceX).
Captura de pantalla 2014-07-15 a la(s) 23.56.46
Plano del edificio de montaje (SpaceX).

Fases del lanzamiento:

  • T- 28 horas: se activa la cápsula Dragon.
  • T- 10 horas: se activa el Falcon 9.
  • T- 4 h 20 min: comienza la carga de queroseno (RP-1) en el Falcon 9.
  • T- 4 h: comienza la carga de oxígeno líquido (LOX).
  • T- 1 h 30 min: finaliza la carga de queroseno y oxígeno líquido en el Falcon 9.
  • T- 10 min: comienza la secuencia de lanzamiento automática del Falcon 9.
  • T- 10 min: comienza la secuencia automática de la Dragon.
  • T- 2 min: el director de lanzamiento de SpaceX autoriza el despegue.
  • T- 2 min: el oficial de seguridad de la USAF (RCO) autoriza el lanzamiento.
  • T- 1 min: el ordenador de vuelo se prepara para el despegue y se activa el sistema de supresión de sonido en la rampa mediante agua (sistema Niágara).
  • T- 40 s: se presurizan los tanques de propelentes.
  • T- 3 s: comienza la secuencia de encendido de los 9 motores Merlin del Falcon 9.
  • T- 0 s: despegue.
  • T+ 1 min 25 s: máxima presión dinámica (Max Q) sobre el vehículo.
  • T+ 3 min: apagado de los motores de la primera etapa (MECO).
  • T+ 3 min 5 s: separación de la primera etapa.
  • T+ 3 min 12 s: encendido del motor Merlin de la segunda etapa.
  • T+ 3 min 52 s: eyección del cono aerodinámico frontal de la Dragon.
  • T+ 9 min 11 s: apagado de la segunda etapa (SECO).
  • T+ 9 min 46 s: separación de la Dragon.
  • T+ 11 min 45 s: despliegue de los paneles solares.
  • T+ 2 h 20 min: apertura de la compuerta de los sensores GNC (Guidance and Navigation Control) para guiar los sistemas de navegación de la nave.

Día 2

Encendido de los motores Draco de la cápsula Dragon para circularizar la órbita.

Día 3

  • Se activan los sistemas CUCU (COTS Ultra-High Frequency Communication Unit) y de comunicaciones por UHF para comunicarse con la ISS.
  • La Dragon enciende los motores y se sitúa a 2,5 km de la estación, donde permanece estacionaria hasta que se decide continuar o no.
  • La Dragon enciende los motores y se sitúa a 1,2 km, donde volverá a permanecer estacionaria hasta recibir la autorización.
  • Otro encendido introduce la Dragon en el elipsoide de aproximación de la ISS. Otra parada de decisión.
  • La Dragon permanece estacionaria a 250 metros mientras los sensores Lídar fijan sus blancos en la ISS para la aproximación final.
  • La Dragon se sitúa en la vertical inferior de la ISS (R-Bar) y comienza a aproximarse a la ISS.
  • La nave se vuelve a parar a 30 metros de distancia mientras se decide si continuar el acoplamiento.
  • La Dragon se sitúa a 10 metros de la estación, donde será capturada por el brazo robot SSRMS de la ISS operado por los astronautas desde el interior.
  • La nave es acoplada al puerto nadir del módulo Harmony de la ISS.
Falcon 9 explained
Esquema del Falcon 9 por Randall Munroe en ‘inglés sencillo’ (Randall Munroe).

El lanzador en la rampa:

8ddj22 2ke92ek39k

23k3kk

Vídeo del lanzamiento:

Vídeo del lanzamiento en infrarrojo:

https://youtu.be/SP3eUoQvQyY

47 Comentarios

Participa Suscríbete

Jose ManuelJose Manuel

Esta claro que de la reutilizacion ni hablamos.
Veo bastante lejos que reutilicen la primera etapa (de la segunda ni me lo planteo)
Abaratar el acceso a LEO va a quedar lejos
Prefiero deprimirme despacio

Mario GallegoMario Gallego

Jose Manuel no creo que sea tan crítico postponer la recuperación de la primera etapa cuando vuelvan a volar ya que el incidente se produce en la segunda.
Apuesto a que el proximo vuelo de un falcon 9r van a volver a intentarlo.

JesúsJesús

Me da tan buen rollo esta empresa y su “jefe” que ayer al leer que había explotado la Falcon, me sentí hasta mal y todo. Tengo mucha confianza en ellos y esta vez tenía claro que ponían la primera etapa en vertical sobre la barcaza, pero bueno, fallos tenemos todos en todos los trabajos. El problema es que aquí hay mucho dinero de por medio y estamos todos mirando.

Pregunta… ¿por qué no le ponen a la Dragon (y a las Progress…) un sistema de evacuación como el puesto a las cápsulas con tripulación? Seguro que es más caro, pero se hubiesen recuperado todos los satélites, experimentos y víveres que la cápsula llevaba, así como la propia cápsula… En el vídeo, desde luego, parece que un momento antes de la explosión la cápsula sale despedida hacia la derecha de la imagen. Si en ese momento despliega paracaídas, igual se puede recuperar.

Un saludo

Daniel Marín

En el caso de la Progress no sale a cuenta incluir un sistema de escape porque no hay cápsula que rescatar. En el caso de las Dragon porque cuando se diseñó la Dragon 1.0 SpaceX no había previsto ningún sistema de escape. Es de esperar que para el contrato CRS-2 SpaceX ofrezca su Dragon V2 con LAS.

jose manueljose manuel

Daniel el sistema LAS de la dragon V2 es el mejor invento que se ha podido hacer

AstrofanAstrofan

Siempre tuve la sensación de que tarde o temprano tendrían un fallo catastrófico, como todos los demás lanzadores importantes que ha habido. ¡Lástima!, a corregir el fallo y levantarse de nuevo.
En los videos se ve claramente lo que debe ser la Dragon después de haberse desprendido. ¿No hay manera de poder salvarla implementando algún sistema que en un fallo como este le haga desplegar los paracaidas a una cierta altura? Por lo menos se podría salvar la carga útil interna para poder reutilizarla.

Rodolfo JaraRodolfo Jara

Parece que vemos a necesitar a Mark Watney entre los expertos que lanzan cohetes a las ISS. (Digo, antes que llegue el plazo del ultimo Sol para la ISS)

VipondiuVipondiu

Se ve que algunos de los experimentos científicos que transportaba fueron reconstrucciones de los que se perdieron en la explosión del Antares del octubre pasado. Habrá que volverlos a construir por tercera vez XD

Una par de preguntas, ¿el contrato CRS original era para 12 lanzamientos para SX y 8 para Orbital, o por cierto tonelaje? porqué el CRS-2 es por toneladas de carga específicamente, lo que me parece más lógico. ¿Y si se pierde la carga de uno de los 12 lanzamientos, significa que SX tiene que costear una decimotercera misión para cobrar íntegros los 1.600 millones?
Gracias

TxemaryTxemary

Me sumo a la duda, si tienes un contrato de X misiones, se referirá a X misiones exitosas supongo, ¿o tal vez hayan cláusulas del tipo si hay un fallo lo pagamos a pachas?

anonimoanonimo

Los lanzamientos estan asegurados, así que ni SpaceX ni la NASA van a pagar nada, según tengo entendido.

LattisNetLattisNet

Como lo vengo diciendo desde hace tiempo, si no se busca un método alternativo para escapar de la gravedad terrestre todo experimento de recuperación de etapas se las verá con este tipo de accidentes.

Hace tiempo también mencioné de algún sistema de rampa o catapulta para escapar de la gravedad, muy parecido al usado en portaaviones. Si se construye en zonas bastante altas, como los alpes suizos o en cordilleras por encima de los 3 mil metros de altura habrá un gran ahorro de costes por lanzamiento.

Daniel y los lectores más experimentados en las matemáticas involucradas deberían dedicar un artículo basado en esta propuesta.

RuneRune

Respuesta corta: si actualmente apenas hay un mercado que justifique desarrollar un cohete reutilizable, mucho menos para desarrollar un sistema que va a tener unos costes iniciales MUCHO más elevados.

Eso sí, hay alternativas que no son tan descabelladas como construir en la ladera de una montaña. Googelea el “Launch loop” para ver mi propuesta favorita. Ni nanotubos, ni de hecho ningún requerimiento por encima de los usados actualmente en la industria, excepto que el número de imanes superconductores es probablemente elevado para los estándares actuales. Aunque también está ahí el LHC, que tiene una escala de parecido orden de magnitud.

LattisNetLattisNet

Pero es que la matemática que pido ser empleada no se refiere al coste sino a la factibilidad. ¿Es posible técnicamente crear una rampa de, al menos, 5 kilómetros con sistema maglev situada a unos 3 mil metros de altura de un arco que permita lanzar una cápsula de 500Kg? Yo estoy seguro que si varias personas, además de Daniel, que leen este blog y supieran las matemáticas involucradas le dedicaran un tiempo a esta idea pudiera dar algunas sorpresas.

Creo que la ciencia avanza porque se dan pasos al frente y no a los lados.

RuneRune

Varias personas, no incluyendo a Daniel pero sí incluyendo a doctores en físicas y tal, HAN investigado esa idea. Como te digo, el proyecto de aceleración magnética para lanzamiento orbitales más viable que se ha desarrollado es el Launch Loop.

Por cierto, 3,000m no te quitan mucha resistencia aerodinámica, sobre todo cuando la velocidad final tiene que estar en torno a los 7.5km/s, y te dejan a la merced del tiempo atmosférico. A 80km como te pone el Launch Loop, es otra historia.

Enrique Moreno

¿Y por qué no aprendes tu las matemáticas que necesitas y así el tiempo necesario lo pones tú en lugar de pedir a otros que te lo regalen?
La física y matemáticas involucradas alrededor de tu propuesta son de un nivel relativamente bajo, como las que se estudian en un nivel preuniversitario, almenos a nivel de ver si la cosa tiene sentido o no lo tiene.
Por otra parte, si buscas en google, verás que ya hay estudiadas muchas de estas propuestas similares en concepto a lo que pides.
En definitiva, te animo a que seas tú el que busque tus propias respuestas y llegues a tus porpias conclusiones.

Saludos,

LattisNetLattisNet

Si lees bien, lo que he dicho en mi comentario es solo una propuesta. Son los que conocen más de matemáticas y físicas quienes deben aplicar sus conocimientos. Es como cuando denuncias un delito o un crimen: tú haces la denuncia y la polícía con sus peritos y expertos la verifican.

Si yo tuviera los conocimientos necesarios ya hubiese encontrado la respuesta. E iría más allá construyento una maqueta (sea conceptual o funcional) para explicarla bien. Lamentablemente no tengo los conocimientos adecuados y se me ha hecho muy complicado buscar ayuda ya que es tan abrumadora las referencias que uno encuentra en internet y quedo más confundido al no saber por dónde empezar.

TulTul

Se le fastidiaron las estadísticas al F9. ¿Alguien puede aportar las estadísticas de los lanzadores actuales?

JoseJose

100 % / 19lanzamientos x 1 fallo = 5,26% de fallo….

Siguen teniendo un indice muy aceptable. Recordemos que lleban menos de una decada lanzando cohetes. Demosle un margen de confianza.

yomismoyomismo

Hombre, el ratio es 1 de 6 que son vectores diferentes, como mucho se podría poner el 1 de 14 contando la versión reutilizable y la no reutilizable, pero no creo que honestamente se pueda considerar el mismo vector, tienen cambios significativos a la hora de considerar vibraciones y otras cualidades estructurales.

RuneRune

Siempre que veo estas cosas, a mí lo que me impresiona es el Soyuz. En todas sus versiones menos la 2-1, consigue fiabilidad por encima del 0.97… con números como 751/771 para el Soyuz-U, o 41/41 para el FG. ¡Lo que tiene seguir con la misma familia durante medio siglo! A SpaceX le queda mucho rato antes de conseguir un historial de vuelo como ese.

Oscar GarciaOscar Garcia

Es que llevan lanzándose desde los 70 y a un ritmo de lanzamientos muy alto. Durante todo este tiempo han podido solucionar multiples problemas de diseño y fabricación.

AntonioAntonio

Buen artículo. ¿Alguien me podría decir alguna página donde expliquen los tipos de sistema de propulsión y cosas así mas técnicas?

Pedro

Vaya con la ISS. Catorce años sin fallos de lanzamiento y luego, en menos de un año, tres. Y, para colmo, perdiendo Falcon 9 en el que muchos hemos puesto nuestras mejores esperanzas. Como curiosidad, me llama mucho la atención lo que aguanta el cohete antes de explotar. Parece que el fallo es de la segunda etapa ¡pero la primera sigue funcionando largo rato!

FERNANDO GENERALEFERNANDO GENERALE

Valla forma rara de destruirse un cohete! en definitiva otra victima de los conplegos sistemas depresuras ion con helio ,afortunada mente el futuro VULCAN no tendrá estos problemas 😉
PD: ¿corre algún peligro el lanzamiento en setiembre de satélite argentino SAOCOM 1 A ?

sebafsebaf

Fernando, hasta donde se, este lanzamiento ya está atrasado hasta 2017 incluso antes de este accidente, asi que no creo que afecte…

José PJosé P

Terrible, yo tenía las esperanzas puestas en un aterrizaje exitoso de la primera etapa… Un mal año para la ISS. La verdad que con tantos lanzamientos comerciales, da un poco de bronca que los que fallen sean aquellos con fines científicos.
Saludos!

Sergio CostasSergio Costas

Un detalle que no entiendo es ¿por qué se utiliza helio en lugar de nitrógeno, que debería ser más barato?

Daniel Marín

A veces se usa N2, pero se prefiere el He porque es más ligero, muy poco soluble en líquidos y además es inactivo a casi cualquier temperatura (es un gas noble).

TojeiroTojeiro

Supongo que si se mezcla con el combustible del tanque que presuriza bajará bastante la eficiencia del motor, precisamente por ser un gas que no reacciona facilmente.

Sergio CostasSergio Costas

Lo de que no reacciona por ser un gas noble lo sabía, pero el nitrógeno también es muy poco reactivo a las temperaturas de un tanque de almacenamiento por su triple enlace, por eso me extrañaba que no lo usasen. Lo de la solubilidad no lo sabía, y dado que no se cuan soluble es el nitrógeno, le da más sentido.

¡Gracias!

LikenLiken

Aqui en estos videos no se aprecia, pero bastante antes de la explosion, el Falcon 9 empezo a dejar una estela de humo blanco durante varios segundos y luego paro de dejar la estela. Durante ese periodo que duro la estela de humo blanco, hasta parecia que hacia un ruido diferente. A que puede ser debido esa estela? puede tener algo que ver con lo que ocurrio algo despues?

AitorAitor

Parece una típica estela de condensación. Los gases calientes que salen de los motores hacen que se condense el agua de la atmósfera en pequeñas gotitas. Se da a unas condiciones de temperaturas muy bajas y de presión muy específicas y por tanto solo a un rango de altitudes determinado que depende de las condiciones de la atmósfera. Es la misma estela que dejan los aviones. Si buscas otros videos de otros cohetes también la verás.

Fox MulderFox Mulder

Me parece recordar que leí en algún lado que la Dragon es reutilizable. ¿Esta cápsula había volado ya al espacio o al final no las están reutilizando?

VIMARAVIMARA

Total que este año se habrán podido reir los eeuusanos de los rusos y viceversa.

Una pena por los materiales y el tiempo perdidos.

LikenLiken

Lo que me extrano es que fuera una estela temporal, o en un rango concreto de alturas. No se si este fenomeno es habitual en cohetes.

2 Trackbacks

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>