OOS, el sistema espacial de lanzamiento aéreo definitivo

Los sistemas de lanzamiento aéreos son uno de los temas recurrentes de la astronáutica. Aunque se han propuesto decenas de proyectos, prácticamente ninguno ha logrado salir adelante, con excepción del pequeño Pegasus de Orbital. Propuestas tripuladas no hay tantas, pero a lo largo de los años se han presentado multitud de sistemas, desde el Spiral 50/50 hasta el MAKS, pasando por el Sänger II.

La mayoría de estos proyectos se han visto limitados por el tamaño y velocidad del avión nodriza. Lanzar una gran nave tripulada requiere de un enorme avión, lo que normalmente resulta prohibitivo desde el punto de vista económico y operacional. Aunque no siempre. Recientemente, la compañía Stratolaunch ha propuesto construir el mayor avión del mundo para lanzar cohetes -tanto tripulados como no- desde Estados Unidos. Pero el gigantesco avión de Stratolaunch palidece en comparación con algunas de las aeronaves propuestas para transportar al sistema OOS soviético de los años 80. Si no me creen, miren la siguiente imagen. Vean, vean:

Sistema de transporte aeroespacial (AKS) para transportar al avión espacial OOS (http://vadimvswar.narod.ru).

Sí, es lo que parece. Un avión gigante de 625 toneladas formado por dos fuselajes de un Antonov An-225 (todavía hoy el avión más grande del mundo) con nada más y nada menos que 40 motores a racción (!), situados tanto en el extradós como el intradós del ala. La masa conjunta del OOS y el avión alcanzaría las 1650 toneladas. Eso es pensar a lo grande y lo demás son tonterías. Y éste no era el único proyecto de mega-avión creado para transportar al OOS, como podemos ver a continuación:

Otros conceptos de aviones pesados para el transporte del OOS (http://vadimvswar.narod.ru).

Semejantes bestias debían transportar a la lanzadera reutilizable OOS (Одноступенчатый Орбитальный Самолёт, “avión orbital de una etapa”), concebida en la primera mitad de los años 80 por la oficina de diseño Túpolev. Como su nombre indica, OOS debía ser un sistema espacial tripulado de una sola etapa capaz de despegar y aterrizar como un avión convencional. Vamos, algo así como un HOTOL o Skylon soviético. Sin embargo, despegar horizontalmente desde un aeropouerto requiere transportar una enorme cantidad de combustible, así que desde un primer momento se estudió la posibilidad de lanzarlo desde una “plataforma aérea” (básicamente una aeronave de tamaño “normal”) o desde un superavión para aumentar así la masa útil del sistema.

Avión espacial de una etapa OOS (http://vadimvswar.narod.ru).

El OOS utilizaría tres motores criogénicos (hidrógeno y oxígeno líquidos) de 200 toneladas de empuje para alcanzar la órbita, aunque también se consideró el empleo de motores scramjet. Una vez en órbita, el OOS usaría estos mismos motores con queroseno y oxígeno líquido -al igual que el Burán- para realizar las maniobras orbitales. El uso de motores con tres tipos de propergoles permitiría ahorrar una masa considerable. Además, 38 pequeños reactores servirían para controlar la actitud de la nave. Debido al gran tamaño de los depósitos de combustible asociados a cualquier vehículo SSTO (Single Stage To Orbit), el OOS sólo podría transportar una tripulación de dos personas y una carga útil de 10 toneladas. La forma del orbitador era muy similar a la del Burán o el shuttle norteamericano, aunque con un fuselaje central más amplio. El escudo térmico también sería muy parecido al del Burán, a base de losetas de cerámica y de carbono-carbono. Aunque la masa al lanzamiento del OOS alcanzaría las 675 toneladas, la mayoría sería combustible. Por este motivo, la masa del vehículo al regreso del espacio sería de poco más de 100 toneladas, al igual que el Burán, lo que permitiría una velocidad de aterrizaje de apenas 240 km/h.

Temperaturas alcanzadas durante la reentrada del OOS (http://vadimvswar.narod.ru).

El OOS fue concebido como un sistema de transporte espacial avanzado capaz de sustituir al Burán alrededor del año 2000. En este sentido, fue uno más de los muchos proyectos que aparecieron en la URSS durante los años 70 y 80 con el objetivo de desarrollar un vehículo espacial reutilizable, como las lanzaderas LKS u OK-M. Proyectos de otra época, cuando el futuro de la humanidad parecía pasar por el espacio y cuando las naves reutilizables se perfilaban como la única alternativa posible. O sea, justo lo contrario que en la actualidad.

Referencias:


11 Comentarios

Participa Suscríbete

AnonymousAnonymous

Pues Daniel que quieres que te diga, la belleza de esta propuesta es magnifica. Lo malo es que menuda pista de aterrizaje se necesitaría!
Bueno, esperemos que la empresa privada, diseña, construya y haga volar algo reutilizable que baje el precio del billete (me gustaría ir al espacio antes de jubilarme, solo me quedan ¡22 años!…hi,hi)

Saludos de Carlos(ea3hah)

AnonymousAnonymous

Hola:
Me encanta ver estos proyectos. La verdad es que sobre el papel quedan genial pero todos sabemos que las posibilades reales de estos aparatos son nulas, con 40 motores y ese tamaño las tensiones estructurales las soportará…. ¿qué material?, yo propongo que lo pinten de caborita…y de paso hacerle con 200 motores y del tamaño de la estrella de la muerte de “Star wars” o con un sistema de condensadores de Fluzo.

AnonymousAnonymous

Está claro: hay que invertir en sistemas de propulsión más eficientes, no hay otro camino. Se necesita un salto parecido al que supuso el motor de reacción respecto del pistón… Y dejarnos de gigantismos.
Juanan

cienciaficcionuruguaya

Daniel, me gustaria saber si este tipo de cohetes o lanzaderas podrian ser lanzados con rampas, como se lee en algunos libros o peliculas. es viable esa idea de rampas en angulo? que avion!!! nada mas puedo decir sobre esto. pero si el avion falla como se salva la lanzadera en pleno vuelo???

TxemaryTxemary

Un conjunto de 1650 toneladas… 11 veces el airbus A380 11 veces!!!!!! casi 3 Antonov A225!!!! qué estaban fumando… Quiero decir… menos mal que eran rusos y no de Bilbao porque si no le ponen 80 motores.

Esto me suena a las propuestas para carteles de los años 40 y 50 (lo que hoy serían proyectos de ppt) de ciudades aéreas y mónstruos aereos con motores nucleares.

AnonymousAnonymous

Esto si que es pensar a los grande :). pero hablando en serio, esta la duda de si un avion de ese tipo podria construirse con la tecnologia de la epoca y actual.

AnonymousAnonymous

Daniel:
Enhorabuena por los posts de astronaútica-ficción. Lástima que sean sólo eso. Me gustaría saber si tienes intención de poner alguno con las “ciudades lunares” de la NASA que tan comunes eran a finales de los 60.

Daniel Marín

El OOS era simplemente un estudio conceptual. Nada más. Me ha parecido más que curioso por el monstruoso tamaño del avión nodriza. En cuanto a las ciudades en la Luna, algún día hablaré de ellas. Molan montón. Y si tienen condensador de fluzo, mejor que mejor.

@Miguel: sí, es un tema bastante estudiado. Ahí está el RD-701, por ejemplo: http://www.buran.ru/htm/rd-701.htm

Saludos.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>