Primer lanzamiento del cohete Lijian 1 (Zhongke 1A), el cohete chino de combustible sólido más potente

Por Daniel Marín, el 29 julio, 2022. Categoría(s): Astronáutica • China • Cohetes • Comercial • Lanzamientos ✎ 57

El 27 de julio de 2022 a las 04:12 UTC, la empresa CAS Space lanzó el primer cohete Lijian 1 desde la rampa 43 del complejo 130 del centro espacial de Jiuquan. Así, de primeras, podríamos pensar que estamos ante el lanzamiento de uno más de los muchos cohetes de pequeñas dimensiones desarrollados por una de las decenas de empresas chinas dedicadas a lanzadores orbitales comerciales, pero en este caso hay dos factores que hacen de esta misión algo destacable. Lo primero es que CAS Space no es una empresa del montón, sino que se trata de una subsidiaria de nada más y nada menos que de la Academia China de las Ciencias (CAS), uno de los protagonistas del programa espacial chino. Segundo, porque el Lijian 1 no es precisamente pequeño y ya se ha convertido en el cohete chino de combustible sólido más potente en servicio, desplazando de ese puesto al Larga Marcha CZ-11, desarrollado y operado por el conglomerado estatal CASC. De hecho, el Lijian 1 es muy similar en prestaciones al cohete Vega, uno de los pilares de la flota de lanzadores europea. En esta misión inaugural el Lijian 1 puso 6 satélites en órbita.

Lanzamiento inaugural del Lijian 1/Zhongke 1A. En el cohete aparece el texto ‘Lijian 1’ y ‘Academia de las Ciencias de China’ (CAS Space).

El Lijian 1 (力箭一号, ‘cohete potente’ o ‘cohete hábil’ en mandarín) también es conocido como Zhongke 1A (ZK-1A o 中科一号甲, ‘ciencia china’), haciendo referencia al nombre en mandarín de CAS Space, Zhongke Yuhang (中科宇航), que a su vez es una versión reducida del nombre completo, Beijing Zhongke Aerospace Exploration Technology Company, Limited (北京中科宇航探索技术有限公司). De hecho, el lanzador se había publicitado desde hace unos pocos años como ZK-1A y solo ha sido ahora coincidiendo con la primera misión que se ha dado más difusión a la denominación Lijian 1. El Lijian 1/Zhongke 1A es un cohete de combustible sólido de cuatro etapas con una longitud de 31 metros y un diámetro máximo de 2,65 metros. Tiene una masa al lanzamiento de 135 toneladas y la primera etapa carga 71 toneladas de combustible empaquetado en una carcasa de fibra de carbono, generando un empuje de 200 toneladas (la segunda etapa genera 100 toneladas, la tercera 50 y la cuarta unas 10 toneladas de empuje). Puede usar una cofia de 2,65 metros de diámetro o de 3,35 metros (en esta ocasión se usó la primera). Es capaz de colocar 1,95 toneladas en órbita baja (LEO) o 1,33 toneladas en una órbita polar heliocéntrica (SSO) de 700 kilómetros de altura. Con estas prestaciones, no solo supera al CZ-11, hasta ahora el cohete chino de combustible sólido más potente, sino incluso al CZ-6, el lanzador de propelentes líquidos de la familia Larga Marcha más pequeño, que es capaz de poner una tonelada en SSO aproximadamente (y, además, es unos 2 metros más largo que el CZ-6, además de ser más pesado).

El ZK-1A en su rampa automática de Jiuquan (CAS Space).
Características del lanzador ZK-1A (CAS Space).
Cohete ZK-1A (CAS Space).
El lanzador sin la primera etapa (CAS Space).
Detalle del transportador de la rampa (CAS Space).
Otra vista del cohete en la rampa En el cohete aparece el texto ‘Lijian 1’ y ‘Academia de las Ciencias de China’ (CAS Space).

El ZK-1A ha despegado desde unas instalaciones propias construidas en tiempo récord en el centro espacial de Jiuquan, a varios kilómetros al suroeste de las instalaciones para misiones tripuladas Shenzhou de CASC. El cohete se monta en un hangar de integración horizontal en un extremo y luego se traslada a otro hangar contiguo que cubre la rampa. Este último hangar se desplaza hacia el oeste para dejar al vector expuesto en la rampa, donde es colocado en posición vertical. CAS Space asegura que todo el proceso de traslado a la rampa y lanzamiento está altamente automatizado con el fin de reducir costes. El mercado al que se dirige el Lijian 1 es el de pequeños satélites y constelaciones de satélites, especialmente aquellos desarrollados por empresas privadas o instituciones académicas chinas. La demanda actual de lanzamientos en China es tan alta que este tipo de cargas lo tienen muy complicado para alcanzar el espacio debido a la saturación de satélites gubernamentales en los lanzadores estatales Larga Marcha, por lo que se espera que vectores como el ZK-1A puedan aliviar este atasco (y hacer negocio en el proceso). Pronto, al ZK-1A se le sumará el cohete Jielong 3 (捷龙三号) de la empresa China Rocket, subsidiaria del conglomerado estatal CALT a cargo de los Larga Marcha. El Jielong 3, con una capacidad para colocar 1,5 toneladas en SSO, tiene unas prestaciones parecidas al ZK-1A y juntos serán los mayores cohetes chinos de combustible sólido en servicio.

Rampa de lanzamiento del ZK-1A en Jiuquan. Se aprecia el hangar de integración (CNES/Airbus/Twitter: @Harry__Stranger).
Rampas comerciales y privadas en Jiuquan (Google Earth).
Integración de la carga útil en el hangar de Jiuquan (CAS Space).
El despegue y las instalaciones a vista de dron (CAS Space).

El objetivo de CAS Space es que el precio de cada lanzamiento cueste unos 70 000 yuanes por kilogramo, lo que convertiría al Lijian 1 en el cohete de combustible sólido más barato del mundo. CAS Space nació hace tan solo cuatro años, en 2018, pero ya ha sido capaz de poner en servicio un cohete como el Lijian 1. El objetivo de la empresa es, no obstante, mucho más ambicioso y pasa por desarrollar lanzadores más potentes a partir del ZK-1A. En una primera fase tendríamos al ZK-1B, con dos aceleradores laterales de combustible sólido más pequeños, y el ZK-1, con cuatro. Posteriormente, se introduciría el ZK-2, que usaría tres primeras etapas del ZK-1A al lanzamiento, pudiendo colocar hasta 5,6 toneladas en órbita polar u 8 toneladas en LEO, superando de esta forma, y ampliamente, al Vega-E europeo. No obstante, en los últimos comunicados de CAS Space no se hace mención a los ZK-1B y ZK-1, por lo que es posible que la empresa haya decidido pasar directamente al ZK-2.

Lanzadores de combustible sólido de la serie Zhongke (CAS Space).
Lanzador ZK-2, que recuerda a la primera versión del Ariane 6 (en pequeño). En la última versión del diseño se ha aumentado la carga a 5,6 toneladas en SSO y la masa al lanzamiento a 445 toneladas (CAS Space).

Además de estos cohetes de combustible sólido, CAS Space quiere desarrollar los ZK-3, ZK-4A y ZK-4 de combustible líquido, los dos últimos con una primera etapa reutilizable a lo Falcon 9. El ZK-3 será la versión básica de esta familia de combustible líquido y podrá colocar 2,2 toneladas en SSO. Este lanzador iba a ser reutilizable, pero parece que finalmente no lo será. El ZK-4A sí que tendrá una primera etapa reutilizable y podrá colocar 7,8 en SSO en la versión desechable o 6,1 toneladas en la reutilizable. El miembro más potente de la familia, el ZK-4, podrá colocar 13,8 toneladas en órbita polar en su versión desechable y 10,5 toneladas en la reutilizable, por lo que estamos hablando de lanzadores de segmento medio que harán la competencia directa a los Larga Marcha de CASC, con la excepción del CZ-5. CAS Space ya ha realizado pruebas con un pequeño prototipo de despegue y aterrizaje vertical con el objetivo de desarrollar el vector suborbital reutilizable de combustible líquido ZK-5, así que nadie dude de que van en serio. Por si fuera poco, también quieren introducir el lanzador suborbital ZK-6 para vuelos turísticos, un lanzador que recuerda al New Shepard de Blue Origin. Si algo está claro es que en los próximos años se hablará mucho de CAS Space.

Familia ZK, incluyendo los cohetes de combustible líquido ZK-3, ZK-4A y ZK-4 (CAS Space).
Otra vista de los futuros lanzadores ZK (CAS Space).
Prestaciones del ZK-3 y el ZK-2 (Weibo: 郑州大学文学院青年志愿者).
Futuros lanzadores de CAS Space (CAS Space).
Proyecto de cohete suborbital turístico ZK-6 de CAS Space (CAS Space).
El ZK-1A antes del despegue (CAS Space/Weibo: IN太空视界).
Otra vista del lanzamiento del ZK-1A (CAS Space).
Despegue (CAS Space).



57 Comentarios

  1. Gracias, Daniel, por tu paciencia y buen hacer a la hora de explicarnos toda esta marabunta de empresas y cohetes chinos, que es muy difícil seguirles la pista a todos.

    La cuestión es que parece que esta empresa va a seguir dando caña, a ver si es verdad. Me tiene un poco confuso todo ese montón de empresas chinas que lanzan algo y luego ya o desaparecen del mapa o no vuelven a lanzar con éxito… Es un poco raruno.

    1. Hay una demanda brutal de lanzadores en China actualmente, de ahí que surjan todas esas empresas. Y recordemos además que China tiene vetado de facto el acceso a lanzadores occidentales. Por otro lado, el gobierno central chino y los gobiernos provinciales (a veces de forma contradictoria) están promoviendo muy agresivamente la creación de empresas tecnológicas, entre las que se incluyen las de lanzadores. Por otro lado, CAS Space no es una empresa más, sino que se trata de la Academia de las Ciencias de China, así que tiene mucho apoyo estatal y presupuesto de sobra.

  2. buenos días Daniel, se sabe la capacidad a LEO y la potencia del ZK-4, seria similar a la del Falcon heavy o mas parecida a la del falcon 9?
    gracias

  3. Con todo esto del cambio climático y huellas de todo tipo ¿se sabe si hay previsto una fecha para dejar de utilizar ombustibles muy contaminantes?

  4. Interesante veiculo lanzador la pregunta es si este motor de combustible sólido se podría usar para un icbm orbital desde ya que sería un golpe de fuerza en el tablero geopolítico 🤔

    1. China tiene ICBMs de sobra. Y modelos de cohetes, mucho más prácticos como ICBMs, de hecho sus primeros cohetes de combustibles hipergólicos, eran mucho más prácticos y capaces como ICBMs que este cohete. Así que no… no es ningún puñetazo en ningún tablero.

  5. Otra empresa q se une al club, haciendo cada vez mas barato el acceso al espacio. Hay paises q hasta el dia d hoy no tiene un satelite propio, y tuvieron q alquilarle el servicio bien caro a las transnacionales o a sus vecinos.

  6. cual es el cohete mas «potente» o » con mayor carga util» que tenga como primera etapa UNICAMENTE combustible solido? (algo asi como el ares 1…pero real)

        1. ¿Y con todas las etapas sólidas, Daniel? ¿Cuál es, o ha sido, el lanzador de combustible sólido de mayor capacidad? ¿Los SRB del Shuttle cuentan, aunque ellos mismos, en sí, no hayan lanzado nada (entiéndase, en una cofia adosada a su morro)?

          Es más, por mera curiosidad: ¿un SRB hubiese podido usarse individualmente como lanzador de algo, llegado el caso?

          1. @Noel
            Dentro del proyecto Constellation (el ejercicio antes del SLS) estuvo el cohete ARES I, que se supone iba a lanzar la capsula Orion que hoy conocemos, el ARES I era un SRB ligeramente modificado.

          2. ¡Gracias!

            Interesante lo del Ares I, ya veo que SÍ se consideró en algún momento usar la enorme capacidad de un SRB como lanzador individual…

          3. @Noel
            «¿Cuál es, o ha sido, el lanzador de combustible sólido de mayor capacidad?»
            @Erick
            «pero el cohete más potente sólido apostaría que es-era el Minotaur V…»
            Ese monstruo existio, se llamo AJ-260, un titan de mas de 6 metros de diametro que fue propueto como 1era etapa de algun prototipo del cohete Saturno. http://www.astronautix.com/a/aj-260.html

          1. @Daniel E
            El Conestoga estuvo a punto de ser uno de los primeros cohetes que se lanzaria como «publicidad espacial», el estudio Columbia Pictures estuvo dispuesta a pagar 500 mil dolares por el «stunt» en un Conestoga 1620 para una pelicula donde Schwarzenegger era protagonista, proyecto del que solo quedo la maqueta.

  7. Medio offtopic (de ex-dummie cohetero de combustible sólido casero)

    Vaya cohete de combustible sólido!
    ¿Porqué estos cohetes sólidos no explotan cuando terminan el combustible, y sí explotan los de pirotecnia y fuegos artificiales? ¿Quizás por un diseño pasivo o activo de la tobera?
    No tengo previsto competir con las empresas 😉

    Para evitar o minimizar la explosión en los cohetes caseros, me preguntaba hace años, si podría servir algún truco fácil. No sé si por ejemplo hubieran servido unos orificios de escape fácil de gases, cubiertos con tapones de papel fino o frágil, en la cabeza de un cohete casero que no se desea que explote.

    Quizás se explica en anteriores entradas. O hay algún enlace bonito de preescolar o primer curso de ingenieros coheteros…🙂

    Ah, y gracias de nuevo por taaantos artículos espectaculares!
    Y igual por los comentarios! (los entretenidos, hi, hi…)

    1. Los cohetes de pirotecnia llevan dos cámaras la primera es de polvora negra comprimida para que arda progresivamente y propulse la carga superior, que se enciende con una mecha al final de la propulsión.
      La carga superior está libre y arde/explota para producir colores según sus componentes:nitrato de estroncio da color rojo, el de bario verde, el aluminio o magnesio blanco intenso.
      Los cohetes caseros explotan por no estar compactada la pólvora propulsora, pues arde toda a la vez.
      Los lanzadores espaciales llevan perclorato amonico, aluminio compactado con polímeros como polibutadieno y moldeado para que arda con empuje constante (casi).Si está fracturado el bloque propulsor puede explotar durante el vuelo por eso se les realiza un TAC de rayosX antes de ensamblarlos a un cohete.

    2. @Gibbs:

      Muy interesante, gracias.

      @Toopikatxu:

      De hecho, en los cohetes de pirotecnia domésticos, si abres la cápsula de plástico, verás las dos cámaras diferenciadas que comenta Gibbs (yo lo hice). La de abajo es pólvora comprimida en el cilindro de cartón. Luego hay un cartucho explosivo algo mayor, apoyado simplemente encima del «propulsor» y con un cabo de mecha conectándolo a él (de ahí el retraso común entre el fin de la propulsión y el estallido del cohete).

      Si abres la cápsula con cuidado, extraes la «warhead» (jajaja), y vuelves a cerrar, sin ese peso el cohete llega muchísimo más arriba (sin explosión final, claro) y además, con la «warhead» tienes un petardo «goldo, goldo» que ríete tú de los «Supergato nº5», los «Rompetochos» y los «TnT», que son los más potentes que se suelen vender para las verbenas. [Mode Gamberroquetecagas: ON]

        1. Eran travesuras de juventud, Pochi, jajaja.

          Pero, sin ir más lejos, mi suegro tiene la mano derecha con algo menos de peso que la izquierda, precisamente por andar enredando con cohetes cuando era joven. Alguna falange de menos y tal, jajaja. De hecho, se escapó de hacer la «mili», precisamente, por no poder disparar el fusil!!

          1. Ahhh… ¡qué épocas aquellas!

            Una «warhead» + tirachinas ¡insuperable! 😀

            Nunca lo hice ni lo volveré a hacer 😉

            Pero CUIDADO… la «travesura» requiere de un cómpl… confiable asistente encargado de encender la mecha cuando la tirachinas ya está «cargada», estirada y apuntando… fire in the hole!

            NO lo intente en solitario… porque así es como ocurren los «accidentes» (por otra parte merecidos, no sé el de tu suegro).

            Y CUIDADO a dónde se apunta… que esos «petardos» no son moco de gallináceo… no sea cosa que por querer hacer una «gracia» se provoque una desgracia.

            Esta NO es la típica dulce o «travesura» de Jalogüin, no señor 😉
            ¡Estáis advertidos!

          2. En aquél entonces sí que había que ir con cuidado con los cabos de mecha de los petardos.

            Normalmente había dos disponibles: uno gris como de papelillo, que normalmente era tan rápido que no te daba tiempo ni a alejar la mano tras el encendido; y el otro una mecha larga alquitranada, para los petardos más gordos.

            Cabe decir que el cabo de mecha de la «warhead» era aún más rápido que el de un petardo convencional… pero se solucionaba añadiendo más mecha: por ejemplo, la del interior de una traca (conjunto de varios petardos pequeños que explosionan en cadena, o casi).

            Actualmente todos los artículos pirotécnicos (aquí en España) vienen con una mecha verde de seguridad, que quema a unos 3cm / 10s. Dan tiempo perfectamente de encender en la mano y lanzar, sin fallo alguno. También quedan algunos con la mecha alquitranada. Como curiosidad, ambos tipos siguen quemando dentro del agua, por lo cual se pueden lanzar petardos a ésta.

            Si te vas de noche a una masa de agua y los lanzas, ves un destello bajo el agua al explosionar (pero mejor no hacerlo, que a la vida acuática le sienta como una patada en los huevos la onda expansiva y sónica de la explosión).

            P.D.: sí, lo de mi suegro fue por andar haciendo el capullo, jajajaja. Llevaba varios cohetes en la mano y encendió uno… una chispa encendió los otros sin darle tiempo y… ¡ka-boom! Tuvo mucha suerte que, precisamente en esos días, había un cirujano puntero en microcirugía en Granada, dando una conferencia, y tras operarlo durante 14 horas, le recuperó más del 80% de la mano, porque los médicos del hospital ya se la iban a amputar por la muñeca.

        2. Yo también enredé de joven con esto, pero NO lo recomiendo (estoy ileso). A un cohete pirotécnico de feria le quité el petardo e hice uno de 2 fases uniendo la parte de abajo a otro (al que también quité el «explosivo» pero dejé la caña para estabilizarlo y manejarlo), lo lancé y llegó bastante alto. Los petardos los encendí en casa y me estuvieron pitando los oídos un buen rato. Cosas (imprudencias) de juventud.

          Si quieres más info puedes poner «solid rocket surface burn design» o algo parecido en google y te das una hartá, que diría un andaluz.

  8. Hombre, los cohetes pirotécnicos excluyan porque llevan algo para evitar al final, o sea, están diseñados para eso. Cuando hacía cohetes de pólvora blanca subían hasta que se les acababa el combustible y bajaban.

    No me explotó ninguno, y los hacia de papel de embalaje pegado, ligero y resistente

      1. Por si te lo preguntas, la pólvora blanca se hace con azúcar, que es un buen combustible. Y si la pasas por un molinillo de café tiene aun mejor resultado. Yo lo hacia don azucar, nitrato potásico (con clorato potásico es mas reactiva, pero mas inestable) y azufre (en las proporciones adecuadas). Una vez pesado las cantidades en un molinillo se mezcla todo con cuidado (solo un poco de tiempo) y ya esta.
        Cogia como molde un rotulador de los mas gordos y en papel de embalar le ponía cola blanca. Se enrolla y se deja secar. Luego sacas el rotulador y metes la pólvora comprimiendola (se le puede añadir un poquito de harina para ralentizar la combustión).
        Cuando ya esta con un pincho (p. ej el de los pinchos morunos) hacia un agujero en la pólvora para una combustión homogénea.
        La Tobera era el propio final del cilindro de papel dandole forma o le colocaba una hecha con carton un poco mas duro embadurnado de pegamento.
        Una mecha sacada de petardos comerciales y a volar

        1. Por mi desconocimiento y miedo, supongo que no me atreviría a mezclar, moler, apretar… Quizás me atreviría más curioseando con cohetes caseros de botellas de agua y aire un poco comprimido.
          Pero sus apuntes seguro que inspirarán a algun profesor y taller de ciencias!
          Para los niños debe de sonar divertido lo de cohetes de pólvora blanca!
          Cohetes con azúcar y harina!
          Ooops, 😉 Ay, ay, ahora los niños preguntarán mil cosas! Como…

          ¿Y no explotan en la barriga? ¿Y si salto o nado después de comer?
          Ji, ji… 😊

          1. En una de las charlas contraincendios que me dieron en la fabrica donde trabajo, nos enseñaron como el polvo generado por transporte de la harina y/o cereales se comporta como un buen explosivo combinado con el aire. Y nos pusieron algunos vídeos de los desastre gordos que han ocurrido en algunos lugares y es para echarse a temblar.

            En el caso que nos ocupa la harina ralentiza un poco la combustión para evitar que nuestro cohete se convierta en un petardo. Hay que poner muy poca cantidad (que ahora no sabría decirte pues tengo 57 años y estas cosas las hice con 14-15 años).

            Lo que también hicimos un amigo (Angel se llamaba) es hacer cohetes con pólvora de ácido pícrico y cohetes de varias etapas; con resultados desiguales.

            Fue emocionante y divertido y mas si eres adolescente, pero con el tiempo conoci otros hobbys menos explosivos [ 🙂 ] que es el que tengo ahora. De todas formas en la red hay mucha info sobre como hacer pólvora, cohetes y demás

          2. Algo así escuché del polvo de Colacao o Nesquik, uau…

            A ver si inspira cosas menos científicas, ji, ji…
            Como las excusas para mejorar la ‘siesta’ 😊 de mamis y papis en verano, ji, ji…
            😉 «Niños! No saltar y nadar después de comer! Sinó se remueven las comidas y da corte de digestión. Y los científicos de internet dicen que incluso explota como un cohete!»
            Ji, ji…

        2. Nosotros hacíamos los cohetes con cañas de las que crecen a la ribera de los ríos( unos 13 cms de largas y unos de 3 anchas), como indefectiblemente explotaban (la P interior aumentaba con el t) le liábamos un poco de hilo de cobre y a veces- en el colmo del «diseño»- le poniamos aletas formando un poco de ángulo con el cuerpo central para que saliese girando y ganar estabilidad….pero aquello funcionaba una vez de cada 50…… daba igual el caso era enredar

  9. Y he aquí la razón por la que el Vega cada vez está más muerto en vida, ya sea el depuesto Vega, como el potencialmente fugaz Vega-C, o la futurista promesa del Vega-E.

    Si ya China, y Japón e India, que van detrás; desarrollan lanzadores competitivos sólidos. Incluso lográndolo, en detrimento de los italianos y europeos durante décadas de esfuerzo.

    El lanzador de la italiana Avio, teniendo que buscar una nueva etapa superior no-ucraniana ni rusa (lo que implica miles de millones de devaluados euros de inversión pública para ello a amortizar después en el preio o coste a cargo del erario público), está fuera de juego.

    Por lo que se entiende, viendo el lanzamiento VV21 inaugural del Vega-C sin una carga útil comercial significativa, que Ariane Group y la ESA hayan preferido priorizar los 3 últimos motores superiores RD-843 (ahora 2) supervivientes de la ucraniana Yuzhmash para probar los P120C para el Ariane 6*. Dejando el Vega y su futuro en un segundo plano de existencia.

    Luego, el Vega-C, junto al Vega y Vega-E podrán descansar en paz. Si no hay un cambio de paradigma. No pueden competir (menos aun buscando un sustituto totalmente europeo a los RD-843 y RD-0146 eslavos, lo que inflaría su coste y precio mucho más) con el Epsilon nipón, este Lijian 1 chino, el Minotaur estadounidense (además con la renovación planteada por EE.UU. de su flota de ICBMs LGM-30 Minuteman de los que deriva, lo que inundará el mercado occidental de oferta en este rango de lanzamientos por parte de la estadounidense Northrop Grumman, deseosa de blanquear sus ingresos por armas vendidas actualmente a la UE y la OTAN a cargo de su deuda soberana) o el Start-M ruso (derivado de la retirada actual del RT-2PM2 Topol-M, en favor del nuevo RS-24 Yars ambos de la corporación MITT rusa, los cuales tienen que reinvertir también sus ingentes ingresos «resilientemente» del conflicto actual, financiado por los altos precios de la energía pagados en Occidente tras muchos requiebros, ya que fuera de Rusia y en una parte del sector particular ruso tienen restricciones para su gasto con las sanciones impuestas, lo que anticipa estas inversiones en sectores estatalizados militar-tecnológicos de índole aeroespacial en el país eslavo).

    * Debiendo aun ver también, si se logra pasar del Ariane 5 a su similar (y más competitivo supuestamente) Ariane 6, equiparando a la UE al resto de competidores mundiales (Atlas V, Vulcan, Delta IV, Falcon Heavy, H-IIA/B, H3, Proton, Angara A5, CZ-5, GSLV Mk III o ULV) al fin en este rango de precios, y en qué condiciones esto se hará. Además, teniendo en cuenta el lento caso comparativo e ilustrativo de pasar del Proton-M al Angara A5 para Roscosmos de forma similar.

    Aunque, en parte en este caso del Proton y A5, dado lo rentable que era para los rusos el Proton para comercializarlo (junto al Soyuz) competitivamente al mercado occidental (repartiendo los costes propios con estos), lo que desincentivó la implementación del más caro y por amortizar Angara hasta la venida de las sanciones y el aislamiento de los mercados de Occidente mediante estas. Sin olvidar a la competencia de SpaceX en sus efectos para el Proton.

    Por tanto, cuestión que no tiene el Ariane 5 ya actualmente, dados sus elevados precios y bajo ritmo de lanzamientos respecto a la totalidad de sus competidores, que deberá resolver Ariane 6 milagrosamente. Sin acceso europeo a tecnología de reutilización industrializable, y todo pese a sus costes de desarrollo e implementación incurridos y por incurrir, y la elevada inflación en el Eurozona, que aumenta y aumentará el valor de sus costes en divisa europea del mismo, a cargar sobre cliente internacional y regional, y/o los contribuyentes europeos.

    1. Pero, GM, ahora mismo el mercado occidental está cerrado tanto para Rusia como para China. No hay «competencia» de ningún tipo por parte de esos lanzadores (salvo para satélites de algunos países no alineados o cercanos a su esfera de influencia). En realidad, ahora mismo Europa tiene una carencia de lanzadores para sus cosas.

      Lo del Vega depende, al final, de lo empecinados que estén los italianos en mantenerlo a flote o no. En mi (desinformada) opinión de cuñao, este noviembre Italia va a dejar caer el Space Rider para poder seguir manteniendo el Vega. Pero, bueno, ya veremos.

      Dices: «Por lo que se entiende, viendo el lanzamiento VV21 inaugural del Vega-C sin una carga útil comercial significativa, que Ariane Group y la ESA hayan preferido priorizar los 3 últimos motores superiores RD-843 (ahora 2) supervivientes de la ucraniana Yuzhmash para probar los P120C para el Ariane 6*. Dejando el Vega y su futuro en un segundo plano de existencia.»
      No lo entendí. Son vuelos del Vega, ¿no? Entonces? ¿qué problema hay? Es matar dos pájaros de un tiro.

      1. *A lo primero:*

        Cierto, en eso confío más en el Minotaur estadounidense o el Epsilon nipón a la hora de atraer usuarios de servicios de lanzamientos e inversiones de sistemas satelitales a EE.UU. y Japón desde la auto-sancionada Europa.

        Y quizás es la razón de que aún se sigan metiendo tantos fondos privados en las startups espaciales estadounidenses, pese a la situación económica actual en Occidente y Norteamérica, y sus persistentes problemas de fiabilidad y viabilidad; como una inversión deseable aún.

        Dado que 350 millones de europeos en la UE, sin un programa espacial de lanzadores propio desde cierta perspectiva (sólo quedando, o el Ariane 5, o el Ariane 6; no los dos a la vez, y por favor que no) no es algo que se deje pasar como oportunidad de crear una dependencia con la antigua metrópoli mundial.

        Mira a la KARI surcoreana dándose prisa por tener una iniciativa completamente nacional y competitiva, y nos tenemos que creer que esta sólo tiene en mente con este programa a sus 50 millones de coreanos, como con sus productos de Samsung y Kia previamente. Para eso el lanzador Naro ruso-coreano en servicio ya hubiera bastado, debido a que ellos no han acatado las sanciones a Rusia y mantienen con esta buenas relaciones aún.

        Y estos europeos tardarán décadas doradas para estadounidenses, nipones y coreanos (incluso indios, viendo las últimas comunicaciones de la ESA de lanzar misiones en cohetes del país indoasiático) en recuperarse (si eso, dada la competencia) de las tortas de 2014, y ahora la madre de ellas en 2022.

      2. *A lo segundo:*

        A mi parecer, son vuelos del Vega-C actuando como demostrador para el desarrollo de la etapa sólida P120C para el Ariane 6: El único futuro que resta del programa de lanzadores europeo actualmente.

        Otra cosa es que aprovecharan para lanzar en la misión VV21 una esfera geodésica inerte para experimentar con láseres desde tierra unos universitarios italianos, y algunos cubesats variados; por una masa total de 474 kg, pudiendo llevar 2.200 kg sin problemas este lanzador.

        Lo cual me parece mejor que los meros contrapesos rusos en el vuelo del Angara 1.2PP en 2014, para testar el módulo superior URM-2 (ya que el módulo booster URM-1 se probó curiosamente mediante un lanzador Naro surcoreano en 2009, 2010 y 2013) de cara al primer vuelo del Angara A5 de ese mismo año.

        Pero, si en la misión VV22 supuestamente para finales del año 2022, vuelve despegar casi vacío; quedará claro que el destino de los tres últimos Vega y sus ahora escasos motores RD-843 ucranianos era probar el P120C antes de desaparecer el programa Vega europeo en sí mismo.

        También esa sería la razón para cancelar actualmente el Vega con la etapa P80, y pasar directamente al Vega-C con la nueva etapa P120C que testar de cara al Ariane 6. Puestos a no desperdiciar más actualmente únicos en el mundo propulsores RD-843 de Yuzhmash.

        Lo cual, antes de la internacionalización de la guerra civil ucraniana desde 2014 en este 2022, se había descartado por parte de la ESA y Avio en repetidas ocasiones. A fin primero de llegar a rentabilizar y amortizar el diseño entonces actual, y no incurrir en nuevos costes que inflaran su precio por lanzamiento aún más.

        Lo cual nunca se ha logrado finalmente por todo lo sufrido en el programa Vega de fallos en el lanzamiento de cargas (como con el satélite SEOSAT-Ingenio de 200 millones euros*), su baja competitividad derivada, y el citado conflicto civil ucraniano y con Rusia ahora.

        * Lo irónico es que la etapa superior AVUM del cohete Vega mal montada en su cerebro electrónico de la española GMV con el motor ucraniano, elemento que propició el desastre y la pérdida del millonario satélite español, se ensambló (y se ensambla la AVUM+ del Vega-C) en Barajas (España) por parte del principalmente personal español del enclave madrileño de la corporación Airbus Defense and Space, una vez se recibieron (y reciben) los componentes de Italia, Alemania y Ucrania para la etapa superior del Vega y Vega-C; enviada luego a la Guayana Francesa para integrarla. Por lo tanto, todo el desastre quedó en casa respecto a España.

        Y ya veremos qué pasa en la planta de Barajas ante un fin próximo del Vega, y ver que retorno llega del Ariane 6 para todos los países de la ESA, y España en particular. Dada esta actividad económica y tracción laboral altamente cualificada por mantener en el país mediterráneo.

        1. También, manda huevos que el satélite español SEOSAT-Ingenio se perdiera en un lanzador europeo, con la mayor parte de componentes italianos franceses o Alemanes, y falle en una etapa cuyo cuerpo se fabrica en Alemania, que monta un motor ucraniano y una cofia suiza.

          Y que esta etapa falle por unir mal un técnico, probablemente español, su cerebro electrónico de la conocida y fiable empresa española GMV con el propulsor ucraniano en la capital de España.

          ¿No había elementos extranjeros para fallar, qué falla el español; llevando uno de los escasos vehículos que hemos lanzado en este país, el más caro y sin asegurar, y de titularidad pública?

          Me reiría, pero lo este país ya perdió la gracia hace mucho …

        2. Sí. Habrá que esperar a los otros dos vuelos. No es lo mismo el vuelo inaugural de un cohete que los vuelos siguientes (tras tener éxito). Arriesgar una carga valiosa en el vuelo inaugural no me parece una buena idea.

    2. Otro que quiere liquidar a la familia de cohetes Vega. Por de pronto, ya eliminó al Rokot por precio, seguridad y prestaciones como cohete homologado por la parte germana (bajo influencia rusa) de la ESA. En esta categoría de cohetes no hay ningún cohete ruso homologado por la ESA ni lo va a haber (lo mismo cuenta para los cohetes chinos, indios, etc.).

      El Epsilon es un cohete más caro, menos potente y menos versátil que el Vega / Vega-C / Vega-E. Y la familia Minotaur está en declive y solo está disponible para lanzamientos institucionales norteamericanos. De hecho, no han lanzado nada desde el año 2020.

      ¿De donde sacas la información que solo hay disponibles 3 motores ucranianos para la etapa AVUM de la familia Vega / Vega-C?. Las declaraciones del DG de la ESA sobre este tema no afirman lo que tu escribes.

Deja un comentario