TESS: el primer año cazando exoplanetas

Por Daniel Marín, el 29 julio, 2019. Categoría(s): Astronáutica • Astronomía • Exoplanetas ✎ 46

El satélite cazaplanetas TESS de la NASA completó el 18 de julio la observación del cielo del hemisferio sur y pasó a centrarse en el hemisferio norte. El cambio de hemisferio no tiene especial importancia para TESS, situado en el espacio cislunar desde donde puede contemplar toda la bóveda celeste, pero el hito nos sirve como excusa para mirar la vista atrás y enumerar los logros alcanzados por la misión hasta el momento. TESS fue lanzado el 19 de abril de 2018 y alcanzó su órbita definitiva —de 108.400 x 376.300 kilómetros— el 30 de mayo. Su primera imagen de calidad científica —«primera luz»— la obtuvo en julio de 2018. ¿Y qué ha descubierto en este año?

TESS antes del lanzamiento (Northrop Grumman).

Pues por el momento ha confirmado la existencia de 24 planetas extrasolares. No parece mucho, cierto, pero ha descubierto otros 850 candidatos a exoplanetas. Y eso solo en su primer año. Estos candidatos podrán ser confirmados mediante instrumentos terrestres o por observaciones posteriores de TESS. Y es que la ventaja de este satélite frente al venerable telescopio Kepler es que las estrellas observadas son lo suficientemente brillantes como para ser estudiadas con telescopios terrestres con el objetivo de confirmar la presencia de planetas a su alrededor. Además, TESS ha descubierto varias supernovas y tres exocometas en el sistema de Beta Pictoris.

TESS observa el cielo dividido en 26 regiones distintas (NASA).

TESS comenzó descubriendo planetas grandes, como Pi Mensae c, HD 2174b o LHS 3844b. Pero, más recientemente, ha descubierto HD 21749c, un planeta que tiene el 89% del tamaño de la Tierra y orbita una estrella de tipo solar situada a 53 años luz del sistema solar. HD 21749c no está en la zona habitable de su estrella —es demasiado caliente—, pero fue el primer exoplaneta de tamaño terrestre descubierto por TESS. Por el momento, el planeta extrasolar más pequeño descubierto por esta misión es L 98-59b, con un 80% del tamaño de nuestro planeta. L 98-59b forma parte de un sistema formado por al menos otros dos mundos que giran alrededor de una enana roja a 35 años luz de distancia. Otro sistema estelar triple descubierto por TESS es HR 858, una estrella de magnitud 6,3 —casi visible a simple vista— situada en la constelación de Fornax.

TESS emplea el método del tránsito para descubrir planetas, como hacía el telescopio Kepler. Para ello observa fijamente cuatro regiones del firmamento en un momento dado con sus cámaras, pero a diferencia de Kepler, TESS no observará una única zona de la bóveda celeste, sino que estudiará el 85% del cielo. Por este motivo se ha dividido la bóveda celeste en 26 regiones distintas. Cada región es observada de forma ininterrumpida durante 27 días. Esto explica que la mayor parte de los nuevos miles de exoplanetas que debe descubrir tendrán periodos cortos, o sea, estarán muy cerca de sus estrellas.

Recreación de los planetas del sistema L 98-59 comparados con la Tierra y Marte (NASA).

La misión primaria de TESS se extenderá hasta julio del año que viene. En el transcurso de esta misión se espera descubrir unos 900 exoplanetas, 58 de los cuales estarán en la zona habitable. Recientemente la NASA ha aprobado una misión extendida para TESS que durará hasta octubre de 2022. En esta fase se espera descubrir unos 1300 planetas adicionales. Además, a estas cifras habrá que añadir los que se detecten mediante instrumentos terrestres usando los datos de TESS. En cualquier caso, lo importante es que ya conocemos más de 4100 planetas extrasolares —2700 descubiertos por Kepler— una cifra que no está nada mal si tenemos en cuenta que apenas han pasado dos décadas desde que se descubrió el primer exoplaneta alrededor de una estrella de la secuencia principal.

Referencias:

  • https://www.nasa.gov/feature/goddard/2019/nasa-s-tess-mission-completes-first-year-of-survey-turns-to-northern-sky


46 Comentarios

  1. Esta es una de las misiones que podríamos tener más o menos en serie, como algunos proponían por aquí.
    Con 26 TESS observaríamos prácticamente todo el cielo de manera continuada. Y a medida que se fueran estropeando, ir sustituyendo.

    Ahora es cuando entra la Ley de Godwin espacial, según la cual: “A medida que una discusión sobre el espacio en línea se alarga, la probabilidad de que aparezca una comparación en la que se mencione a SpaceX o a la Starship tiende a uno.”

    Pues eso, con una Starship los podríamos enviar todos de golpe a un precio muy barato jeje. (es un comentario medio en broma, medio en serio)

    1. Sería estupendo pero aunque se fábricasen en serie, un sueño teniendo en cuenta el coste que ha tenido esta misión, ha sido del entorno de los 300M, estoy reduciendo porque de producirse en serie los costes se reducirían así como contando con un único lanzamiento de Starship. Dejémoslo por tanto en 240M X 26 TESS = 6240M de $.

      Estamos hablando de una misión flagship y nada barata además que no estoy seguro de que los políticos que al final son los que firman los cheques le vean sentido a esta misión. Yo mismo como espacio transtornado le veo poca utilidad real en el corto-medio plazo, aunque dentro de 20 años te digo yo que le vería mucho más sentido cara a buscar un planeta exosolar al cual lanzar la primera gran misión Inter estelar pero ahora mismo ese dinero haría mucho bien en la exploración de Urano o Neptuno, mejorando los presupuestos de las sondas a las lunas de Júpiter, con una misión super avanzada a Venus de las que alguna vez se ha hablado en este blog o incluso con la dichosa gateway y el resto del programa espacial tripulado ya que puestos a hacerlo hagámoslo bien.

      1. Parece que es un paso inevitable en el futuro, el tener una red de satélites observando todas las zonas constantemente en búsqueda de planetas y otros objetos o cambios en el firmamento. Una vez más, depende del dinero y no es un reto técnico. Si Elon Musk decidiera hacer una empresa de lentes para telescopios espaciales …

        1. Os hablo de memoria pero creo recordar que aquí lo que costaba un riñón eran las CCDs, o sea, los detectores, y no tanto las lentes.
          Las CCDs las desarrolló el MIT.

        2. Paso inevitable en el futuro sí, en qué futuro, ahí está el dilema, quizá como comentan un poco más abajo no 30 como calculaba yo si no 4 TESS en el corto plazo serían útiles pero esperar a que termine por lo menos la misión secundaria hoy anunciada y ya entonces solicitar por el módico precio de 250M X 4= 1000M$ ajustando un poco más los precios podríamos colarla como de New Frontiers que quizá la NASA se tragase porque los New Frontiers los deciden ellos. Siguiendo por esa línea aunque 1000M son muchos que harían mucho bien en otras misiones, insertar aquí obsesión por una misión lo más avanzada posible ya que duraria 0, en Venus.

          Volviendo al tema original una vez estuviésemos en Marte bien asentados es decir cuando el programa tripulado haya finalizado su avance previsto para las próximas decadas, cuando esa ingente suma de dinero que requiere el programa espacial tripulado conste mi respaldo a esa inversión, en ese momento me parece que es cuando debamos fijar un nuevo objetivo para las siguientes décadas cómo se hizo tras la llegada a la luna que se fijó la órbita baja y las misiones con sondas al sistema solar como prioridades en ese momento con la pasión por el espacio una vez más en decadencia una misión de este tipo no despertara ninguna simpatía pero se aprovechará de los millones que quedaran en los presupuestos de las agencias espaciales antes de que se los recorten una vez más. Aunque quizá si esperamos todos esos años entonces intentar lanzar 30 de una tacada pero 30 keplers no TESS pero con óptica más avanzada.

    2. Existen más satélites para este objetivo en desarrollo, sólo la ESA tiene a Cheops, PLATO y ARIEL. En mi caso prefiero que se lanzara una red de satélites para buscar todos los NEOs, y tratar de catalogar todos los PHOs que existan. La misión secundaria o extendida de esta red podría ser la búsqueda de exoplanetas. A mí me encanta el trabajo de TESS, como el de antes de Kepler y el futuro de CHEOPS, pero creo que es más relevante para la humanidad el tratar de conocer con exactitud todos los objetos con, como mínimo, poder de destruir una ciudad.

  2. Tengo apuntado que inicialmente TESS se diseñó para descubrir unos 3000 exoplanetas. Va por buen camino. Para hacer balance hay que esperar a que acabe su vida útil.

  3. Además de cazar exoplanetas, teniendo en cuenta que Tess barre un 85% del cielo, ¿se podrían usar sus datos para detectar el acercamiento peligroso a la Tierra de cometas lejanos aún desconocidos?

    1. Pues no lo creo. TESS en realidad es más bien un agregado de cámaras de gran angular. Como debe observar estrellas más bien brillantes no necesita mucho más. Así que los objetos oscuros, como los cometas que todavía no estén dando cola, pues como que ni los ve.
      aquí algo de info de las cámaras. Como verás, a diferencia de Kepler que era un telescopio de un metro de diámetro esto son cámaras con lentes.
      https://danielmarin.naukas.com/2017/08/02/el-cazaplanetas-tess-tiene-la-vista-borrosa/

        1. Gracias. Entiendo que no pueda detectar la escasa luz reflejada de un cometa lejano, pero ¿podría detectar la ocultación sucesiva de estrellas por parte del cometa, como detecta planetas que cruzan por su estrella?

          1. Eeeeh, esa cuestión es más complicada!
            La verdad, sería como una ocultación de asteroides, no estoy muy puesto en eso.
            Pero no lo veo por dos razones.
            1. Baja probabilidad del suceso.
            2. Creo que las ocultaciones son muy rápidas, a veces duran segundos. Y el TESS integra a bordo la fotometría al menos cada dos minutos, por lo que la ocultación quedaría muy disimulada o incluso indetectable.

            Pero no estoy del todo seguro.

  4. Gracias Daniel por esta entrada de actualización de TESS. Leer sobre la búsqueda de exoplanetas, me encanta. Me parece increíble que cuando estudiaba el número de exoplanetas fuera 0. Y ahora haya más de 4000 candidatos muchos de ellos ya confirmados.

    Iba a decir que no entendía por qué Kepler encontró tantos y TESS tan pocos candidatos. Pero estaba equivocado : kepler encontró aproximadamente 1 al día. TESS ha encontrado el doble, hasta ahora.

    Una de las cosas que entristece un poco es lo lenta que va la luz. Si fuera 1000.000 veces más deprisa, podríamos ver tantas cosas …

      1. No las veríamos tan lejos en el tiempo… ni de ningún otro modo 😉
        Simplemente no las veríamos… porque nosotros no existiríamos.

        La velocidad “de la luz” es la velocidad de la causalidad. Es la velocidad máxima a la que dos partes cualesquiera del universo pueden “verse”, esto es, interactuar.

        Es la velocidad máxima a la que puede propagarse la información en la realidad macroescalar (de la escala molecular hacia arriba), o sea que es la velocidad máxima a la que pueden interactuar los procesos físicos… sin contar los “teletransportes” que ocurren sólo en la realidad cuántica (de la escala atómica hacia abajo).

        Por lo tanto, si la velocidad de la causalidad fuera un millón, o mil, o siquiera diez veces más rápida… imagina lo que eso significaría para, por ejemplo, las reacciones termonucleares.

        Una estrella tipo Sol explotaría como supernova instantes después de formarse, si es que puede acumular tanta masa sin explotar mucho antes. Las estrellas tal y como las conocemos no podrían existir… y nosotros tampoco 😉

        1. celeritas es ajuste para las longitudes de onda, frecuencias y colores, celeritas permite la bioexistencia por estar ajustada en el constructo del vacío espaciotemporal -en sus espacios de Hilbert y topologías aún desconocidas- Pero ¿no había un principio cosmológico que anteponer al principio antrópico que nos hace creer tan importantes? Si nunca vamos a vencer la velocidad c y no vamos a recorrer la galaxia y el universo al instante ¿para qué es tan grande el cosmos?

        2. un asunto que en los headquarters de Northrop Grumman Innovation Systemss, los compradores compulsivos de Orbital ATK, no parece desenfocarlos mucho de su objetivo de extenderse por el sistema solar, alcanzable como es y monetizar en grande sus juegos de guerra disfrazados de exploratorios al servicio de la ciencia en esas 70 UA de diámetro

  5. Aunque me gustaría conocer bien los detalles exactos, dicen que las cámaras van fenomenal y que la precisión fotométrica es 3x de la esperada: 20 ppm (¿en una hora de integración?, ni idea, no sé los detalles)
    Un planeta terrestre en torno a una estrella de tamaño solar tiene una profundidad de tránsito de unas 80-100 ppm, así que en principio TESS podría detectar planetas tan pequeños, tal y como estaba previsto.
    https://pbs.twimg.com/media/EApXGjmXsAEgaOV.jpg

  6. Sobre la misión extendida (agosto2020-octubre2022), parece que va a haber un cierto compromiso. Las imágenes completas, las Full Frame Images, tendrán integraciones más rápidas, de 10 minutos en lugar de los 30 minutos de la estrategia de la misión primaria actual.
    A cambio, posiblemente se disminuya la cantidad de objetivos de la Champions League, los que descargan los datos a tierra con integraciones de fotometría de 2 minutos, aunque parece que seguirá habiendo de estos en plan Programa de Investigadores Invitados. Imagino que es para compensar la mayor descarga de datos de las FFI. Por desgracia estamos limitados en una cosa tan secundaria como es la descarga de datos. ¡quiero enlaces láser ya!!
    https://pbs.twimg.com/media/EApVFa5WsAAqMbT.jpg
    https://pbs.twimg.com/media/EApVFa7W4AANRjQ.jpg
    https://pbs.twimg.com/media/EApVFa4XsAEaM3Q.jpg
    Por cierto, ahora estamos en el sector 14, que si no recuerdo mal era el Campo Kepler principal, muchos planetas serán reobservados este mes.
    Por otro lado, en la misión extendida se observará más la eclíptica, con lo que muchos de los planetas de la misión secundaria Kepler-K2 van a volver a ser reobservados. Eso son muchos planetas interesantes!

  7. Uno de los objetivos de TESS era encontrar 50 planetas de tamaño inferior a 4 veces el terrestre (como Urano o Neptuno, vamos) en estrellas lo suficientemente brillantes como para que luego los telescopios terrestres puedan determinar sus masas por el método de las velocidades radiales (espectroscopia).
    Llevan ya 24, les faltan 26 para el objetivo. Aunque con los tres de hoy mismo ya tendrían 27 en la bolsa.

  8. Desde luego que TESS va camino de ser un digno sucesor de Kepler. A ver cuándo podemos ver directamente planetas cómo el nuestro orbitando estrellas de tipo solar -ese sí que sería un gran avance-.

    1. Ya… eso sería tremendo. Quizá en 15 años, cuando esté en marcha la segunda generación de instrumentos de telescopios futuros como el ELT y el TMT y haya avanzado más la técnica de coronografía y óptica adaptativa. Y haciendo trampa aceptando pulpgo, digooo aceptando una estrella naranja de tipo K como “de tipo solar” jeje.

  9. Este observatorio demuestra con su éxito indiscutible que el método de ocultación es muy eficaz para buscar en el espacio pequeños objetos que no tienen luz propia. Pienso que conviene aplicar más este método para explorar también lo que tenemos más cerca, como los asteroides y cometas. Un precedente llamativo fue el ver la sombra que perfilaba el asteroide Ultima Thule sobre el fondo de estrellas.

  10. Por regla general las ocultaciones se calcula cuándo va a pasar y entonces se planifica la observación. Que ya depende de la duración del evento pero en el caso de asteroides suelen ser segundos apenas.
    Ya te digo, hay un problema para hacer esto a ciegas desde el espacio.
    ¿Qué ocurre con TESS? pues que toma una imagen cada dos segundos, pero no puede descargar tantísima información a la Tierra por su enorme peso. Lo que hace es apilar esas imágenes en grupos de 30 minutos, para que pueda caber en la tasa de descarga de datos. En algunas estrellas preseleccionadas esa cadencia es de 2 minutos.
    Así que me temo que ya sólo por eso, desde el espacio imposible. Tendrías que hacerlos desde observatorios terrestres.
    Y por otro lado, si los eventos apenas duran segundos, habría que ver cuál es la magnitud límite para tiempos de exposición tan cortos. Eso reduce tu número de estrellas de fondo y, por tanto, la tasa de eventos por pura probabilidad.

    1. Seguro que tienes razón, pero me cuesta rendirme.
      Los objetos con órbitas muy grandes, por ejemplo los del cinturón de Kuiper, se mueven muy despacio. ¿Quizá el tiempo de ocultación sería entonces suficiente para que TESS registre algunas ocultaciones, aunque no sean suficientes como para calcular su órbita?

      1. Si son ocultaciones largas, entonces quizá no habría problema.
        De verdad, estoy buscando info pero me está costando mogollón encontrarla. Por ejemplo, de la ocultación de Ultima Thule no fui capaz de ver la duración. Y en otra del caso de Plutón me pareció que sí que era mucho más grande en tiempo, pero era una gráfica que no vi claro lo que era realmente…
        Por otro lado, una estrategia de buscar en la eclíptica en vez de en todo el cielo en general, supongo que podría tener más sentido coste / eficacia.

    1. ¿Podría ser que un tiempo tan corto se deba a que la observación se hace en una dirección cercana al radio de la órbita terrestre? Entonces la velocidad a que se mueve la Tierra daría un movimiento aparente grande de Thule.
      Quizá un telescopio espacial, similar a Tess, pero que observase en dirección de la tangente de su órbita, minimizaría el movimiento aparente de los objetos de órbitas lejanas, y alargaría los tiempos de ocultación lo suficiente como para registrarlos. Si además tiene más diámetro, o sensibilidad, y más memoria que el Tess, y si se procesan sus datos por ordenadores muy potentes, quizá podríamos descubrir buena parte de los objetos pequeños que orbitan el Sol más allá de Neptuno sin esperar a enviar allí sondas que tardarían decenios en llegar.

      1. Todo on board, buena idea, asi te olvidas del cuello de botella de la descarga de datos. Pero no sé hasta qué punto se puede hacer la detección con la memoria y procesadores de la nave, en tiempo real. Me da en la nariz que nanay.
        Te queda el problema de la probabilidad o improbabilidad del suceso, que yo creo la tasa de eventos sería insignificante.
        Habría que calcularlo, claro. Mi opinión es puramente intuitiva, no basada en datos.

        1. No pensaba en que los procesadores estuvieran en la nave, sino en tierra. Supongo que con la potencia de computación actual y los datos en bruto enviados por el telescopio durante unas pocas órbitas, en cuestión de pocos años se podrían detectar muchos más objetos que los que se pueden detectar por los telescopios actuales mediante la luz reflejada o por infrarrojos.
          No tengo ni idea de si sería viable. Supongo que, como dices, la descarga de datos sería un cuello de botella, que quizá sea insalvable de momento.

          1. Bueno, Amago, más abajo, lo ha explicado muy bien. Pero yo quiero recalcar que TESS toma imágenes de gran tamaño, cada dos segundos y que no puede enviarlas a la Tierra. No sé si me explico, pesan tantos que el canal de comunicación por antenas de radio no da para tanto.
            Por eso lo que hace es procesarlas a bordo, apilarlas cada 30 minutos (hace una media de cada píxel) y las guarda en la memoria. Esas imágenes de cada 30 minutos sí que puede enviarlas a la Tierra. Ten en cuenta que gracias al apilado lo que se consigue es reducir a 1/900 las imágenes que se descargan.
            Por otro lado, el TESS también intenta solventar este problema de otra manera. Hay un grupo importante de estrellas preseleccionadas en cada campo de observación, de manera que se definen una serie de viñetas o grupos de píxles que las contienen, y de esas sí se bajan los datos, aún así sólo la media de dos minutos de fotometría.
            Por eso decía lo de hacer el procesado a bordo, es imposible descargar imágenes tomadas cada 30 minutos imagina si tuvieras que descargar imágenes tomadas en décimas o incluso centésimas de segundo.

  11. Varias cosas:
    1) Una ocultación, aún viéndola, solo te da una medición de posición. Necesitas al menos tres mediciones de un objeto para determinar su órbita. Por esto la ocultación no sirve para buscar nuevos objetos, sino para refinar las órbitas de los ya conocidos, o para determinar la forma de los objetos.
    2) Para observar en “paralelo” a la dirección orbital del objeto el telescopio necesita estar situado a una distancia semejante del sol al objeto que quieres observar. Situar un telescopio a decenas de UA no es una buena idea.
    3) Para determinar con precisión cuando empieza y termina la ocultación necesitas grabar imágenes bastante rápido, con exposiciones de solo décimas de segundo. Por esto solo sirven las ocultaciones de estrellas de mucha luminosidad. Esto hace que las ocultaciones observables sean muy infrecuentes. Hay que “ir a buscarlas”.

    No está todo perdido! Se espera que el LSST determine las órbitas y fotometría de 40.000 objetos más allá de Neptuno.

  12. Hola. Una duda: Por lo que he entendido, TESS está diseñado para detectar exoplanetas cercanos a su estrella (por el tiempo de observación de cada región celeste).

    Cuál es el motivo de este parámetro (27 días)? Se consideran más interesantes estos planetas con órbitas cercanas? Hacía la misión más económica?

    Gracias por las respuestas y enhorabuena por el blog.

    1. Primero lee (o al menos mira los diagramas de los sectores en que TESS divide la bóveda celeste) estas dos entradas:

      danielmarin.naukas.com/2018/04/19/lanzamiento-de-tess-el-cazador-de-exoplanetas/

      danielmarin.naukas.com/2018/05/01/cuantos-exoplanetas-descubrira-tess/

      .

      Ahora relee el cuarto párrafo de la presente entrada.

      .

      Dicho en otras palabras, durante su vida operativa TESS estudiará el 85% de la bóveda celeste. Por lo tanto, el tiempo dedicado a observar cada región del cielo es forzosamente limitado.

      Así pues, TESS descubrirá planetas en su inmensa mayoría con órbitas cercanas a sus estrellas, vale decir, con un periodo de traslación de días o decenas de días, no centenas de días como el caso de la Tierra por ejemplo.

      No porque a esos planetas se los considere más interesantes, sino simplemente porque, al ser sus periodos de traslación tan cortos, los tránsitos frente a sus estrellas tienen más probabilidad de coincidir con las limitadas ventanas de tiempo observacional.

      Saludos.

  13. En 2020/21 sendas sondas se dirigirán a Marte, la de la ESA-Roscosmos es la Rosalind Franklin (ExoMars) en busca de la cadena de ADN, Mars 2020 es la americana en búsqueda de la misma cadena en célula marciana. Esa prodigiosa maquinaria ADN-ARN replicativa y traductora de polipéptidos, aminonitrilos y bases aminoacídicas, donde el desafío comenzó en 1976 (y antes en 1924 con Oparin en su hipótesis abiogenética de biogeneración espontánea) con las Viking buscando vida que no encontraron (y siguió con Gilbert en 1986 y su hipótesis del mundo antiguo de ARN) y 45 años después seguirán buscando para no encontrar, la vida no vino de Marte ni fue hacia Marte -o por lo menos hasta 1976, en forma de eubacterianas colonias terráqueas pegadas a las sondas Viking I y II. Nada encontrarán. En 2021 vence otro tratado misilístico, el START-3, no lo renovarán, no acordarán y hasta lo último desafiarán: el desafío es a la vida, que no les pertenece aunque la discutan y se la intenten apropiar. No hay (algo habrá) metano en Marte, pero está, gas licuado CH4, en Titán; lo que buscan por vida extremófila no lo encontrarán, solo es su desafío al autor de la autoría, desafían a la única autoridad creadora de la realidad. No lo encontrarán en la Europa joviana, ni en el Encélado de Saturno, ni en las espectroscopías del JWST, Ariel, PLATO y demás telescopios pre-década del ’30. Esa tozudez testaruda se los lleva puestos a todos, es suicidio autodestructivo, no por ir al espacio e investigar, sino por desafiar y amenazarse con las ojivas que precedieron a nuestros cohetes y astronautas, la arrogancia ilimitada de ser algo bien-poco o bien-tan inteligentes como especie. 4030 exoplanetas confirmados en 2019 y en 2061 serán 530.000 mundos, sus atmósferas analizadas y tipificadas y sin embargo la biosfera terráquea en su plenitud, la flora extendida como aquí seguirá sin aparecer en astogeologías a granel y en todas direcciones por doquier; los xenobiólogos se empecinarán en que no puede ser, pero por desconocimiento adquirido, contrariando, ignorando y desafiando seguirán. Paul Dirac buscaba una leve indicación de que las constantes fundamentales C,h,G se desajustan y van mutando, envejecen o varían y hoy el más potente espectrómetro del VLT, ESPRESSO lo está cotejando y midiendo, tampoco podrá exhibir el hallazgo de esos corrimientos, Dirac fue profeta de la antimateria al entender mejor que otros la ecuacion de Schrödinger y reformularla como sigue, Dirac pasó a sostener entre sus 61 y 69 años, despojándose de su anterior ateísmo, y sin poder precisar mejormente la cuestión, que consideraba a Dios como un gran matemático que empleó ciencia avanzada para crear el universo, y que era skeptomai (escéptico) de que la vida haya resultado por casualidad estocástica aleatoria y dijo que «se debe asumir que Dios existe» en relación a las leyes de la física cuántica, que hasta el presente nadie puede explicar en complejidad y profundidad; Dirac hoy tendría 117 años pero No Se Conservó falleciendo a sus 82 en 1984.

Deja un comentario