Lanzamiento del Deimos 2 y otros 36 satélites (Dnepr)

Nuevo récord de puesta en órbita de satélites en un único lanzamiento. El 19 de junio a las 19:11 UTC la empresa ruso-ucraniana Kosmotras ha lanzado un cohete Dnepr (R-36MUTTH) desde el silo 13 del Área 370 de la base de Yasny (Rusia) con 37 satélites a bordo. La carga principal era el satélite español Deimos 2, el KazEOSat 2 de Kazajistán y los Hodoyoshi 3 y 4 japoneses. La carga secundaria estaba formada por los satélites AprizeSat-9 (EEUU), AprizeSat-10 (EEUU), BRITE-CA 1 (Canadá), BRITE-CA 2 (Canadá), BugSat 1 (Argentina), SaudiSat 4 (Arabia Saudí), TabletSat-Aurora (Rusia), UniSat 6 (Italia), AeroCube 6 (EEUU), Lemur 1 (EEUU), TigriSat (Italia-Irak), Antelsat (Uruguay), DTUSat 2 (Dinamarca), Duchifat 1 (Israel), Flock 1c (once unidades, EEUU), NanoSatC-Br 1 (Brasil), PACE (Taiwán), Perseus-M 1 (Rusia-EEUU), Perseus-M 2 (Rusia-EEUU), POPSAT-HIP-1, QB50P1 (Bélgica), QB50P2 (Bélgica) y PolyITAN (Ucrania). En algunas fuentes se citan 33 satélites en vez de 37 porque los AeroCube 6, Lemur 1, TigriSat y Antelsat serán desplegados una vez en órbita desde el satélite italiano UniSat 6. El Antelsat es el primer satélite uruguayo.

Deimos 2

El Deimos 2 es un satélite de observación de la Tierra de 310 kg construido conjuntamente por la empresa española Deimos Imaging y la empresa Satrec Initiative de Corea del Sur. Ha sido integrado y testeado en las instalaciones de Elecnor Deimos en Puertollano, España. Tiene unas dimensiones de 1,5 x 2,0 metros y es capaz de obtener imágenes de la Tierra con una resolución de un metro en modo pancromático (450-900 nm) gracias a su cámara EOS-D. Esta cámara posee un telescopio tipo Korsch con un espejo primario de 40 centímetros de diámetro y 5,75 metros de focal. En modo multiespectral la resolución es de 4 metros. Cada imagen barre un área de 12 o 24 kilómetros de ancho y es capaz de realizar imágenes en estéreo.

Captura de pantalla 2014-06-19 a la(s) 23.25.57
Satélite Deimos 2 (Elecnor Deimos).

El Deimos 2 está dotado de cuatro paneles solares de arseniuro de galio que proporcionan una potencia eléctrica de 450 vatios. Dispone de impulsores eléctricos a base de xenón para el control orbital y una antena en banda X para transmitir datos a 160 Mbps. Su diseño es similar al empleado en el DubaiSat 2 (lanzado en 2013) y complementará en órbita al Deimos 1, capaz de obtener imágenes de 22 metros de resolución. El Ministerio de Industria, Turismo y Comercio correrá a cargo con el 20% del coste del satélite. Las estaciones de tierra están situadas en Puertollano (España) y Svalbard (Noruega). Su vida útil se estima en siete años y estará situado en una órbita heliosíncrona de 620 kilómetros de altura.

Deimos2-4b
El Deims 2 durante la integración con el Dnepr (Kosmotras).
Captura de pantalla 2014-06-19 a la(s) 23.33.27
Rango espectral de la óptica del Deimos 2 (Elecnor Deimos).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.07.19
Satélites que trabajarán conjuntamente con el Deimos 2 (Elecnor Deimos).

KazEOSat 2

El KazEOSat 2 es un satélite de observación de la Tierra de 177 kg construido por la empresa británica SSTL y Airbus Space Systems para el gobierno de Kazajistán usando el bus SSTL-150. La imágenes poseerán una resolución de 6,75 metros y un ancho de 77 kilómetros, suficiente para controlar los recursos del país.

Listovka_Dnepr_2013_cast__1_ENG_web
Satélites principales lanzados por el Dnepr (Kosmotras).
SHM drawing
Configuración de lanzamiento (Kosmotras).

Cohete Dnepr

El Dnepr (o Dniepr, 15A18) es un cohete de tres etapas con unas dimensiones de 34,3 x 3 metros, una masa de 211 toneladas y una capacidad para poner en órbita baja (LEO) hasta 3,7 toneladas. Las dos primeras fases son en realidad un misil intercontinental (ICBM) R-36M1 (denominado R-36MUTTKh o RS-20B en Rusia y SS-18 Mod 3 en occidente) sin modificar. Usa propergoles hipergólicos en todas sus etapas (tetróxido de nitrógeno y dimetilhidracina asimétrica, UDMH). Tiene 34,3 metros de longitud y una masa al lanzamiento de 211,85 toneladas (22,35 en seco). El Dnepr se oferta en el mercado internacional por la empresa ruso-ucraniana Kosmotras, en la que participan las agencias espaciales de ambos países.

Imagen 3
Cohete Dnepr (Kosmotras).

La primera etapa tiene una masa de 208,9 toneladas (147,9 toneladas de propergoles) y unas dimensiones de 22,337 x 3 metros. Emplea un motor RD-264 (4524 – 4756 kN de empuje) de NPO Energomash. Este motor consta de cuatro motores RD-263 (15D117) de una cámara. La masa del motor es de 3600 kg y su impulso específico es de 296-316 segundos.

La segunda etapa tiene una masa de 47,38 toneladas (36,74 toneladas de combustible) y emplea un motor principal RD-0255 (755 kN) de KB Khimavtomatiki, formado por un motor principal RD-0256 y cuatro vernier RD-0257, con un empuje total de 760,28 kN y 326 s de Isp. Sus dimensiones son de 7 x 3 metros. Encima de la tercera etapa se coloca el SHM (Space Head Module), donde va instalada la carga útil. El SHM tiene una masa de 6,3 toneladas (1910 kg de combustible). Usa un motor RD-859 de cuatro cámaras y 20,47 kN de empuje. La separación de etapas se lleva a cabo “en caliente”, con el encendido de los vernier de la segunda fase mientras ésta aún está unida a la primera etapa.

El Dnepr viene dentro de un contenedor denominado TPK. El contenedor con el misil (las dos primeras etapas) es instalado en el silo (ShPU en ruso). Después, la tercera etapa es verificada y cargada con combustible para posteriormente ser acoplada con el cohete en el silo. La carga útil es integrada por separado con el SHM y es transportada hasta el silo en un vehículo apodado “Cocodrilo”, diseñado originalmente para instalar las cabezas nucleares (MIRVs) en el misil. Durante el lanzamiento, el cohete es eyectado del silo por un Generador de Presión a Pólvora (PAD) situado en la base del mismo. Una vez en el aire, los motores de la primera etapa hacen ignición.

Imagen 20
Dnepr en el silo dentro de su contenedor TPK (Kosmotras).
Imagen 12
Carga del TPK en el silo (izqda.), instalación de la carga útil (centro) y lanzamiento (dcha.) (Roscosmos).
cx_polet_1
Fases del lanzamiento de un Dnepr: 1- Ignición del PAD. 2- El cohete abandona el silo. 3- Separación del PAD. 4- Ignición de los motores del PAD para separarse del cohete. 5- Ignición de la primera etapa. 6- Separación de los anillos conectores del cohete con el contenedor TPK. 7- Despegue (Kosmotras).
Imagen 7
El “cocodrilo”: vehículo de transporte de la tercera etapa y la FHM (Kosmotras).
Imagen 10
Transporte especial para instalar la carga útil en el silo (Kosmotras/Roscosmos).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.46.47
Tipos de cofias del Dnepr (Kosmotras).

La integración tiene lugar en el Área 31 o en el Área 42 de Baikonur. Los silos de lanzamiento están situados en las Áreas 106 y 109 de este cosmódromo. El Dnepr también puede ser lanzado desde la antigua base de ICBMs de Dombarovsky (Rusia) actualmente conocida como Yasni (Ясный). El Dnepr tiene capacidad para lanzar un sólo satélite de gran tamaño o varios satélites más pequeños. En ambos casos, tras la separación de las dos primeras etapas, la tercera fase gira 180º y suelta los satélites “hacia atrás”, de manera muy similar a como se realiza la separación de los MIRV con las cabezas nucleares en la versión militar.

Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.47.47
Instalaciones de la Base de Yasni (Kosmotras).
Imagen 18
Azimuts de lanzamiento desde Yasni y Baikonur (Kosmotras).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.47.38
Flujo de trabajo antes del lanzamiento (Kosmotras).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.47.08
Características del Dnepr (Kosmotras).

Lanzamiento:

  • T-2 horas: preparativos de los equipos de telemetría terrestres.
  • T-1,5 horas: se abre la compuerta del silo.
  • T-1 hora: se activa la telemetría del vehículo durante 10 minutos para probar las estaciones terrestres.
  • T-20 minutos: activación definitiva de la telemetría. La zona de lanzamiento es evacuada.
  • T-3 minutos: el cohete tiene potencia interna. Las estaciones de telemetría comienzan a grabar.
  • T-4 s: activación del sistema de navegación.
  • T+0 s: activación del PAD.
  • T+3 s: separación del PAD.
  • T+4 s: encendido de la primera etapa.
  • T+112 s: separación de la primera etapa.
  • T+279,3 s: separación de la cofia.
  • T+284 s: separación de la segunda etapa.
  • T+289,8 s: ignición de la tercera etapa.
  • T+914,2 s: separación de la carga útil.
Captura de pantalla 2014-06-19 a la(s) 22.50.38
Fases del lanzamiento (Kosmotras).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.48.23
Fases de la misión (Kosmotras).
Captura de pantalla 2014-06-20 a la(s) 00.48.39
Trayectoria de lanzamiento (Kosmotras).
20140609_102404
Instalación de los satélites en la tercera etapa (Kosmotras).
20140529_121040
Colocación de la cofia (Kosmotras).
Deimos2-9j
Instalación de la cofia (Kosmotras).
5
La cofia (Kosmotras).

25 Comentarios

Participa Suscríbete

JagaskywalkerJagaskywalker

Gracias Daniel !

Tras los primeros 5 pases todo va nominal!

Le hemos pillado a la primera y el pase por Puertollano ha ido como la seda. Tanto el satelite como el SW de tierra (hecho todo el en DEIMOS) funcionan bien.

Por aqui muy emocionados pero con mucho trabajo todavia por delante.

Saludos

ItzalpeanItzalpean

Buenas noticias. Sabeís que número de catalogo/NORAD es el Deimos-2? Sospecho que puede ser el #40015 2014-033F, pero es solo eso, una suposición.

Carlos TCarlos T

Y me pregunto: ¿cual sera el número maximo de satelites que se podran poner en orbita de un solo lanzamiento? Esta claro que mientras sigan siendo pequeños (tipo cubesat) bastantes…pero ¿cual sera el limite?.

Enhorabuena a todos los que han visto sus lanzamientos completados…y ahora ha intentar (por mi parte) eschuchar algunos de los pequeñines que se han lanzado (la mayoria de los cubesat tienen su bajada en frecuencias de radioaficionados).

73

FRANCISCOFRANCISCO

¿Qué nivel de eficiencia tienen estos paneles de Arseniuro de Galo?
Los de silicio tradicionales llegan a un máximo de 17%… y Elon Musk acaba de comprar una empresa que promete paneles del 24% de eficiencia. Algunos decían que es para usarlos luego en el espacio… ¿son estos paneles de Arseniuro de Galo mucho más eficientes? Realmente es algo que si avanza en tecnología (la eficiencia del panel solar) redundaría en mejores sondas de inmediato (más energía, a ser usadas a mayor distancia)

TxemaryTxemary

Arseniuro de GALIO, “galo” es una errata del texto.

Y no no son “mucho” más eficientes, este compuesto es un semiconductor que, dependiendo de la técnica de fabricación “puede” ser más eficiente que el silicio, teoríacamente podría ser mucho más eficiente, pero… este material tiene la fama de ser “el material del futuro, ahora y siempre” es decir, que nunca se termina de implantar y substituir al Silicio, por muchos motivos.

Si han utilizado este compuesto será porque para la superficie de paneles de la que disponían, les faltaría un poco de margen en cuanto a rendimiento, habrán probado el arseniuro de galio y les habrña salido más económico que rediseñar unos paneles más grandes.

JoaquínJoaquín

Es realmente esperanzador para el género humano que la misma tecnología que puede destruir la humanidad sirva para salvarla.Me refiero a la utilización de los ICBM para el lanzamiento de satélites como en el caso de “Dnerp” aunque en realidad esto no es nada nuevo desde los tiempos de la V-2 los cohetes se desarrollaron con un propósito bélico y el lanzamiento de satélites ó naves tripuladas sólo se desarrollo como una misión segundaría hasta que se vio los enormes réditos tantos políticos como económicos que nos proporcionan.
Por otra parte me alegro de éxito del “Deimos”.Creo que España tiene una buena industria de construcción de satélites pero nos falta un lanzador tal y como tienen los Italianos con el “Vega”.Así que pido ánimos para mis paisanos ilicitanos de PLD para que culminen con éxito su proyecto de un cohete para lanzar cubesats porque está demostrado que hay mercado de sobra para este tipo de cohete y espero que su trabajo no se quede a medias y podamos ver lanzar nuestros cubesats sin depender del exterior.

Hilario GómezHilario Gómez

Joaquín, España renunció a construir sus propios lanzadores de satélites (en lo que a iniciativas públicas se refiere) con el fin del proyecto Capricornio en 2000. Además de diversos problemas políticos y técnicos, la principal causa de la cancelación fue el coste de los lanzamientos, que se estimaban, sólo para el primer vuelo, en más de 32 millones de dólares. Y sin haberse levantado del suelo, cuando se decidió su cancelación se habían gastado ya 40 millones de euros en el proyecto.

Pero además, el Capricornio no hubiera podido lanzar al espacio el Deimos, ya que sólo habría sido capaz de situar en órbita cargas de hasta 100 kg, y el Deimos pesa tres veces más. Precisamente, fue la necesidad de hacer atractivo el Capricornio en el mercado internacional de lanzadores (y en especial en EEUU) lo que obligó a aumentar la potencia de la tercera etapa hasta poder levantar esos 100 kg. Y es que lo que permite que un lanzador sea rentable es el número de lanzamientos: cuantos más, mejor.

Dudo mucho que España por sí misma hubiese podido realizar los suficientes lanzamientos de microsatélites de entre 50 y 100 kg como para hacer realmente rentable la inversión en ese lanzador. Y en el mercado internacional hay suficientes alternativas como para que este cohete suscitase interés. Este fue uno de los factores que hicieron decaer el programa y centrarse (creo que acertadamente) en el desarrollo de cargas útiles y de componentes de lanzadores de mayor envergadura.

De todas formas, ahora los chicos de PLD Space han retomado la iniciativa para crear un lanzador de microsatélites “made in Spain”, si bien su primer objetivo será el desarrollo de un lanzador (ARION) de cargas suborbitales y más tarde un lanzador orbital. Y todo ello con tecnologías de combustible líquido muy experimentadas que harían que los costes de lanzamiento fuesen bastante inferiores a los del Capricornio.

En cuanto al VEGA italiano, fíjate si será cara la cosa que al final el proyecto recayó en la ESA (con Italia a la cabeza del programa, en el que también participa España). Un lanzador de satélites es siempre un proyecto muy caro, aunque sea para cargas de hasta 1.500 kg (como el VEGA) y siempre será más rentable compartir los costes de desarrollo y lanzamiento con varios países que arriesgarlo todo a una carta. Yo creo que es el camino lógico, aunque hay países (Brasil, Argentina, Corea del Sur… ) que no parecen opinar lo mismo, llevados de una suerte de “nacionalismo orbital” que no creo que lleve a nada bueno.

JoaquínJoaquín

Completamente de acuerdo contigo Hilario.Esta claro que uno de los principales incovenientes de la aventura espacial es su tremendo coste y por tanto soy un gran defensor de que estos se compartan por encima de las diferencias políticas.Ahora bien,todo tiene un límite,si España quiere ser considerada una potencia espacial debe por lo menos tener una industria de cohetes para `por lo menos poder compartir la tecnología.Eso paso en Francia después de la SGM y con mucho esfuerzo y dinero se construyo el Ariane aunque con la inestimable ayuda del resto de países de la ESA.

Hilario GómezHilario Gómez

Sí, eso es cierto lo que dices de la industria coheteril, pero Francia, como el Reino Unido, EEUU, Rusia, China, Israel y otras potencias “espaciales” son potencias espaciales porque primero han sido potencias nucleares (con la excepción del Japón, que es un caso especial).

Si España no hubiese tenido que hacer frente a las consecuencias económicas y políticas de la postguerra, o si los planes del tardofranquismo de equipar al país con armas atómicas tácticas hubiesen seguido adelante, no me cabe la menor duda de que habría sido preciso desarrollar una potente industria nativa de cohetes, pues nadie quiere depender de otros en estos asuntos. Y una vez que desarrollas un misil capaz de lanzar una carga atómica a 500 ó 1.000 km de distancia, ya tienes un lanzador de satélites.

El caso de Italia es significativo: un país con un potencial demográfico como el francés y una potente industria (en el norte), ha tardado décadas en pasar de los cohetes sonda a encabezar el desarrollo del VEGA. Si Italia hubiese tenido armamento atómico, dada su posición geoestratégica, sin duda habría desarrollado un potente sector de lanzadores. Y para qué hablar de la Republica Federal de Alemania.

Puede que alguno se escandalice, pero el mundo es como es. Los casos de Israel, Irán, India, Pakistán, Francia, el Reino Unido, EEUU, China y Rusia son claros y determinantes.

JagaskywalkerJagaskywalker

¡ primera imagen descargada y procesada ! En menos de 15 horas…

Tiene muy buena pinta

Víctor LosadaVíctor Losada

Mi sincera enhorabuena a todo Deimos y especialmente a Miguel Belló, el alma mater de esta empresa. Tuve la oportunidad de conocerlo cuando coincidimos durante un tiempo en GMV y por esa razón he seguido con especial interés todo lo relacionado con esta aventura española en el mundo aeroespacial. Creo que tiene un mérito extraordinario lo que han conseguido en un período de tiempo relativamente corto.

Олег

Даниэль, запустили не 36, а 37 спутников: KazEOSat-2, Deimos-2, Hodoyoshi-3, Hodoyoshi-4, BugSat-1, SaudiSat-4, AprizeSat-9, AprizeSat-10, UniSat-6, Tigrisat, AeroCube 6, ANTELSAT, Lemur-1, BRITE-Toronto, BRITE-Montreal, NanosatC-Br1, Duchifat-1, Perseus-M1, Perseus-M2, QB50P1, QB50P2, ТаблетСат-Аврора, 11 спутников Flock-1c, POPSAT-HIP 1, PACE, PolyITAN, DTUSat-2. Кроме того, этот пуск примечателе тем, что был запущен первый россиский частный спутник – ТаблетСат-Аврора. И похоже, что этот запуск был рекордным по количеству спутников запущенных на одной ракете за один пуск – 37. Прежний рекорд так же был установлен РН Днепр.

С уважением,
Олег Г.

Daniel Marín

Вы правы, Олег. Ну вот и я именно это написал: “Deimos 2″ + 36 спутников = 37 😉
Тем не менее, благодарю вас за помощь!

Олег

Да, действительно, сразу из-за перевода не разобрал.

С уважением,
Олег Р.

anónimo (el original)anónimo (el original)

Solo espero que los rusos lancen el Angara la semana que viene y achatarren todos los excedentes de misiles y trastos similares.

Hilario GómezHilario Gómez

¿Mande?
¿Qué tendrá que ver la velocidad con el tocino?
Que el Angara despegue o deje de despegar no va a afectar para nada a la reutilización de los montones de misiles que Rusia heredó de la URSS y que si no se usan como lanzadores se convertirían en chatarra. Gracias a ellos Rusia y en menor medida Ucrania se han hecho con un buen pedazo del pastel de los lanzamientos comerciales orbitales. La pregunta en realidad sería qué hará Rusia cuando se les acaben esas reservas de misiles.

FERNANDO GENERALEFERNANDO GENERALE

Mierda esto rusos no paran de romper recor de lanzamiento .
Me alegro que los españoles ya cuenten con su propios satélites de reconocimiento
de imágenes tanto para uso civil como militar ,cosa que en mi país -argentina – tanto
por motivos económicos como políticos no loemos podido hacer.

Gabriel DomínguezGabriel Domínguez

Hace unos años tenía la sensación de que el gran peligro para el futuro de la astronáutica y las ciencias del espacio era la “chatarra espacial” acumulada en torno a nuestro planeta. Incluso se hablaba del síndrome de Kessler (colisiones en cascada) que podría resultar irreversible. Ahora tengo la sensación de que esto no preocupa demasiado y de que todo el mundo (agencias, multinacionales, microempresas, universidades, etc) está como loco colocando en órbita artefactos de todos los tamaños para las más variopintas investigaciones…
¿Cuál es el estado de la cuestión (la chatarra espacial, su peligro y posibles soluciones) en 2014?

TxemaryTxemary

Los minisatélites o nano satélites tienen una vida útil muy baja, reentran en la atmósfera en pocos años. Son lo que menos nos tienen que preocupar a la hora de habalr de chatarra espacial, a la larga son más una solución que un problema.

Ahora bien, los que son más grandes y disponen de motores para aumentar su órbita cuando esta baja, sí que parecen seguir siendo un serio problema, que no parece preocupar mucho… cosa que no termino de pillar.

José GDF

Tengo una duda acerca de los lanzamientos de múltiples cargas útiles. Una vez alcanzada la órbita, ¿continúan todos los satélites lanzados en la misma trayectoria, o en trayectorias paralelas entre sí? Porque cambiar la órbita cada uno de estos satélites por sus propios medios requeriría de bastante energía, almacenada en forma de combustibles, en cada uno de ellos.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>