Cine: Europa Report

Por Daniel Marín, el 15 agosto, 2013. Categoría(s): Astronáutica • Cine • Sistema Solar • sondasesp ✎ 61

Europa Report (Sebastián Cordero, 2013) es una película de ciencia ficción donde, por una vez y sin que sirva de precedentes, la ciencia juega un papel mucho más importante que la ficción. El argumento gira entorno a la primera misión tripulada a Europa (financiada por una empresa privada, por cierto), formada por seis astronautas de diversas nacionalidades. Durante la travesía a Júpiter la nave sufre un problema con el sistema de comunicaciones y como resultado la tripulación no puede contactar con la Tierra. Como no hay posibilidad alguna de retorno, la misión sigue adelante y lo que vemos en la película son realmente los vídeos grabados por las cámaras de la nave, siguiendo así la última moda en Hollywood de hacer films en plan documentales falsos.

La superficie de Europa según Europa Report.

No voy a destripar el argumento más allá de lo que se puede ver en el tráiler, pero podemos decir que la misión no termina precisamente bien. La trama es sólida y consigue enganchar al espectador, pero es posible que muchos la encuentren aburrida al carecer de las preceptivas dosis de acción desenfrenada y sin sentido que caracterizan las películas de ciencia ficción actuales. El director flirtea con los elementos de una película de terror -de ahí que en muchos momentos Europa Report pueda recordar a Apolo 18-, aunque lo hace de forma muy sutil. La narración está salpicada de suficientes elementos de misterio y tensión para que sea atractiva, pero siempre intentando alejarse de los tópicos de las películas descerebradas de sustos para adolescentes (antes comúnmente conocidas como ‘pelis de miedo’).

Aterrizando en Europa.

También es de agradecer que los protagonistas no cometan demasiadas imprudencias. Se nota que los guionistas han llevado a cabo un esfuerzo considerable para asegurarse de que la tripulación se comporte como seres humanos normales y no como una manada de sociópatas inadaptados incapaces de trabajar en equipo -véase Prometheus, por ejemplo-. Quizás el gran problema de Europa Report sea precisamente, además de su bajo presupuesto, cómo hacer que el retrato fiel de una misión espacial tripulada resulte ’emocionante’. Los saltos en el tiempo de la narrativa -no son precisamente flashbacks– tampoco ayudan y restan en mi opinión fluidez a la historia, aunque sirven para introducir un último y pequeño giro argumental que puede sorprender a más de uno.

Desde el punto de vista científico-técnico, Europa Report está francamente bien. No es ni mucho menos perfecta, pero cumple. La nave y los equipos recuerdan mucho a la famosa serie de docudramas de la BBC Space Odyssey: Voyage To The Planets. El vehículo interplanetario incluye unos habitáculos giratorios para crear gravedad artificial -y abaratar de paso el coste del rodaje-, así como una sección frontal que es en realidad la nave de descenso para Europa (dividida a su vez en dos cubiertas). Lo más simpático del caso es que semejante monstruo -que debe tener a ojo una masa superior a las 500 toneladas- es lanzado al espacio por un pequeño cohete Atlas V 551. En realidad lo que vemos en la película es el lanzamiento de la sonda Juno, lo que me hizo mucha gracia (cuando fui a ver el lanzamiento de Juno en 2011 no se me hubiese pasado por la cabeza que vería el despegue en una película de ciencia ficción). En la vida real, una misión así requeriría múltiples lanzamientos de cohetes gigantes y un sistema de propulsión avanzado. No olvidemos que, debido a su enorme pozo gravitatorio, Júpiter es el planeta del Sistema Solar que requiere mayor Delta-V para situar una nave en órbita alrededor suyo (a lo que debemos sumar el descenso a la superficie de Europa). Sobrevolar Venus y la Tierra permitiría reducir la Delta-V consumida por el sistema de propulsión, pero a cambio de alargar el tiempo de misión.

Mandar a seis personas a Europa parece que requiere solamente un Atlas V (NASA).
Arte conceptual de la nave de descenso (fuente).

Pero bueno, son ‘licencias artísticas’, creo que lo llaman, mejor no darle mucha importancia. Al fin y al cabo, la sonda Juno viaja rumbo a Júpiter, así que tampoco van muy desencaminados. Por criticar, también cabe mencionar como parte negativa la escena del aterrizaje en Europa o que la nave principal posee paneles solares bastante pequeños y relativamente inútiles a tanta distancia del Sol (supongo que se puede justificar su presencia como sistema de producción de electricidad cuando la nave se encuentra más cerca de la Tierra). Por otro lado, el interior de la nave está bien representado y se nota que se han inspirado en el transbordador y la estación espacial internacional (¡velcro por todos lados!). De hecho, el módulo central de la nave es claramente similar a uno de los nodos de la ISS. Los trajes espaciales también son bastante fieles, ya que se trata en realidad de escafandras EMU similares a las usadas hoy en día en el segmento norteamericano de la ISS, aunque de color gris en vez de blanco. Durante las actividades extravehiculares las escafandras adolecen del síndrome de ‘trajes de presión desinflados’ que se ve en casi todas las películas sobre el espacio, pero al menos se evita la habitual y absurda iluminación de las caras de los actores con focos situados dentro del casco.

Interior de la nave. Se nota la influencia de la ISS.
Nave tripulada a Europa.
Trajes extravehiculares de la película.

¿Y qué hay de Europa? En la película sólo podemos atisbar una pequeña zona de la superficie helada de esta luna -supongo que para ahorrar costes-, pero el paisaje está muy logrado (quizás sea un pelín demasiado abrupto). Por otro lado, la presencia de una intensa radiación en la superficie de Europa o la negrura del espacio interplanetario son algunos de los detalles que harán las delicias de los frikis espaciotrastornados que vean esta producción. En cuanto a los europanos, mejor no hablamos, que no me gustan los spoilers. Basta decir que aparecen.

Algo acecha en el hielo. Como vemos, el lugar de aterrizaje está cerca del ecuador y en el hemisferio sur de la luna.

En definitiva, Europa Report es una de las películas de temática ‘espacial’ más fieles que he visto últimamente, pero está claro que no es para todos los públicos. O mejor dicho, no todo el mundo apreciará el nivel de fidelidad en el desarrollo de la misión o los equipos. Por supuesto, esto no incluye a los lectores de Eureka, que deben verla y disfrutar de ella ya mismo, si es que aún no lo han hecho.



61 Comentarios

  1. Prometheus jajaja la guía perfecta de como no hay que ir a otro planeta. Podemos llevar una nave hasta allí, pero no vamos a mandar una sonda -o algo- antes a hacer un reconocimiento fotográfico. ¿Dónde aterrizamos? Espera, que miro por la ventanilla a ver si veo algún sitio que me parezca bueno. Sólo faltaba uno diciendo, “seguro que son los fusibles, voy al sótano”. Y los vehículos, super adecuados, vamos. Un despropósito, me partí de risa desde el minuto uno hasta que se acabó. Ya le daré un ojo a esta, gracias por la recomendación 🙂

    1. Y el capitán que al llegar al puente de mando deja la chaqueta en el respaldo de su asiento :D. Por alguna razón me pareció lo más absurdo de la película. Pero bueno, a ver cómo está ésta, y también la que va a hacer Alfonso Cuarón.

  2. Debo decir que cuando vi el trailer también me pareció algo absurdo que lanzaran la misión con un Atlas V (el que lanzó la Juno, nada menos), pero al ver la película me di cuenta de que ese lanzamiento es sólo para poner el módulo de descenso en órbita baja terrestre. En la escena del lanzamiento al espacio se ve cómo se acoplan al resto de la nave que esperaba en órbita 😉

    Y respecto a los paneles solares, una cosa que pensé al verlo criticado en otro sitio es… ¡tenían que haberle puesto paneles solares de alta eficiencia como los que llevaba la sonda Juno precisamente! Ya que mostraban tanta imagen de esta misión, es un detalle que podría haberse salvado 😀

    Por cierto, en la última foto veo que según la orientación de Júpiter, aterrizaron en medio de la “trailing side” de Europa, donde más radiación hay! Uoooops :S

    Llevaba un tiempo esperando tu opinión de la película, así que me alegro por este post 🙂 Pero he de decir que echo de menos una reseña con spoilers… Habrá que dejarlo para Bilbao 😉

    1. Ah, no me di cuenta de que la nave se ensamblaba en órbita. Tendré que verla otra vez. De todas formas, el módulo de descenso seguro que pesa más de 20 t 😉 Además, ¿dónde está la torre de escape?

      En cuanto a los paneles, no lo veo. Una nave tripulada no es Juno. Como bien sabes, Juno pudo llevar paneles solares solamente porque transporta una carga de instrumentos mínima. Una nave tripulada tendría que transportar unos paneles gigantescos. Lo de la radiación, sí, lo has clavado. ¡Eligieron el peor sitio! 🙂

      Con respecto a los espoliers, ¿sabes lo que pasa? Me fastidia tanto que me revienten una peli que no me gusta hablar del final, pero un día habrá que hablar de los europanos en detalle 🙂

      Un saludo.

    2. A ver chicos. Lo de Europa. Lo mejor es alejarse. No nos ha traido más que pobreza, paro, y problemas. Ahora en serio (creo). ¿No será el creador de la saga de “Odisea en el espacio” un masón o profeta tipo Julio Verne?. No será esta película una introducción del encuentro de vida en el espacio, para la plebe? (seguro que ya la han encontrado allí). ¿Nos están preparando?. Me da que si. Creo que me he pasado un poco.

      Agüimense (creo que un poco friki)

  3. Curiosamente ayer vi la película y me pareció científicamente bastante correcta -para ser cine-. El hecho de que la nave lleve escudos de agua contra la radiación (de los cuales tu nos hablaste en una entrada previa) hizo que subieran sus puntos bastante.
    También coincido con DarkSapiens en el sentido de que en la peli si se muestra que únicamente el módulo de mando con los astronautas es lo que lanzan con el Atlas V y en órbita se acoplan con el resto del vehículo, aunque en la fase de lanzamiento me pareció extraño que fueran sin trajes de presión como no sucedía desde 1986 (supongo que conseguir escafandras Sokol de utilería era algo difícil al haberlas acaparado todas el programa espacial chino jeje).

  4. Me gustó esta peli, si bien hay detalles que no le ayudan en muchos sentidos, el contexto, por ejemplo, de quese trata de una misión privada, estuvo muy bueno, otro punto a su favor es como tratan el asunto de la radíacion en el espacio intérplanetario, cosa que ahora que se trata de un tema en boga en círculos espaciales, lo aborda inteligentemente el filme. Quizás en este baile entre ciencia ficción y ciencia ambas se beneficien en el futuro,ya que es un problema descorazonador.

  5. Me gustó esta peli, si bien hay detalles que no le ayudan en muchos sentidos, el contexto, por ejemplo, de quese trata de una misión privada, estuvo muy bueno, otro punto a su favor es como tratan el asunto de la radíacion en el espacio intérplanetario, cosa que ahora que se trata de un tema en boga en círculos espaciales, lo aborda inteligentemente el filme. Quizás en este baile entre ciencia ficción y ciencia ambas se beneficien en el futuro,ya que es un problema descorazonador.

  6. Cuantas pelis para ver últimamente, me bajé Gagarin pervyj v kosmose (la bajé porque no creo que la pasen en cine ni salga el DVD en Argentina), pero no consigo los subtitulos en español y no entiendo nada. Si alguien los tiene y sabe donde bajarlos agradecería mucho.

  7. Muy bueno el comentario de Prometheus!! jajaja es cierto mandaron a un grupo de inadaptados a otro planeta!! Y se acuerdan los que vieron BBC Space Odyssey: Voyage To The Planets, que estaban en Pluton y hablaban por radio con cámara y pantalla en directo con un centro de control en tierra al instante en vivo y en directo?? Que lindos errores y uno es un esclavo de este cine a pesar de todo!

  8. A mi me ha gustado como han tratado el problema de las relaciones entre tripulantes en un viaje tan largo, el médico de la misión haciendo de psicólogo, el trabajo en equipo, el sacrificio por los compañeros, etc.
    Y es que estaba un poco harto de las típicas pelis de “tripulante se vuelve loco y acaba con sus compañeros”, como bien dices, se comportan como lo que son, un equipo de astronautas altamente preparados en una misión interplanetaria.

  9. Si me hablan de europanos, me acuerdo del vegetal gigante que aplastó a la Tsien en “2010” (el libro de Clarke, no la debilucha película que dejó afuera lo más emocionante del libro).

  10. Podrías hacer un post con los proyectos de misiones tripuladas a los planetas exteriores?, ya has posteado cosas bastante mas descabelladas como los espejos orbitales para iluminar el campo de batalla o el cohete gigante de madera. sería muy interesante saber si nos da el largo para tal empresa.

  11. Yo la recomiendo también. Una auténtica sorpresa, en cierto sentido me recordo a Moon por el presupuesto limitado, aunque Moon contaba con actores “caros”.

    Esta película es como si un fan de Clarke y amante de la ciencia consiguiera llevar a cabo su idea de una historia de un viaje a Europa. El montaje al principio puede confundir un poco, pero una vez que te acostumbras es simplemente una forma de contar la historia. Una grata sorpresa y que demuestra que con pocos medios se puede hacer buen cine.

Deja un comentario

Por Daniel Marín, publicado el 15 agosto, 2013
Categoría(s): Astronáutica • Cine • Sistema Solar • sondasesp